No es autorizada la misa en la plaza de Oriente     
 
 Ya.    09/11/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 4. 

9XI76

No es autorizada la misa en la plaza de Oriente

«Previsiblemente podría en esta ocasión verse deformada» Nota del Gabinete de Prensa del cardenal

arzobispo de Madrid

MADRID, 8. (Logos.)—En relación con la noticia publicada por algún diario de la capital según la cual el

señor cardenal arzobispo de Madrid ha negado su autorización para la celebración de la santa misa el

próximo día 20 en la plaza de Oriente, este Gabinete de Prensa hace las aclaraciones siguientes:

"1.° Es cierto que el señor cardenal de Madrid recibió el viernes pasado a una delegación de la

Confederación Nacional de Combatientes que solicitaba autorización para organizar una misa con motivo

de la manifestación popular convocada en el primer aniversario de la muerte de Franco y cuarenta

aniversario del fusilamiento de José Antonio Primo de Rivera. Tal autorización fue solicitada porque,

como es sabido, según las normas de la Iglesia, la Eucaristía no puede celebrarse en las calles y plazas

públicas sin permiso de la correspondiente jerarquía eclesiástica.

2.º El señor cardenal arzobispo ha considerado conveniente no acceder a esta petición, ya que cree no

concurren suficientes razones pastorales para que la Eucaristía sea celebrada dicho día en la plaza de

Oriente. Porque la santa misa, cuyo ámbito religioso debe ser defendido, como asimismo su significación

de sacramento de unidad y de testamento de amor, previsiblemente podría, en esta ocasión, verse

deformada en. su sentido por actuaciones o por circunstancias ajenas a la buena voluntad y a la recta

intención de los organizadores.

3.° Por otra parte, el prelado de la diócesis ha recibido con complacencia la iniciativa de las autoridades

civiles al solicitar la celebración, en la basílica del Valle de los Caídos y en los pueblos de la provincia, de

funerales en el primer aniversario de la muerte del anterior Jefe de Estado. Serán muchos, sin duda, los

que podrán así, dentro de los templos, tomar parte en el santo sacrificio de la misa y comulgar en sufragio

por el alma de Su Excelencia don Francisco Franco Bahamonde y por los demás difuntos de nuestro

comunidad."

 

< Volver