Reacciones tras la aprobación del Estatuto. 
 Protestas en Galicia     
 
 Diario 16.    23/11/1979.  Página: 4. Páginas: 1. Párrafos: 9. 

NACIONAL

REACCIONES TRAS LA APROBACIÓN DEL ESTATUTO

Protestas en Galicia

En el mismo día en que quedaba aprobado en la Comisión del Congreso el texto del

Estatuto de autonomía gallego, unas cuarenta mil personas participaron en los

actos de protesta convocados por la izquierda bajo el lema «Jornada por la

dignidad de Galicia». Concentraciones, paros, encierros y banderas gallegas a

media asta con crespones negros fueron algunas de las acciones de protesta de

ayer en Galicia.

Santiago de Compostela

Más de cuarenta mil personas participaron ayer en las concentraciones convocadas

por los grupos de izquierda gallega en la «Jornada por la dignidad de Galicia»,

en protesta por la aprobación del Estatuto de UCD, según Efe.

La mayor concentración se produjo en La Coruña, donde se reunieron unas 10.000

personas. La corporación celebró un pleno extraordinario y aprobó un texto que

el alcalde, Domingo Merino, de Unidade Galega, leyó a los concentrados. Se

acordó también cursar un telegrama al Consejo de Europa para protestar «por la

discriminación que sufre Galicis».

El texto leído proclama que no se puede llamar Estatuto de Galicia a lo

aprobado, sino Estatuto de UCD, y tras unas consideraciones sobre el contenido,

se pidió la dimisión del gobernador civil por la no autorización de las

concentraciones.

Posteriormente, la Policía, que no intervino, impidió que unas 1.000 personas se

dirigieran al Gobierno Civil.

provincial del Partido, Carlos Dafonte, y el diputado del PSOE Pablo Pardo

Yáñez. Ambos coincidieron como en el resto de las ciudades gallegas, en la

crítica global al Estatuto.

En Santiago de Compostela, donde no se había convocado concentración alguna,

diversos grupos recorrieron distintas calles de la ciudad y llegaron a formar un

número de cerca de cuatro mil personas en la plaza del Obradoiro.

En la concentración de Pontevedra, en que participaron casi 2000 personas.

Rosalía de Castro, en Padrón, y varias casas particulares. También lo hicieron

los Ayuntamientos de La Coruña, Villagarcía, Ferrol y la sede de la Real

Academia Gallega, en La Coruña. En el Ayuntamiento de Lugo los concejales del

PCG y PSOE sacaron por una ventana la bandera y crespón negro, pero fue retirada

por el alcalde en funciones, de UCD.

Paros y asambleas

En las principales ciudades y villas de Galicia parte de los comercios cerraron

sus puertas al público varias horas, ante la llamada de los concejales de

izquierda. Asimismo paralizaron sus actividades el Colegio de Arquitectos de

Galicia, los institutos femenino, masculino y de Conxo, en Santiago.

También en el mundo laboral tuvo su repercusión esta «jornada por la dignidad de

Galicia». En Ferrol hubo asambleas en Bazán, y en Astano se paró varias horas.

En la ciudad de La Coruña pararon los trabajadores del Banco Hispano Americano,

Ayuntamiento, Seat, Ciudad Sanitaria y otras empresas.

 

< Volver