Autor: Garrido, María Luisa. 
 Televisión. Julio Sierra, en Berlín. 
 Unas declaraciones de Sánchez Covisa y el cese de un corresponsal de RTVE     
 
 Informaciones.    22/12/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 5. 

TELEVISIÓN

Por Marisa GARRIDO

JULIO SIERRA, EN BERLÍN

Unas declaraciones de Sánchez Covísa y el cese de un corresponsal de RTVE.

MADRID, 22.

EN carta escrita desde Berlín y dirigida al director de INFORMACIONES, el corresponsal de Radio

Nacional de España en dicha ciudad, Julio Sierra, desea puntualizar algunos detalles sobre la información

publicada en esta misma página el día 6 de los corrientes bajo el título «No habrá traslados "fulminantes"

de corresponsales».

Nosotros —en relación con Julio Sierra— decíamos: «Por otra parte, está el caso del corresponsal de

Radio Nacional Julio Sierra, que ha sido trasladado a Madrid. Dicho traslado estaba previsto desde hace

tiempo, pero, efectivamente, ha podido acelerarlo la lectura de unas declaraciones del señor Sánchez

Covisa al periódico alemán «Der Spiegel», y que, por lo que parece —se están traduciendo literalmente

en el Ministerio de Asuntos Exteriores—, las palabras "traidor" y "perjuro" no eran exactas. El

corresponsal, se supone, tradujo directamente del alemán.»

Julio Sierra nos señala: «Su información era la primera noticia concreta que recibí de los motivos que han

provocado mi cese fulminante.» Nos confirma el señor Sierra que recibió una carta del director general,

señor Ansón —él no vino a Madrid a la reunión de corresponsales—, en la que se le ordenaba el regreso a

Madrid en breve plazo, sin indicar motivos ni condiciones. Y que, en razón de la misma, se puso al habla

con el director de los servicios informativos de R.N.E., quien, tampoco especificó razones y subrayó que

«la cosa está hecha». Aunque el señor Sierra adujo una. serie de razones familiares importantes, una

segunda carta de la dirección de personal de RTVE. le conminaba a incorporarse a su trabajo como

redactor en la emisora de Madrid el 7 de enero, desconsiderando el plazo de cuarenta y cinco días com-

pletos que le reconoce la Dirección General para cambio de residencia.

Tras todas estas consideraciones, y ya en relación directa con la información ofrecida por nosotros, el

señor Sierra dice:

«Efectivamente, di lectura en el programa «España a las ocho» del día 16 de noviembre a dos párrafos de

una entrevista del semanario «Spiegel» con el señor Sánchez Covisa. Ambos eran traducción litera del

original alemán.»

El señor Sierra nos dice también en su carta que aunque él pidió inmediatamente a los servicios

informativos una copia de la grabación correspondiente al programa citado, sé le respondió que no existía

o que se había borrado.

 

< Volver