Autor: Pajuelo, Alfonso. 
 Investidura; El desempleo, objetivo prioritario del programa económico. 
 Propuso la concertación para luchar contra el paro     
 
 Diario 16.    19/02/1981.  Página: 6. Páginas: 1. Párrafos: 9. 

El desempleo, objetivo prioritario del programa económico

Propuso la concertarían para luchar contra el paro

Madrid — El candidato a la presidencia del Gobierno, Leopoldo Calvo-Sotelo, tuvo

ayer una intervención en el Congreso de los Diputados caracterizada, en materia

económica, por un alto nivel de compromiso y de concreción que, si no llegó a

más, posiblemente se debió a guardar algunas bazas para e) debate,

El programa presentado por Calvo-Sótelo es, ante toda, razonable en su

planteamiento. Es esta ocasión parece conveniente esperar a que se desarrolle

todo el debate para producir una opinión definitiva, precisamente porque algunas

cuestiones que han quedado poco claras o criticables serán aclaradas en el curso

del Pleno, tal y como ha dejado traslucir en su parlamento.

Las novedades del candidato tan sido muchas y significativas. La que más llama

Ja atención es su convocatoria a la concertación para luchar contra el paro. Más

significativa aún ha sido la estrategia de incluir la «moderación salarial»,

eufemismo que bien puede ser entendido por pérdida, de poder adquisitivo, en el

paquete de lucha contra el paro, en lugar de en la lucha contra la inflación»

Puede pensarse que es un recurso político, pero justo es reconocer que las otras

vías posibles no son alternativas en estos momentos.

Existen compromisos

Con ello podría pensarse que diluye su responsabilidad sobre el tema, pero ha

quedado claro que existen compromisos que hacen factible el acuerdo, como son:

reducción de la contribución privada a la financiación de la Seguridad Social,

formación profesional y apoyo al empleo juvenil, reducción de Ja edad de

jubilación con- financiación a cargo del Estada y de las empresas, ayuda

especial al parado con cargas familiares después de agotados los plazos del

subsidio y convenios con sectores y empresas para creación de empleo a partir de

nuevas modalidades de contratación.

Sin embargo, otras dos proposiciones, mínimamente apuntadas y poco definidas,

provocarán una reacción inmediata con todos los sectores de la izquierda.

Tales son las alusiones al establecimiento de fórmulas flexibles que animen la

demanda de trabajadores y al desarrollo del Estatuto de los Trabajadores,

configurando así un marco laboral más flexible y eficaz».

En la lucha contra la inflación, el candidato propone un control máa riguroso

del déficit del sector

público mediante una reducción de las ayudas a empresas y una limitación de los

gastos corrientes. Calvo-Sotelo se comprometió a reducir estos gastos en 30.000

millones durante lo que queda de 1981.

Igualdad de empresa

Un punto que llama la atención es de formular el principio de «igualdad de las

empresas uante el mercado», en clara alusión a las consideraciones especiales

que hasta ahora han recaído en las empresas públicas, viciando la competencia.

Leopoldo Calvo-Sotelo ha tenido una intervención más que aceptable. Na obstante,

su nivel de compromiso y la amplitud de las propuestas siembran alguna duda

sobre su capacidad para realizarlo, La situación política y la forma en que el

candidato salve el primer «asalto» arrojarán luz sobre las posibilidades reales

de su planteamiento.

Alfonso PAJUELO

 

< Volver