Autor: Taboada, Carlos. 
 Municipales. El ex presidente del Gobierno habló anoche en Madrid. 
 Suárez: Hay que romper el bipartidismo     
 
 Diario 16.    19/04/1983.  Páginas: 1. Párrafos: 7. 

El ex presidente del Gobierno habló anoche en Madrid

Suárez: «Hay que romper el bipartidismo»

Carlos TABOADA

Madrid — El ex presidente del Gobierno y líder del Centro Democrático y Social (CDS), Adolfo

Suárez, transmitió anoche ánimos entre unos cuatrocientos seguidores, alguno de ellos

candidatos municipales en pueblos de la provincia.

El mensaje de Suárez fue claro y contundente: «Nuestro partido no es un apéndice del PSOE

ni se disolverá después de las elecciones. Hemos nacido con una convicción profunda de

servicio y no nos conformamos con ser un partido testimonial. Nuestro reto es consolidar el

CDS y recuperar los votos prestados que volverán en 1986 a la única alternativa real existente

para entonces, la nuestra.» Antes de Suárez tomaron la palabra el candidato autonómico por la

capital de España, Carlos Revilla, y Rosa Posada, aspirante a la Alcaldía.

El acto se celebró en un hotel y la entrada costó 1.000 pesetas. La reunión prevista para las

nueve y media de la noche se retrasó más de una hora, porque ninguno de los oradores

compareció a tiempo.

Adolfo Suárez quiso tranquilizar al público cuando dijo que sólo hablaría unos minutos, porque

«debo confesar que podría hacerlo durante dos horas seguidas. A mí esto de la política me

gusta más que a un tonto una tiza».

El máximo dirigente del CDS añadió que «es necesario romper la actual tendencia bipartidista

entre la derecha y la izquierda», y denunció la discriminación de su partido en televisión, al que

no le han concedido espacios gratuitos de propaganda, «pero seguiremos en la brecha —

continuó—.

Nuestro objetivo es consolidar el sistema democrático, afianzar el Estado de las autonomías,

favorecer la igualdad de oportunidades y una continua mejora social».

Adolfo Suárez reafirmó que el CDS «hará siempre crítica constructiva a los gobernantes, pero

nunca faltaremos al respeto personal de nuestros oponentes políticos. El diálogo es la mejor

arma de entendimiento entre todos los españoles que buscamos un país moderno, a la altura

de lo que se merece el pueblo español».

 

< Volver