Entrevista con el alcalde de Madrid. 
 Muchos servicios de Madrid están siendo disfrutados por el Estado, y éste no paga como debiera de pagar  :   
 No hay duda que el señor Álvarez está dolido y quizá tenga motivos para ello. Él sabe que quien ocupa la Alcaldía le ha tratado con el mayor respeto. 
 ABC.    27/04/1979.  Página: 28-29. Páginas: 2. Párrafos: 29. 

ABC. VIERNES, 27 DE ABRIL DE 1979. PAG. 28.

ENTREVISTA CON EL ALCALDE DE MADRID

«Muchos servicios de Madrid están siendo disfrutados por el Estado, y éste no paga como debiera de

pagar»

«No hay duda de que el señor Alvarez está dolido y quizá tenga motivos para ello. El sabe que quien

ocupa la Alcaldía le ha tratado con el mayor respeto»

El alcalde de Madrid, don Enrique Tierno Galván, ha concedido una entrevista en exclusiva a un redactor

de la agencia Europa Press. La entrevista se ha desarrollado en el despacho oficial del alcalde.

—¿La perspectiva política del profesor Tierno Galván es la misma, siendo ya alcalde de Madrid, que ¡a

que ha mantenido a lo largo de los muchos años dé oposición?

—Las personas acostumbradas a la reflexión y que ya tenemos años, estamos en condiciones de

Interpretar desde fuera lo que pasa dentro. No me ha sorprendido, al llegar aquí, encontrarme con que la

responsabilidad es de otra índole. Ahora tengo la responsabilidad del ciudadano que opta y que decide, y

eso siempre supone una limitación y, al mismo tiempo, una servidumbre.

Pero los problemas políticos los veo lo mismo que antes, con la misma claridad. Únicamente, estando

dentro de una Institución pública de este tamaño, tengo que ser muy cuidadoso en el mantenimiento de

posiciones de moderación, para Que no se pueda producir una mínima extralimitación; es un principio

que las izquierdas hemos postulado y que estoy cumpliendo al pie de la letra.

PROBLEMAS BÁSICOS DE MADRID Y CALENDARIO DE PRIORIDADES

—Dentro de los problemas que tiene Madrid, ¿cuáles son los más acuciantes y qué calendarlo de

prioridades tiene para resolverlos?

—Depende, en gran parte, dé los Informes de los técnicos y de los servicios, y de algunas decisiones

Internas, como pueden ser los coches y la seguridad de Madrid —estamos intentando ver si podemos

hacer algo inmediatamente—. Por otro lado, sabemos que hay cuatro bloques «ue son perentorios, pero

necesitamos ver el presupuesto para 1979, acoplarlo siempre contando con la ayuda suplementaria de la

Administración. Una de las grandes preocupaciones es la circulación, que hay que estudiar a corto, medio

y largo plazo. A medio plazo, tenemos ideas claras para evitar el agobio que lleva a la asfixia.

El otro gran problema es la vivienda. Estamos ya viendo todas las necesidades, y nos pondremos en

contacto con e! Ministerio correspondiente.

El tercer gran problema es el medio ambiente, en el que entran los jardines, plazas, atmósfera más limpia,

que los ruidos disminuyan. Hay que ayudar a los madrileños a que convivan, porque nos quejamos de que

se convive poco, pero ayudamos poco a convivir. Estamos ya trabajando en cosas concretas, pero

necesitamos poner en funcionamiento los órganos internos del Ayuntamiento.

ALTAS AUTORIDADES ME HAN TESTIMONIADO BUENA VOLUNTAD

—¡Puede el Gobierno «aislar» & los Ayuntamientos con mayoría de Izquierdas, de forma especial en las

grandes ciudades?

—No creo que lo haga, por varias razones. En principio, porque a mí me han testimoniado buena

voluntad altas autoridades del Estado. En segundo lugar, porque sería un testimonio de absoluta

irracionalidad; crear problemas a nivel municipal sería crear problemas al Estado. El Estado tiene ya

muchos problemas, y no pienso que incurra en la necesidad de aumentarlos. En tercer lugar, porque,

dando la vuelta al argumento, si los Municipios van bien, el Estado va a ir mejor. Incluso podemos ayudar

muchísimo a la economía, porque la tranquilidad municipal va a significar aumento de Inversión de una u

otra manera.

Por consiguiente, si, frente a todo esto, el Estado o los partidos que están en dispositivos de Gobierno

fueren contra el equilbirio, la estabilidad y la sensatez que buscan los Municipios de izquierdas sería un

crimen de «lesa patria».

