Autor: Ricardo, Martín. 
 Juan de Dios Ramírez Heredia. 
 El primer gitano en las Cortes     
 
 Pueblo.    24/06/1977.  Página: 10-11. Páginas: 2. Párrafos: 18. 

JUAN DE DIOS RAMÍREZ HEREDIA: PRIMER GITANO EN LAS CORTES

Tras la renuncia a su escaño para el Congreso de los Diputados, el escritor

Salvador Paniker ha cedido su

puesto en la lista de Unión del Centro Democrático por la provincia de Barcelona

al escritor y locutor de

radio Juan de Dios Ramírez Heredia, autor de «Nosotros, los gitanos» y de otros

libros, que será el primer

hombre de raza gitana que se sienta en las Cortes españolas en toda su historia.

—Tengo treinta y cuatro años y he nacido en Puerto Real, provincia de Cádiz.

Estoy viviendo en Barcelona desde hace unos once años. Actualmente trabajo en

Radio Nacional de

España, donde he colaborado en todos los campos de la información: presentación,

grabación, dirección...

-También estudio tercero de Ciencias de la Información, en Barcelona, y

soy director de una

escuela formación profesional...

—¿Por qué se ha presentado a las elecciones?

—He pensado que como ciudadano tenía obligación de aportar mi pequeña

colaboración a la búsqueda de

la libertad y la democracia para este país, que en años anteriores ya había

venido luchando por ella de

forma testimonial. No sólo para suprimir una marginación concreta de los

gitanos, sin conseguir una

sociedad mas justa para todos.

—¿Y por qué con la Unidad de Centro?

—D e s p u é s de cuarenta años de dictadura y de va. político, la

posibilidad mas segura para acceder a

una democracia era la ofrecida por el presidente S u á r ez Existía esa

posibilidad llagar a la libertad.

Por otra parte, en estas elecciones ha comprobado que los programas de los

partidos dirían poco unos

de otros que la mayoría tenían un único objetivo el logro de ese sistema

democrático que todos

deseamos. En aquellos momentos he pensado en lo que España se Jugaba que era

la posibilidad de un

Estado socialista, o comunista o libertario, o capitalista, no el ser o no ser

de la democracia. Por eso

aposté por esta opción, que me parece valiente en lo social y morada en lo

político.

— Una vez conocidos los resultados de las elecciones ¿qué 1« ha parecido la

configuración del mapa

político de Cataluña y de Barcelona en concreto?

—Creo que los resultados de estas elecciones son lógicos, teniendo en cuenta

la historia de Cataluña,

que es una de las regiones mas izquierdistas de España. No se ha cogido

de sorpresa avance

socialista. Lo único que me ha sorprendido el éxito de los comunistas P, S.

U. C. Pero sabía que iban a

hacer un papel] muy digno, pues su propaganda estaba muy bien hecha,

—¿Se entiende bien con la gente de esos partidos de izquierda?

—Me entiendo bien con la gente de la izquierda. Yo no he renunciado a mi idea!

socialista y cristiano,

cuyo objetivo es el conseguir una sociedad sin diferencias de clase, y si ha de

existir alguna diferencia,

que sea por razón d« la capacidad de cada uno. no por su clase o por su cuna. En

mi con tacto con los

líderes de la izquierda he encontrado el máximo respeto para nuestras posturas.

Tengo muchos amigos en

el P. S. C. y en el P. S. U. C.

--¿Cuál sería su definición política?

—Me definía como un hombre demócrata por encima de todo; la democracia se tenia

que conseguir bajo

tres premisa», primero, que no podrán predicar la democracia aquellos que han

detentado el Poder de

forma poco democrática. Sin líbertad no puede haber ninguna clase de justicia

social. En segundo lugar

entiendo la democracia como el gobierno de la mayoría, y la mayoría es e) pueblo

obrero y trabajador.

Hemos de poner las bases para que sea el pueblo trabajador el que más se

beneficie de la democracia. Y

tercero, que la implantación de la democracia lleve paralelo el del respeto a

los demás, que desaparezca la

imagen de! ene migo político y sea en todo caso sustituida por la del

adversario; que los enfrentamientos

ideológicos se trans. formen en meros contrastes de opiniones sin antagonismos

beligerantes. Por eso creo

firmemente en la frase de Voltaire: «Combatiré tus ideas hasta la muerte, y con

el mismo afán defenderé

el derecho que tienes a expresarlas».

—El hecho de ser e] primer gitano que llega a las Corles, ¿significa que va a

plan, t e a r alguna

reivindicación específica del pueblo gitano´?

—Si existe esa ocasión de hacerlo lucharé por ello. Hemos de conseguir el acceso

a una posibilidad de

promoción integral del hombre, una vivienda digna, un trabajo cualificado. el

derecho a una educación

que sea una realidad y no un mero enunciado. Pero por encima de todo hay que

conseguir que se rompa la

Imagen de los gitanos, que desaparezcan los sambenitos que nos han cargado. A

los gitanos nos hacen

monopolizadores del robo, el engaño, la falsedad y la mentira. Cuando en

realidad ni se es más bueno

ni más malo por pertenecer a una u otra raza, sino por ia conducta de cada

cual independientemente

de color. Hay que convencer a la sociedad no gitana para qut cuando hable de

nosotros ¡o haga del mismo

modo que lo haría si fuera de su raza. Lamentablemente sólo se habla de nosotros

en las páginas Je

sucesos de los periódicos. y se nos asocia injustamente con los robos, ¡os

crímenes o las reyertas, cuando

realmente los gitanos somos un pueblo con unos índices de delincuencia mucho

menores que ¡os de otros

pueblos. Lo mas urgente es ia desaparición de todas estas falsas imágenes que

sobre nosotros se han

hecho.

Martín RICARDO

"Lucharé para que desaparezcan los • sambenitos • que nos han colgado a los

gitanos"

"Nuestra raza tiene un índice de criminalidad y delincuencia menor que el de

otros pueblos"

"No me han sorprendido los resultados de las elecciones; sabía que Cataluña era

una de las zonas del país

más a la izquierda"

"Sabía que los comunistas del PSUC iban a hacer un un papel muy digno"

 

< Volver