Elecciones generales. 
 El gol de Butrageño que quiso marcar el PSOE     
 
 ABC.    22/06/1986.  Página: 26. Páginas: 1. Párrafos: 7. 

26/ABC

ELECCIONES GENERALES

El gol de Butragueño que quiso marcar el PSOE

Un destacado hombre de televisión nos envía el escrito que reproducimos a continuación: «Recordemos

los sucesos: el día de marras comenzó el Telediario segunda edición tras los enunciados, los titulares con

los comentarios que había suscitado el triunfo de Bélgica sobre la URRS y el de España sobre

Dinamarca.»

«Vimos las primeras páginas de algunas revistas belgas, antes los goles de Bélgica y después escenas del

partido de España: primero, el fatídico penalty contra nuestra selección e inmediatamente la jugada que

permitió al «Buitre» marcar el empate. En ese preciso momento apareció en imagen un rótulo que decía

PSOE. El gol, señores, no lo había metido ni «el Buitre», ni la selección española, ni Muñoz, ni los

españoles que trasnochábamos nerviosos y apasionados. Había sido el PSOE con la mano y la «cabeza»

de algún Calviño «boy».

En ese momento, el Estatuto de RTV saltó por los aires. Pero estudiemos el tema. ¿Pudo ser un error?

¿Pudo ser un involuntario error? Pues no. Pienso que no y lo explico.

Las tituladoras son tas maquinitas que generan los rótulos, esa información complementaria escrita que

acompaña a muchas imágenes con ios nombres de las personas o algún otro dato aclarativo.

Pues bien, las tituladoras pueden ser utilizadas de dos maneras diferentes: en el momento o programadas.

En el primer caso, el operador escribe el rótulo en el instante inmediato anterior a que éste salga al aire,

esto es, a que usted lo vea en su televisor. En el segundo, como es el caso de los Telediarios, son escritos

antes por algún ayudante de realización o Redacción y grabados en una memoria que permite

posteriormente ser utilizados en su momento oportuno. Si admitiéramos e) primer sistema, la escritura del

rótulo en el instante anterior a su aparición en pantalla, el error, «el desdichado e involuntario error», no

cabe. Ni el más tonto escribe un rótulo que no va a utilizar en un momento en el que el tiempo siempre

falta, y esto bien lo saben los profesionales.

Pensemos, pues, que el sistema seguido por tos hábiles operadores de la Segunda Edición del Telediario

del jueves 19 fue la racional de cargar en una memoria «todos y cada uno de los rótulos a utilizar aquella

tarde». Recalco el todos y cada uno cíe los que se fuesen a utilizar. Admitamos que por error el operador,

que debe sacar de la memoria el rótulo, se equivoca y casa otro. Este, necesariamente, será uno de los que

van a aparecer en otra parte del Telediario, pero no puede ser otro que no esté programado previamente.

Por aquello de «explicación no pedida acusación manifiesta», la presentadora, señorita Mateo, dijo que «y

ahora, se refería ai espacio dedicado a temas electorales, verán el rótulo que por error, error involuntario,

ha aparecido en un tiempo deportivo». ¡Menos malt Aquello no era trasgresión del vigente Estatuto. No

era juego sucio. Aquello era un error involuntario y el rótulo del PSOE se había colado equivocadamente

fuera de su lugar y ahora, a continuación, lo volveríamos a ver en su justo sitio. Pero, ¡cielosl, ¿qué pasó

después?, ¿qué lo que tiró por tierra el argumento de la señorita Mateos? Pues que el rótulo no salió en el

resto del Telediario. No estaba programado para otro sitio. Sólo ocupó el lugar que previamente habían

previsto los responsables del Televiario, No estaba en la programación general. Fue un acto deliberado.

Si me permiten, tengo una hipótesis que explica la razón del rótulo. Ese mismo día, y a continuación,

Julio Alberto, e! jugador de la selección española, salía con la camiseta roja de la selección nacional,

manifestando, junto a Plácido Domingo, Tip, Amestoy y otros, su adhesión a Fraga y a Coalición Popular.

Posiblemente para los rectores de! Telediario, aquello era «demasié». Había que cortocircuitar y

desactivar aquella osadía que, a cara descubierta, hacía un honrado jugador español y que era mejor tirar

de la ética o del error y apropiarse del gol de Butragueño

 

< Volver