Autor: Paris Eguilaz, Higinio. 
   "Programas económicos en la alternativa democrática"     
 
 El Alcázar.    10/11/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 9. 

"PROGRAMAS ECONÓMICOS EN LA ALTERNATIVA DEMOCRÁTICA"

HEMOS examinado con atención la publicación titulada "Programas económicos en la alternativa

democrática" que contiene los de seis Partidos y que en forma objetiva se pueden resumir .en la forma

siguiente.

El Partido comunista (P.C.E.) considera que como condición previa, es esencial establecer Gobiernos

Provisionales en Cataluña, Euskadi y Galicia, como elemento fundamental para un cambio democrático.

"El Partido comunista ha defendido a lo largo de casi 40 años de duras luchas y persecuciones, el derecho

del pueblo catalán a la autodeterminación" "Esta es una cuestión de principio".

Para resolver los problemas económicos actuales, hay que actuar a través de tres grupos de medidas,

dirigidas a restablecer la confianza, impulsar la demanda global y luchar contra la inflación. Para ello lo

primero y más urgente es crear un Gobierno provisional y celebrar elecciones Constituyentes, para lo

segundo realizar un programa de obras públicas y construcción de viviendas, así como un seguro de Paro

eficiente, elevación del salado mínimo, alzas de precios agrícolas y un gran empréstito exterior y en

cuanto a la inflación, los factores principales son la especulación y la falta de racionalización del gasto

público. Respecto a las medidas concretas, propugna la nacionalización de la Banca y grandes empresas y

"La abolición de toda forma de propiedad privada capitalista, que se hará en forma gradual, a medida que

se multipliquen las fuerzas productivas" "La administración de las empresas se hará en forma

autogestionaria por los trabajadores" ¿Hay alguien que razonablemente crea que las empresas van a elevar

las inversiones y crear nuevos puestos de trabajo, para estimular la reactivación económica, si las

perspectivas son perder su trabajo y el ahorro utilizado? ¿Será la amenaza de desaparición de las

empresas, la forma de restablecer la confianza? ¿Es este el programa económico que va a salvar a los

españoles?

El programa del Partido del Trabajo (P.T.E.) por lo menos tiene la ventaja de la claridad. Deja de lado las

monsergas democráticas habituales y .afirma que el sistema actual es "Una dominación política, de

Dictadura del capital financiero que se realiza dé; manera terrorista abierta" "en estas condiciones el

objetivo de su Partido, es la instauración de la Dictadura del Proletariado; la instauración del nuevo

Estado proletario, que ha de levantarse sobre las cenizas del Estado burgués, destruido previamente"

"Existirá una amplia democracia para la clase obrera y-un Dictadura omnímoda en todos los terrenos de la

política, de la economía y la ideología, cuyo resultado será el aplastamiento definitivo de la burguesía y,

una República democrática sentará las bases para la construcción del socialismo" El pueblo español,

queda así bien informado de lo que es esa: democracia socialista y de lo que le espera si triunfa. Se

formará un frente, "cuyo objetivo será el derrocamiento de la Dictadura y de la Monarquía, el derecho a la

autodeterminación de las nacionalidades y el establecimiento de unas Cortes Constituyentes, que

determinarán la forma de Estado y de Gobierno.

El programa de ese grupo político, no es como para restablecer la confianza de los empresarios, estimular

el desarrollo económico y mejorar la situación de la Bolsa, puesto que está previsto su aplastamiento

definitivo.

El Partido Socialista Obrero Español (P.S.O.E.) es también partidario de un régimen federal, de un

Congreso Central de nacionalidades y de un Pacto entre esas nacionalidades y el Estado federal.

Considera necesaria la nacionalización de la Banca, Compañías de seguros, siderurgia, electricidad,

carbón, alimentación, etc. y afirma "creemos importante cambiar hacia una autogestión en el restó de las

empresas del país, con la supresión paulatina de los derechos de los accionistas y su sustitución por los

derechos de los trabajadores, hasta que la soberanía de las empresas esté en manos de los trabajadores" En

el campo se establecerán también empresas agrarias, administrativas por el sistema de autogestión de los

trabajadores. No parece muy buena expectativa para que los empresarios aumenten su actividad, si está

prevista su desaparición. Y éste es el programa del socialismo renovado, que dialoga con los dirigentes

políticos.

El Partido socialista popular (P.S.P.) coincide con los anteriores en que hay que llegar a un Pacto entre las

nacionalidades españolas y señala que "La meta es una sociedad socialista autogestionaria, que es

inseparable de la propiedad privada "El capitalismo español necesitaría para proseguir el modeló de

crecimiento que hasta ahora ha funcionado, una enorme represión que le va resultando cada vez más

difícil efectuar. Como reflexión final, cita unas palabras de su Presidente, pronunciadas en su III

Congreso "Al capitalismo en cuanto fuerza destructora hay que sustituirlo; no creemos en su evolución

positiva y que nadie crea que estamos colaborando con el capitalismo porque aceptamos jugar en algunas

de las instituciones políticas en las que se apoya" Se le ha olvidado decir que ahora como Profesor de la

Universidad, cobra sus haberes del Estado, lo que no parece muy congruente con su posición política.

En cuanto a Izquierda democrática, (I.D.) es partidaria de las nacionalizaciones, socializaciones y

autogestión, según la cual las facultades decisorias de las empresas estarían ejercidas por los trabajadores,

que serán así dueños de su trabajo y de sus productos. Respeta las empresas privadas que tengan un

número limitado de trabajadores, pero no indica cuál es ese límite y como los otros Partidos socialistas, es

partidario del federalismo.

Por último el programa del grupo titulado "Federación social democrática" (FSD) reconoce que para

formular un programa económico, no se dispone de datos suficientes, por lo que existirían en estos un

margen de ambigüedad y por ello se muestra partidario de formular en vez de un programa, un

manifiesto.

La conclusión que proponen esos llamados grupos democráticos, es el socialcomunismo, que es como hay

que denominar a esa política, pues solamente tienen algunas diferencias accidentales en el tiempo y forma

de terminar con el sistema de empresas privadas y no se puede considerar en España separadamente,

como hacen los ingenuos, el socialismo y el comunismo.

A ¡la vista del testimonio permanente que nos presentan los países del Este, nadie que no haya perdido el

instinto de conservación, puede intentar pactos políticos o sociales con los grupos que se proponen

imponer tales programas, que todos sabemos como van a terminar y cuyas .consecuencias para los

españoles serán trágicas sin duda alguna y en nuestra opinión ese será el resultado probable, del

infantilismo político que presenciamos.

Higinio PARÍS EGUILAZ

10 — NOVIEMBRE — 1976

 

< Volver