Elecciones generales. 
 Funcionarios de prisiones, contra la gestión del PSOE     
 
 ABC.    13/06/1986.  Página: 30. Páginas: 1. Párrafos: 8. 

VIERNES 13-6-86

Funcionarios de prisiones, contra la gestión del PSOE

Madrid.

La Unión de Funcionarios de Instituciones Penitenciarias (UFIP) ha remitido un informe a tos principales

partidos políticos para que analicen, con los datos que aportan, la actual situación penitenciaria, situación

que califican de «insostenible» y que amenaza convertirse en un problema de primera magnitud.

La UFIP cree que la gestión socialista ha tenido una importante repercusión en cuanto a la seguridad

ciudadana: casi todo el mundo «ha padecido el incremento de los delitos contra la vida, contra la salud

pública y contra la propiedad, comprendiendo que la reforma socialista de Felipe González y Fernando

Ledesma supone, en la práctica, un atentado directo contra tos intereses y derechos de los españoles, así

como contra la convivencia pacífica».

Aun siendo la institución penitenciaria algo que aparece como más lejano y desconocido para la mayoría

de los ciudadanos, considera la UFIP que «la sociedad, y como parte de ella los partidos políticos, deben

hacerse eco de la desastrosa gestión que ha llevado al conjunto de la institución, y muy especialmente a su

funcionariado, a límites insoportables».

La Unión de Funcionarios de Instituciones Penitenciaras manifiesta que se ha hecho eco del gran malestar

existente entre el funcionariado de las diversas prisiones españolas desde 1985, denunciando por medio

de movilizaciones y otro tipo de acciones el actual estado de los centros penitenciarios. La respuesta de la

Administración, a través de la Dirección General de Instituciones Penitenciarias, ha sido la más

reprobable cerrazón y soberbia, en muchos casos, y la represalia, la actitud de infundir temor o «política

del expediente» en la mayoría.

En el informe remitido por la UFIP a los partidos políticos, ésta presenta una larga lista de

reivindicaciones que comienza por la reforma del Reglamento Penitenciario en lo referente al régimen de

los reclusos.

También piden la inmediata adopción de medios para la lucha contra la droga, porque la inmensa mayoría

de los problemas que existen en la prisiones se deben a la droga. «No se hace nada -dicen- contra esta pla-

ga por parte de los poderes públicos, y lo poco que se consigue es gracias al tesón y diligencia de los

funcionarios de prisiones». Consideran que se debe potenciar al máximo todo tipo de trabajo en el interior

de las prisiones, así como las actividades culturales, la higiene y la sanidad.

Insisten en que se debe crear en el Código Penal la figura del secuestro de funcionario de prisiones en

acto de servicio, y un organismo penitenciario, compuesto por todos los Cuerpos y escalas de la

Institución y elegidos mediante votación, que fiscalice la actuación de los jueces de vigilancia

penitenciaria.

Además de demandar una subida de salarios, los funcionarios de prisiones piden asimismo que se cree un

Cuerpo General Penitenciario, para eliminar las «enormes diferencias económicas y de nivel que existen

entre funcionarios de la misma escala, como por ejemplo, entre un funcionario de servicio interior del

Cuerpo de Ayudantes y un educador también del Cuerpo de Ayudantes.

 

< Volver