Autor: Villena, Herminia C. De. 
   Algunas sorpresas en las candidaturas  :   
 Un ex cura al Senado. La promoción de Cirico Vicente. 
 El Alcázar.    10/05/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 3. 

ALGUNAS SORPRESAS EN LAS CANDIDATURAS

• Un ex cura, candidato al Senado

• La promoción de Ciríaco de Vicente

MURCIA (Por telex especial para El Alcázar). — Ya se rasgaron tos velos del "misterio" electoral y ha

habido sorpresas a última hora. Me refiero al futuro senador en potencia don Francisco Cuervo-Arango

Caso de los Cobos, excura que ha ganado su fama y su emplazamiento para la Alta Cámara gracias a los

meses que estuvo delante de la prisión provincial pidiendo amnistía total, rodeado del fervor de unos

cuantos estudiantes y paisanos impresionables y sentimentales que, emocionados con su gesto altruista le

llevaban viandas y le sobrealimentaban, con lo cual, el hombre, de hambre nada y de subsistir como las

florecillas y los pajaritos de San Francisco, nada. Lo lógico hubiera sido que don Pedro Marset que es

catedrático de la facultad de medicina y por tanto con una formación más en consonancia con un puesto

de tanta responsabilidad, se hubiera presentado al Senado. Pero quien manda, manda.. Aunque claro, el

aura de "santidad" debe ser mucho más eficaz a la hora del voto popular y más en la linea de la nueva

imagen bondadosa y paternal que trata de mostrarnos el PCE. Ya lo dijo la Pasionaria: "entraremos de

nuevo en España cuando nuestros hijos sean curas y militares". Lo primero, a la vista está. Que en las

academias de agentes ¿e infiltración lo mismo se forman francotiradores que matones de la ETA, que

sacerdotes con el solo fin de tener acceso a determinados sectores que de otra forma les estarían más

vedados. Hacer propaganda comunista desde un altar confiere una patente de "sinceridad y nobleza" y es

el colmo del éxito seguro. Y luego, tirar para el monte, fácil. Lo primero, es obvio, que esta conseguido.

En cuanto al segundo objetivo, esperemos por nuestra propia seguridad y la de ¡a patria, que no lo hayan

conseguido a la hora de quitarse el antifaz.

Ciriaco de Vicente ha sido sorpresa a medias. Lleva ya varias semanas dando mítines por la provincia

para ganarse también la cabecera del PSOE. Que se hubiera presentado por Alicante que también hubiera

sido lo lógico porque fue en esa provincia delegado de Trabajo de Franco durante algún tiempo, no era

sorprendente. Lo extraño es que lo haga por Murcia donde no tiene otro cartel que la curiosidad que va a

suscitar ver en carne y hueso al líder socialista al que saco del anonimato en nuestra capital la correspon-

sal de El Alcázar, Herminia C. de Villena, cosa de la que todavía no parece haberse enterado. Pero le

augura más éxito que a mi, que al fin y al cabo ser leal sin haber tenido nunca ninguna canonjía, hoy se

cotiza bajísimo. Haber sido dos veces delegado de Trabajo con Franco siendo socialista, que es una

demostración palpable de la "opresión" que ejerció contumazmente "la oprobiosa", tiene un encanto

atrayente y fascinante para los"nuevos demócratas".

Don Ricardo se dejo querer lo suyo, hasta elegir el partido que ¡e convenía. Don Ricardo encabeza la lista

del Senado de Unión de Centro Democrático. Como don Joaquín Esteban Mompean durante varios aftas

secretario general del Gobierno Civil de Murcia se ha decidido por lo práctico, que es ponerse al sol que

más les va a calentar, o sea, el sol presidencial del sistema planetario gubernamental, que debe estar muy

seguro de su triunfo, porque los mil millones de dólares que Norteamérica —más bien la Bilder-bere— le

va a dar, son pagaderos "después" de las elecciones, y siempre que se devalue la peseta en un veinte por

ciento, y como decía aquel baturro: ´El que venta atrás, que arree— "

Herminia C. DE VILLENA

 

< Volver