Parameras de Bricia (Burgos): recuerdos a los caídos de la 1ª Bandera de Palencia. 
 La Falange siempre respetó a quien tiene el decoro de morir por sus ideas  :   
 (Villegas Girón). 
 El Alcázar.    12/08/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 3. 

Parameras de Brida (Burgos): recuerdo a los caídos de la 1a Bandera de Palencia

LA FALANGE SIEMPRE RESPETO A QUIEN TIENE EL DECORO DE MORIR POR SUS IDEAS (Villegas Girón)

"Los combatientes falangistas ya se reconciliaron con el enemigo al final de cada combate. La

Falange siempre respetó, como dijo José Antonio, a quienes tienen el decoro de morir por sus

ideas. Jamás podremos tener como adversarios a aquellos españoles, estuvieran donde

estuviesen, que quisieran luchar por una auténtica justicia social". Esto dijo Eduardo Villegas

Girón, alférez provisional, durante el acto conmemorativo de una de las más duras batallas de

la Guerra de Liberación. Fue en las parameras de la Bricia, donde Burgos frisa con la Montaña,

donde dos brigadas una del Ejército Nacional y otra del Republicano, mantuvieron dura batalla.

Fue glorioso hecho de armas en el que los contendientes demostraron su bravura y el coraje de

unos hombres valientes que luchan por un ideal. Por eso hubo sangre, pero no hubo odio.

Ahora aquella semilla se sigue traduciendo en la misma convocatoria revolucionaria que

animaba aquellas Banderas de Falange. En conseguir "que el mundo del trabajo - como dijo

Villegas Girón en su breve alocución — tenga la más amplia y democrática participación en los

órganos e instituciones del Estado, precisamente a través de los sindicatos". Porque lo que

importa es que, ni en aquella batalla ni en la difícil y rutinaria contienda de cada día sufra

menoscabo el honor.

El sencillo y emotivo acto, del que sirve testimonio permanente la modesta cruz que

reproducimos, congregó en tomo al altar a familiares y combatientes así como a jóvenes

falangistas, que escucharon en respetuoso silencio el llamamiento de Matías Tejido por una

España en paz y prosperidad. El que fue primer jefe de la Bandera, Santos Rámila inició al final

del acto el Cara al Sol, pronunciando las invocaciones de rigor.

 

< Volver