Reforma administrativa en el Consejo. 
 Cinco viceministros y menos gastos     
 
 Diario 16.    05/07/1977.  Página: 8. Páginas: 1. Párrafos: 28. 

REFORMA ADMINISTRATIVA EN EL CONSEJO

Cinco «viceministros» y menos gastos

MADRID, 5 (D16).—Las líneas maestras de la reforma administrativa aprobada en el

Consejo de Ministros de ayer fueron explicadas en el curso de una conferencia de

prensa improvisada en el palacio de la Moncloa, con asistencia del nuevo

ministro de la Presidencia, José Manuel Otero, y del portavoz del Gobierno,

Fernando Onega.

Lo más destacado de la reforma —"reestructuración", insistieron los

representantes oficiales— es la creación de Secretarías de Estado categoría que

podría situar.se entre el ministro y el subsecretario, y la aparente reducción

del gasto administrativo que esta reforma comporta.

Durante su conferencia de prensa, Otero señaló que !a figura de un ministro para

las relaciones con las Cortes carece aún de competencias especificas asignadas.

Señaló que hoy, trae el juramento en la Zarzuela, podría haber una reunión

"informal" del nuevo Gabinete, aunque dijo desconocer cuándo se celebrará el

primer Consejo de Ministros y la declaración programática del Gobierno. Dijo que

éste es un "Gabinete de centro-izquierda, entendiéndolo en sentido relativo",

pues cada cual lo juzga desde su prisma particular.

El contenido de la reforma administrativa fue dado a conocer en una larga nota

oficial.

Según la nota leída por el portavoz del Gobierno, el Consejo de Ministros en su

reunión de ayer, aprobó un real decreto por el que se reestructuran determinados

altos órganos de la Administración Central del Estado. No se trata, recalcó el

portavoz oficial, de una reforma administrativa, sino de una acomodación de esos

órganos, que llevará posteriormente a una reordenanón interna de los

Departamentos ahora creados. Una vez completada esta operación —imprescindible

para hacer más coherentes y eficaces las acciones de Gobierno—, podrían

presentarse ante los órganos reprs^ntativos de la nación las líneas de una

auténtica reforma administrativa, que debe comprender los procedimientos y la

funcion pública.

Menos gustos

La reestructuración que se espera, efectuada al amparo del artículo 26 del

decreto-ley 18/76, de 8 de octubre, no implica aumento de gastos. Por el

contrario, se consigue una cierta reducción ya que disminuye en uno el número de

ministros y. aun cuando se crean cinco Secretarías de Estado, se suprimen diez

Subsecretarías.

Se crea, por otra parte la figura del secretario de Estado, que recoge parte de

las competencias de ios Ministerios. El secretario de Estado, que constituye una

figura Jurídica de general implantación en los paisas occidentales, atenderá

áreas singulares dentro de los Departamentos.

La reestructuración se ha operado integrando o separando grandes bloques de

unidades administrativas, con objeto de crear el menor trastorno posible a la

actividad administrativa. El Gobierno ha querido respetar escrupulosamente los

derechos y mantener la situación subjetiva de los funcionarios, quienes no

sufrirán más alteración que la de depender en algunos casos de un ministro

distinto.

Estructura

De acuerdo con el contenido del real decreto aprobado en el Consejo de

Ministros, la Administración Central del Estado queda estructurada de la

siguiente forma: 0 Ministerio de Asuntos

Exteriores: Continúa con la misma estructura y funciones. Lo mismo sucede con

los Departamentos de Justicia y Agricultura. 0 Ministerio de Defensa:

Integra las funciones y competencias de los antiguos Ministerios de Ejército,

Marina y Aire, perdiendo la Subsecretaría de Aviación Civil, que se integra en

el Ministerio de Transportes y Comunicaciones. Su titular tendrá carácter de

vicepresidente primero del Gobierno, con un único subsecretario. La refundición

de los tres Ministerios militares se Justifica por la necesidad de modernizar

las Fuerzas Armadas y unificar la cadena de mando político. 0 Ministerio de

Hacienda:

Su reestructuración se justifica por la necesidad de acentuar su especialización

y su línea futura de actuación, dada la importancia de los teínas fiscales y de

gasto. En consecuencia, el Ministerio de Hacienda pierde la dirección de la

política de Banca, tanto oficial como privada, ¡se crea una Subsecretaría de

Presupuesto y Gasto Público —que sustituye e la Subsecretaría de Economía

Financiera—, y se crean dos comisiones mixtas de Hacienda y Economía: una, para

control presupuestario, y otra, para política financiera.

