Autor: Oneto Revuelta, José. 
   Disminuye en el Gobierno la presencia de "azules" y aumenta la de moderados  :   
 Se espera con expectación la primera declaración gubernamental. 
 La Región.    12/12/1975.  Página: 19. Páginas: 1. Párrafos: 16. 

CRONICA POLITICA

DISMINUYE EN EL GOBIERNO LA PRESENCIA DE "AZULES" Y AUMENTA LA DE

MODERADOS

Se espera con expectación la primera declaración gubernamental

MADRID, 11.-(De nuestra Redacción, por JOSÉ ONETO).

El primer gobierno de Juan Carlos I tomará posesión el próximo sábado, a la una

de la tarde en.el edificio de la Presidencia del Gobierno, según se pone de

manifiestp en Madrid en circuios bien informados y no oficiales. A este fin en

el palacete de la Castellana escenario de los contactos que durante las últimas

cuarenta y ocho horas ha venido manteniendo el jefe del Gobierno Carlos Arias

Navarro, se están haciendo los oportunos preparativos.

El primer gobierno del postfranquismo que preside el último primer ministro del

franquismo se ha hecho publico esta noche tras dos días de conversaciones de

Carlos Arias con los principales dirigentes de las tendencias del Régimen. El

Gobierno que parecía ultimado ayer por la noche tras los contactos mantenidos

por el señor Fraga, con el señor Arias experimentaba a primeras horas de la

madrugada algunas variaciones que suponen el reforzamiento de la posición

política del ex-ministro de Información y Turismo Manuel Fraga Iribarne.

El señor Fraga artífice junto a Pío Cabanillas de la Ley de Prensa, e Imprenta

de mil novecientos sesenta y seis conseguía tras sus negociaciones con el primer

ministro, introducir a dos antiguos colaboradores suyos (su cuñado Carlos Robles

Piquer en la conflictiva cartera de Educación y a su antiguo colaborador Adolfo

Martin Gamero, actual embajador de España en Rabat y uno de los diplomáticos más

brillantes de la carrera), y se mantenía en el rango de vicepresidencia para el

ministerio de la Gobernación que también será de Asuntos Exteriores. Cercano

también al señor Fraga puede asimismo considerarse al ministro de Comercio

Leopoldo Calvo Sotelo, miembro del grupo Tácito y destacada figura, junto con el

señor Areilza y Pérez Bricio de la Federación de Estudios Independientes

Sociedad Anónima (FEDISA), sociedad creada en el mes de junio ante la estrechez

Ide los cauces asociativos.

CARACTERÍSTICAS

La importancia preponderante del señor Fraga y la entrada de numerosas personas

procedentes de los campos moderados y liberales serían en opinión de los

observadores, las principales características del primer gobierno de Juan Carlos

I. Salvo la presencia de Solis al frente de la cartera de Trabajo y Adolfo

Suárez como responsable de la secretaría general del Movimiento, ha disminuido

el número de falangistas ya que el propio Adolfo Suárez es un falangista

evolucionista y el nuevo ministro de los sindicatos Rodolfo Martin Villa,

vinculado al sindicalismo universitario y después al aparato sindical del Paseo

del Prado, no puede catalogarse ni mucho menos dentro del grupo de los azules.

El resto de los ministros, salvo los militares que están esencialmente al

servicio de la institución, pueden encuadrarse dentro de las tendencias

reformistas y liberales conservadoras.

José María de Areilza es hombre liberal —conservador, que durante muchos años ha

venido manteniendo contactos con la oposición ilegal al Régimen y es en estos

momentos el candidato de una Europa dispuesta a apoyar un programa de reformas

políticas en España.

El nuevo ministro de Hacienda, Juan Manuel Villar Mir es, ante todo, un

empresarios, con conexiones dentro del capitalismo internacional y partidario de

una amplia liberalización política; la misma posición es mantenida por el

titular de la cartera de Justicia, Antonio Garrigues Díaz Cañábate, ex-director

general durante la República, embajador con el general Franco y partidario en

los últimos meses de que se hubiesen puesto en marcha las previsiones sucesorias

en vida del general Franco. Carlos Pérez Bricio (ministro de Industria), es,

además de accionista de FEDISA, un técnico igual que el ministro de Obras

Públicas, Antonio VaIdes González Roldán, antiguo colaborador de Arias, en el

ayuntamiento de Madrid, y al que ha pedido el presidente su continuación. Los

dos hombres de Fraga (Robles Piquer en Educación y Martin Gamero en

Información), pueden considerarse defensores del programa de reformas repetido

en los últimos años por el ex embajador de España en Londres y los dos hombres

del ex-ministro Federico Silva Muñoz (que sorprendentemente "desaparecía" esta

mañana del ministerio de Hacienda). Alfonso Ossorio que ha sido nombrado

ministro de la Presidencia y Virgilio Oñate que ha sustituido a Allende en

Agricultura, también están en una linea de cambios, lentos pero efectivos.

En fin, el ministro de la Vivienda Francisco Lozano es esencialmente un técnico

empresarial.

REFORMA Y LIBERALIZACIÓN

Tras la decepción que en algunos círculos políticos causó la confirmación del

señor Arias, al que se consideraba cansado por las presiones que durante dos

años ha tenido que soportar por su anunciado programa del doce de febrero, el

nombramiento del nuevo gobierno ha sido acogido por los sectores más moderados

con optimismo y esperanzas, aunque se rezonocan que hay determinadas ausencias

que hubieran contribuido bastante a la tarea de reforma que parece tener

encomendado el primer gobierno de Juan Carlos I.

Tres semanas después de su proclamación, el Rey Juan Carlos, en opinión de los

obervadores políticos, cuenta con un gobierno compuesto por hombres capaces de

realizar una amplia reforma y de poner en marcha un programa de liberalización

política que acerque progresivamente España a los principales centros de

decisión europeos. En este sentido parte de los que a partir, de mañana formarán

parte del gobierno de la monarquía han hecho públicos programas de reformas

políticas inmediatas y tanto el señor Fraga como el señor Areilza, incluso, han

fijado plazos concretos de recurrido político.

Por su parte. Arias, jugando con las tendencias políticas legales existentes, ha

querido llegar hasta el máximo que le permite su capacidad de maniobra y ha

contado con los principales hombres de los que se ha venido hablando o bien como

primer ministro o como presidente de las Cortes: Fraga, Areilza y Antonio

Garrigues Diaz Cañábate.

DECLARACIÓN

En estos momentos, el interés político se centra en la primera declaración que

tiene que hacer el nuevo Gobierno y en la que, probablemente, se aborden algunos

de los temas que en estos momentos preocupan el país: Política exterior,

situación económica y reformas con plazos fijos.

En este sentido, se esperan serios cambios en la política exterior de Madrid, en

las relaciones Iglesia Estado (Garrigues ha sido embajador en el Vaticanoy

cortee perfectamente el estado, de las, en ocasiones, tensas relaciones) y en la

política económica que marcará el vicepresidente para Asuntos Económicos y

ministro de Hacienda Juan Miguel Villar Mir.

En fin, el nuevo Gobierno está formado por hombres brillantes que, por lo menos

hasta hace unos meses, han defendido la necesidad de una integración europea de

España con cambios profundos en el Régimen español para que sea homologable a

los países europeos.

 

< Volver