CREO QUE HABRÁ OPOSICIÓN EN EL AYUNTAMIENTO

—¿Cómo Ve usted a la oposición dentro del Ayuntamiento de Madrid?

—Aún no hemos articulado lo que se puede llamar la oposición, pero creo que va a haber oposición. Y

me parece normal. Pero será una oposición aglutinada, y va a mantenerse en las generalidades. Pero en

los hechos, no habrá oposición, porque no puede haberla; en todo caso, habrá desacuerdo, pero no

oposición. Lo concreto nos llevará a la necesidad de estar de acuerdo y a usar el sentido común. Y no creo

que nadie se vaya a negar a esto.

—-¿Cree usted que se pueden plantear desacuerdos entre socialistas y comunistas después del pacto

alcanzado?

—No fueron acuerdos ideológicos; la pugna surgiría en seguida. Los desacuerdos entre la Izquierda nacen

siempre de diferencias: ideológicas; pero en las cosas concretas no va a haber desacuerdos, porque se han

llegado a pactos sabiendo lo que tiene qué hacer cada cual. En estas cuestiones concretas el Ayuntamiento

es un órgano ejecutiva, no un Parlamento.

—¿El Ayuntamiento dispone de los medios suficientes, jurídicamente hablando, para poder gobernar la

ciudad?

—Hasta ahora, el Ayunta/miento es suficiente. Quizá le falte un órgano de conexión con la

Administración central. Este órgano no existe y tengo que suplirlo con visitas y llamadas telefónicas.

Salvo este engarce, el Ayuntamiento tiene las suficientes ruedas para poder funcionar. También le pueden

faltar controles políticos que cuiden globalmente de la gestión, pero esto ocurre siempre que hay un vacio

o una sustitución

APLICAR LA F1SCALIDAD QUE MADRID NECESITA

¿Cuáles son las grandes líneas maestras, en materia económica, del nuevo alcalde?

—Habrá que alcanzar la fiscalidad que Madrid necesita. Habrá que mejorar la contribución urbana. Por

otro lado, el suelo de Madrid esté, ocupado por el Estado y muchos servicios de Madrid están siendo

disfrutados por el Estado, y éste no paisa corno debería de pagar. No pensamos exprimir al ciudadano,

pero habrá que modificar las tasas, suprimiendo unas y poniendo otras. Nuestro problema es que tenemos

un tremendo délicit. Por ahora, lo que pretendemos es que no aumente ese déficit. Esto sería, en los

primeros tiempos, un logro tremendo.

NO CONTESTABA A TEMAS POLÍTICOS EN EL AYUNTAMIENTO

—No responderé a temas políticos en el Ayuntamiento, porque Quiero dar la Impresión de que realmente

soy el ftlcalde de los madrileños, y no soto de los socialistas. A los temas políticos, Que no sean

municipales, responderé en mi despacho particular o en mi casa.

LA RELACIÓN CON JOSÉ LUIS ALVAREZ

José Luis Alvarez ha sido el primer concejal al que he invitado a comer en el Ayuntamiento. La entrevista

fue cordial. No hay duda de que el señor Alvarez ceta dolido, y quizá tenga motivos para ello; él sabe

muy bien que el que ahora ocupa interinamente —cuatro años de interinidad— la alcaldía, le lia tratado

con e] mayor respeto, así como con la máxima cortesía y cordialidad.

MENSAJE A LOS ESPAÑOLES Y A LOS MADRILEÑOS

—Vamos a hacer todo lo pasible por evitar la idea de que hay un centralismo madrileño. Es una idea que

en el fondo nunca fue verdad. Ha habido un centralismo dé! Gobierno en Madrid, pero no de los

madrileños. Nos tocó un Gobierno totalitario, en Madrid y nos ha hecho mucho daño porque liemos

sufrido más los madrileños por estar cerca del Poder, que los que estando lejos no estaban tan vigilados.

Somos un municipio más, y yo quisiera acudir como representante del municipio de Madrid a, los demás

municipios, y casi prefiero iniciar esto a que vengan aquí los demás alcaldes. Esto va dirigido preferente-

mente a Cataluña, País Vasco y Galicia. Que tengan clara conciencia de que somos un municipio más, y

que ser la capital dé España no nos da ningún privilegio ni especial prioridad.

ALVAREZ Y FERNANDEZ

 

< Volver