Ministerio del Interior: Corresponde al antiguo Ministerio de la Gobernación,

que se separan de sus estructuras las direcciones generales de Correos y

Telecomunicaciones y de Sanidad.

Obras Públicas y Urbanismo: Se unen los dos Ministerios de Obras Públicas y

Vivienda, salvo la Dirección General de Transportes Terrestres, que pasa al

Ministerio de Transportes y Comunicaciones. Se incorpora al nuevo Departamento

la Dirección General de Acción Territorial y Medio Ambiente, para que asuma la

totalidad de las competencias en materia de ordenación del territorio. Se trata,

con la refundición, de dar una visión global a la ordenación del territorio.

Ministerio de Educación y Ciencia: Se le separa la Dirección General del

Patrimonio Artístico y Cultural, que pasa al Ministerio de Cultura, y se crea

una Secretaría de Estado para Universidades e Investigación.

Ministerio de Trabajo: Se le incorpora la AISS y su comisión de transferencia, y

se le separa la Subsecretaría de la Segundad Social, que se integra en un nuevo

Ministerio. 0 Ministerio de Industria y Energía: Se le da esta denominación para

otorgar una mayor importancia al sector energético, y se insiste en prestar una

especialísima atención a la promoción y apoyo a la pequeña y mediana empresa.

Los precios dependerán de Comercio

Ministerio de Comercio y Turismo: Se incorpora al antiguo Ministerio de

Comercio la Subsecretaría de Turismo, con carácter de Secretaría de Estado.

También se integra en este Ministerio la Junta Superior de Precios, para que

forme una unidad con todo el bloque de comercio interior. Se separa de su

estructura la Subsecretaría de la Marina Mercante, que pasa al Ministerio de

Transportes y Comunicaciones.

Ministerio de la Presidencia: Asume las anteriores competencias del ministro

secretario del Gobierno, que desaparece, y de la Subsecretaría Técnica y de

Despacho de] presidente, que también desaparecen. Pierde las Subsecretarías d«

Planificación dea Desarrollo y de la Familia, Juventud y Deporte, así como la

AISS. Se trata de convertir al Ministerio de la Presidencia en un órgano de

asistencia al presidente, sin perjuicio de conservar competencias

administrativas interdepartamentales, que se integran en una Secretaría de

Estado para Asuntos de la Administración. 0 Ministerio de Economía: Pasa a ser,

bajo la dependencia del presidente del Gobierno, el Ministerio rector de la

política económica del país. Su titular, que tendrá carácter de vicepresidente

del Gobierno, presidirá, en ausencia del presidente, la Comisión delegada para

asuntos económicos. Asume las competencias de la Subsecretaría de Planificación

que desaparece como tal y se convierte en una Secretaría de Estado para la

Coordinación y Programación Económicas, y participa en las comisiones mixtas de

presupuestos y política financiera, junto con el Ministerio de Hacienda. 0

Ministerio de Transportes y Comunicaciones: Recibe las subsecretarías de

Aviación Civil y de la Marina Mercante, las direcciones generales de Transportes

Terestres y Correos y Telecomunicaciones, y la delegación del Gobierno en la

Compañía Telefónica de España.

Ministerio de Sanidad y Seguridad Social: Responde a una exigencia hondamente

sentida por la sociedad -española, y agrupa la Subsecretaría de la Seguridad

Social y la Dirección General de Sanidad. Se crea una comisión mixta de los

Ministerios de Trabajo, Sanidad y Segundad Social, para que se proponga la

definitiva dependencia de los órganos y recursos de la Secundad Social entre

ambos Ministerios.

Los de Información, a Cultura

Ministerio de Cultura y bienestar: Se integra con las competencias informativas

y culturales del antiguo Ministerio Artístico y Cultural, del Ministerio de

Educación y Ciencia, y la Subsecretaría de Familia, Juventud y Deporte. Se crea

una Secretaría de Estado para la Cultura. En este Ministerio

estarán integradas igualmente la radio-televisión española y el organismo

autónomo Medios de Comunicación Social del Estado. En general, se trata de dar a

la cultura en sus distintas vertientes toda la atención que requiere de un

Estado moderno. 0 Vicepresidente tercero del Gobierno y ministro sin cartera:

También se crea una Vicepresidencia del Gobierno, de la que es titular Fernando

Abril Martorell, que no lleva incorporada ninguna cartera, y se crean dos

Ministerios sin cartera, que dependerán directamente del presidente del

Gobierno: El Ministerio Adjunto para las Regiones y el Ministerio Adjunto para

las Relaciones con las Cortes.

G. Catalán

 

< Volver