Autor: Roldán, Adolfo. 
   Blas Piñar: "Estamos dipuestos a morir y a matar por España"     
 
 Ya.    26/04/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 5. 

BLAS PINAR: "ESTAMOS DISPUESTOS A MORIR Y A MATAR POR ESPAÑA"

BILBAO. (De nuestro corresponsal, A. Roldan.)

Tenso en mítines, manifestaciones e incidentes ha sido el pasado fin de semana político en Vizcaya. Un

total de trece mítines han sida pronunciados durante el pasado sábado y domingo en la provincia, cinco de

ellos a cargo del Partido Comunista de Euzkadi, con una asistencia total aproximada de unas cuatro mil

personas; estos mitines se celebraron todos en las ifonas periféricas y barrios de Bilbao. El Partido

Nacionalista Vasco pronunció un mitin en Plencia, Acción Nacionalista Vasca en Ga-llarza, el PSOE y

Partido Socialista Vasco celebró dos en diferentes puntos de la provincia, uno celo-bró Comisiones

Obreras, uno UGT y uno el PSOE histórico: asimismo, y por último, uno Fuerza Nueva.

BLAS PIÑAR, EN EL TEATRO CAMPOS

Entre las doce y cuatro y las dos y media del domingo se cele bró en el teatro Campos, de Bilbao, que se

encontraba totalmente lleno, un mitin de Fuerza Nueva, interviniendo como oradores el consejero

nacional del Movimiento Blas Pinar; el jefe provincial de Fuerza Nueva en Vizcaya, Ignacio Ramos, y los

representantes de Fuerza Joven, ramas masculina y femenina, Ignacio Mañero y Teresa Hurtado. Blas

Piñar dedica una buena parte de su intervención a atacar a la ikurriña y a quienes dictaron las disposi-

ciones para su utilización, así como también al nacionalismo vasco. "Hay españoles—dijo más adelante

Blas Piñar—que estamos dispuestos a morir y a matar por España, y si se celebra un Aberri Eguna,

nosotros estamos dispuestos a celebrar en el mismo lugar un día de España" Después de-nunció a aquellas

personas que han variado su ideología en los últimos años y a 1os que se proponen conseguir votos del

franquismo socio-iógico. Al concluir el mitin, un grupo formado por unas trescien-tas personas,

aproximadamente, se manifestó por diferentes calles de Bilbao, confluyendo hacia el Gobierno Civil,

donde se encontraban fuerzas antidisturbios. Tras un breve diálogo entre los manifestantes y la Policía,

aquéllos se di-solvieron después de cantar el "Cara al sol". Los manifestantes habían ido dando gritos

atacando al Gobierno y pidiendo la libertad de Sánchez Covisa.

Minutos después de disolverse, un grupo de unos cien jóvenes, vestidos en su mayoría con boinas y

casacas verdes, se dirigieron por la zona de la Gran Vía hacia el hotel Nervión, donde se iba a ce-lebrar

una comida homenaje a Blas Pinar. El grupo de manifestantes fueron arrancando carteles de los demás

partidos políticos, produciéndose asimismo algunas agresiones a transeúntes, rompiendo, por ejemplo, los

cristales de un Seat 1.430 de color blanco, siendo golpeados los cinco jóvenes que se encontraban en su

interior; asimismo también, ai parecer, intentaron golpear a los ocupantes de un microbús. Algunos de

estos jóvenes iban provistos de porras y tiragomas, con los que arrojaban objetos contundentes contra

aquellos que llevaban banderas del Athletic o de la Real Sociedad.

Concluimos la crónica haciendo alusión a los actos que desde el domingo vienen celebrándose en la

villa foral de Guernica con motivo del cuarenta aniversario del bombardeo de la ciudad durante la guerra

española. El domingo se celebró una mesa redonda a la que asistieron importantes historiadores de aquel

suceso.

Tuñón de Lara, catedrático de la Universidad de Pau, inició BU disertación refiriéndose al imperativo que

encontraron ¡os mandos nacionales de borrar en el primer momento el "mal ejemplo del pueblo vasco que

luchaba por su libertad y autonomía"; también señaló que el comienzo del frente del Norte fue debido al

revés sufrido por los nacionales en las batallas por la toma de Madrid y que entonces se necesitaban unas

victorias contundentes para elevar la moral de los compañeros.

Asimismo los nacionales buscaban el hacerse con un potencial económico y humano de Euzkadi,

Santander y Asturias. A continuación tomó la palabra Luis de Agui-rre, que fue comisario general del

ejército de Euzkadi durante la guerra civil; seguidamente tomó la palabra Ángel Viñas, que es catedrático

de Cultura Económica de Valencia, que con sus documentos inéditos fue una de las figuras de la reunión.

Su exposición se centró en las relaciones entre el estado general de Franco y los alemanes.

Finalmente se celebró una rueda de prensa, ea la que la comisión organizadora, del acto dio a conocer un

comunicado en el que se pedía la negación de que fuera el pueblo vasco el cansante de la destrucción de

Guernica y la clarificación por parte del Gobierno de lo que realmente sucedió el 26 de abril de 1937 y

sus responsables, asi como que se abrieran los archivos del Estado para su estudio e investigación al

respecto.

 

< Volver