El príncipe, Jefe del Estado. Primer Consejo de Ministros en la Zarzuela. 
 Una vez más, el sentido del deber me impone hacerme cargo de la Jefatura del Estado     
 
 Informaciones.    01/11/1975.  Página: 3. Páginas: 1. Párrafos: 14. 

EL PRINCIPE, JEFE DE ESTADO

PRIMER CONSEJO DE MINISTROS EN LA ZARZUELA

"Una vez más, el sentido del deber me impone hacerme cargo de la Jefatura del Estado"

MADRID, 1. (INFORMACIONES.)

UNA vez más, el sentido del deber me impone hacerme cargo de la Jefatura del Estado, de acuerdo con

las previsiones de la ley Orgánica del Estado, en su artículo 11.» Estas palabras pertenecen al breve

parlamento pronunciado ayer por el Príncipe de España, en su calidad de Jefe de Estado en funciones,

ante el Gobierno, durante la reunión del Consejo de ministros que presidió.

Don Juan Carlos de Borbón presidió este Consejo de ministros sólo trece horas después de que fuera

comunicado su acceso a la Jefatura del Estado con carácter provisional. La reunión comenzó a las 10,15

de ayer, y la noticia de la puesta en práctica del artículo 11 de la ley Orgánica del Estado fue difundida a

las 21,15 horas del jueves.

Este fue el primer Consejo de ministros celebrado en el palacio de La Zarzuela y el tercero que ha

presidido don Juan Carlos (tras las sesiones de los días 9 y 30 de agosto del pasado año, durante su

primera etapa como Jefe de Estado en funciones). La reunión, que tuvo lugar en una sala contigua a la

biblioteca del palacio, duró cuatro horas.

A las 20,30 horas, la Dirección General de Coordinación Informativa transmitió la referencia oficial del

Consejo de ministros, de carácter deliberante, y que dice lo siguiente:

«Bajo la presidencia de Su Alteza Real el Príncipe de España, Jefe de Estado en funciones, se ha reunido

en el palacio de La Zarzuela el Consejo de ministros, que ha tenido carácter deliberante, con asistencia de

todos los miembros del Gabinete.

Abierta la sesión, Su Alteza Real el Príncipe de España se dirigió al Gobierno con las siguientes palabras

"Una vez más, el sentido del deber me impone hacerme cargo de la Jefatura del Estado, de acuerdo con

las previsiones de la Ley Orgánica del Estado, en su artículo 11.

Hago votos por la salud del Generalísimo y sé que interpreto también vuestros sentimientos de adhesión y

lealtad a su figura insigne.

Os invito a todos a que, por encima del dolor de estos momentos y con la serenidad que exigen las

circunstancias, trabajemos sobre aquellos asuntos que la marcha del Estado exige."

ORDEN PUBLICO

A continuación, el vicepresidente primero del Gobierno y ministro de la Gobernación se refirió

ampliamente a la situación en materia de orden público, que no refleja en las últimas semanas ninguna

actuación de especial importancia. Se refirió, también extensamente, a las actividades de carácter

subversivo a cargo de organizaciones y grupos clandestinos, señalando su orientación, y aludiendo a las

desarticulaciones que han tenido lugar de activistas y comandos del F. R. A. P. y de la E. T. A., así como

a la localización de diversos pisos francos y depósitos de armamento y propaganda. Hizo mención a la

detención de delincuentes comunes a los que son atribuibles algunos atentados y atracos en diversos

establecimientos, especialmente en gasolineras, durante los últimos días.

SITUACION ECONOMICA

El vicepresidente segundo del Gobierno y ministro de Hacienda expuso una visión panorámica general de

la situación económica de nuestro país, refiriéndose después a sus tendencias y posibilidades de

corrección en relación con las de la economía europea y mundial. Examinó, con todo detalle, la situación

de las balanzas comerciales y de pagos, en su evolución durante el presente año, en comparación con

1974; aludió al excelente crédito que España tiene a efectos de financiación exterior y se refirió al ritmo

de crecimiento de la economía española durante 1975 en relación con el de los países de la O. C. D. E., de

cuya comparación se deduce una mejor posición relativa para la economía española, si bien con el factor

negativo de soportar un nivel superior de inflación y de desequilibrio exterior.

El Príncipe pide al Gobierno serenidad y trabajo

* MINISTRO DE LA GOBERNACION: «NINGUNA ACTUACION DE ESPECIAL

IMPORTANCIA EN ORDEN PUBLICO»

* MINISTRO DE HACIENDA: «EL DEFICIT DEL PRESUPUESTO DE 1975. MENOR QUE EL

DEL PASADO AÑO»

Aludió a las perspectivas en cuanto a la liquidación del presupuesto general del Estado para 1975, en

el que se prevé la existencia de un déficit que será sensiblemente inferior al producido en la liquidación

del presupuesto de 1974. Finalmente, expuso una serie de medidas, en estudio, para estimular

selectivamente la inversión, alguna de las cuales podrá influir a corto y medio plazo en la recuperación,

ya iniciada, de la Bolsa.

El vicepresidente tercero del Gobierno y ministro de Trabajo dio cuenta al Consejo de las cantidades que,

con cargo a los fondos de las acciones concertadas en la industria siderúrgica y en la rama del carbón,

recientemente suscritas, se destinan a distintos tipos de prestaciones sociales, no salariales, a determinar

por las empresas de acuerdo con los Jurados de empresa correspondientes, y que ascienden a la cifra

global de 1.647 millones de pesetas.

Asimismo, entre otros informes, presentó uno relativo a la reunión del grupo especial del empleo de la O.

C. D. E. celebrada en París, preparatoria de la reunión a nivel de ministros de Trabajo, prevista para

marzo de 1976, para examinar el inventario de medidas y políticas a corto y a medio plazo en relación

con la situación del empleo ante las perspectivas de la coyuntura económica. Por último, informó también

de la normal situación laboral del país.

ACTIVIDAD DIPLOMATICA

Finalmente, el ministro de Asuntos Exteriores informó ampliamente sobre la intensa actividad

diplomática que ha tenido lugar durante los últimos días, especialmente relacionada con la

descolonización del Sahara, aludiendo a los contactos que había tenido lugar con el secretarlo general de

las Naciones Unidas, señor Kurt Waldheim, con los ministros de Asuntos Exteriores de Marruecos y

Mauritania, señores Laraki y Musknass, y en las últimas cuarenta y ocho horas con el ministro del Interior

de Argelia, señor Abdelghani, en algunos de los cuales han participado los ministros de la Presidencia,

Comercio y secretario general del Movimiento.»

 

< Volver