Conferencia de Enrique de la Mata. 
 La Reforma Sindical va unida a la reforma política  :   
 El proyecto de ley reconoce la pluralidad sindical y losp rincipios generales de la OIT. 
 Pueblo.    25/11/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 12. 

PUEBLO 25 de noviembre de 1976

Conferencia de Enrique de la Mata

El proyecto de ley reconoce la pluralidad sindical y los principios generales de

la O. I. T.

LA REFORMA SINDICAL VA UNIDA A LA REFORMA POLITITCA

MADRID. (PUEBLO.)—Enrique de la Mata Gorostizaga pronunció ayer una conferencia

en un hotel madrileño sobre la reforma sindical. La conferencia estaba

organizada por la Asociación para el Progreso de la Dirección. A la conferencia

han asistido, entre otros, Enrique García-Ramal, el secretario general de la

Organización Sindical y el presidente del Sindicato del Olivo, Dionisio Martín

Sauz.

El ministro de Relaciones Sindicales ábordó el tema de la reforma sindical, y

concretó los aspectos que habría de comprender la misma. Inició su disertación

haciendo una breve referencia al fenómeno sindical, en general, destacando las

últimas manifestaciones del mismo y la constante revisión a que está sometido

por la propia dinámica social. Se refirió seguidamente al sindicalismo español

de los últimos años, resaltando la permanente disociación que ha existido entre

el sistema económico, básicamente capitalista, y el sistema sindical, que partía

de la superación de dicho modeló capitalista, lo cual determinó, ya en el año

1966, la modificación en profundidad de la declaración XIII del Fuero del

Trabajo por la Ley

Orgánica del Estado; que. sin embargo, no trascendió a sus normas de desarrollo,

concretamente a la ley Sindical, que siguió mantente n d o fundamentalmente la

estructura anterior. por lo que hoy de nuevo se plantea, con más fuerza la

necesidad de una profunda revisión del sindicalismo español.

Puso de relieve el desfase existente entre la realidad v la legalidad sindical,

resaltando, a este respecto, que pn tanto la legalidad impone la unidad en la

práctica pristen diversas corrientes sindicales y que asimismo, aun cuando la

legalidad establece la convivencia en un mismo sindicato de empresarios y

trabajadores, lo cierto es que en la práctica los intereses de unos v otros son

distintos y peñeran organizaciones propias con plena autonomía.

CRITERIOS Y PRINCIPIOS

Resaltó que han sido criterios inspiradores de la reforma sindical los

principios que informaron la reforma de los derechos políticos a los que

calificó de «esenciales para el ejercicio normal de los derechos sindicales»,

asi como los principios de libertad sindical que tiene proclamados la

Organización Internacional del Trabajo. En este sentido manifestó que la reforma

sindical era inaplazable, pues dijo que seria discriminatorio que se hubieran

ensanchado ios margenes de libertad para el ejercicio de la accion política y en

cambio no se hiciera extensible esta mayor libertad a un determinado sector de

la sociedad, empresarios y trabajadores en el campo específico de la acción

sindical.

«Las libertades sindicales rio se conciben sin libertades políticas, ya que

éstas, en definitiva, son esenciales para el ejercicio normal de los derechos

sindicales.

En la Monarquía se ha iniciado un proceso conducente a la renovación de

instituciones políticas y a la reforma de las normas Ve-guiadoras de derechos y

libertades políticos y cívicos, fomentando el ejercicio normal v democrático de

tales derechos y tales libertades.

MARCO DE LA LIBERTAD SINDICAL

En cualquier caso, la libertad sindical no puede contemplarse en si misma, sino

como una parte muy importante, de todo un contexto jurídico político. De nada

serviría una completa libertad sindical si tuviera que vivir enmarcada entre un

conjunto de normas limitativas de derechos ciudadanos, o sufriera la incidencia

negativa de una estructvira orgánica, propia de un sind i c alismo

obligatoriamente unitario.

Por esta razón la reforma sindical la plantea el Gobierno al hilo de la reforma

política, pues forma parte de la misma, y ambas deben desembocar en el nuevo

orden jundico politico, que ya está sometido a la última decisión del pueblo

español.»

Por último se refirió al contenido concreto de la reforma sindical, y en este

sentido señaló como aspectos que habría de abarcar la misma los siguientes: la

regulacion riel derecho de asociación sindical la reforma de la administración

sindical y la reestructuración del Consejo de Economía Nacional.

HOMOLOGACIÓN DEL PROYECTO

Respecto de1 derecho de asociación sindical, dijo que la extensión con que se

regula en el proyecto de ley remitido a las Cortes es la misma con que se halla

re-guiado en cualquier sociedad democrática.

Analizo cada uno de sus aspectos (ámbito, subjetivo, requisitos exigidos,´

derechos de las asociaciones profesionales y garantías), y se detuvo

especialmente en resal t a r y aclarar aquellos puntos mas polémicos. Destacó

que con el proyecto de ley se reconocía la pluralidad sindical, si bien resalto

que dicho proyecto de ley no se pronunciaba ni por la unidad ni por la

pluralidad sindical, sino que, por el contrario, deja esta decisión a ios

propios interesados, empresarios y trabajadores, quienes libremente habrán de

decidirse por una u otra opción. Se detuvo especial mente también en analizar

los requisitos exig i d o s para la constitución de asociaciones sindicales y en

este sentido dijo que el proyecto de ley no era en absoluto formalista y si, en

cambio, respetuoso con el principio general proclamado por la

Organización Internac i o n a 1 del Trabajo respecto de la constitución de

organizaciones profesionales, no exigie n d o, en consecuencia, ningún tipo de

autorización previa. Los requisitos que se establecen, dijo, son formales y

están encaminados fundamental y exclusivamente a facilitar el conocimiento y

constancia de las asociaciones sindicales, pero en ningún caso equivalen a una

autorización previa.

Por último, Respecto de las garantías que se preven, resalto que el proyecto al

determinar que las asociaciones sindicales no podrían estar sujetas a la

disciplina de las asociaciones o partidos políticos, ha tratado de recoger una

aspiración que parece ser común dé todas las organizaciones sindicales

existentes.

Además, puso de manifiesto que entendía que las asociaciones sindicales debían

tener su propia política, independiente de la de los partidos políticos

 

< Volver