Autor: Álvarez Álvarez, José Luis. 
   Prepotencia     
 
 Diario 16.    20/06/1986.  Página: 3-4. Páginas: 2. Párrafos: 12. 

JOSÉ LUIS ALVAREZ ALVAREZ

Ex ministro, ex alcalde de Madrid y dirigente del PDP

Prepotencia

La mayoría absoluta puede ser buena, siempre que no se convierta en prepotencia, como ha ocurrido

durante los cuatro años de Gobierno socialista. El articulista sostiene que el PSOE ha confundido durante

su mandato mayoría absoluta con poder absoluto y enumera algunos ejemplos para respaldar su

convicción.

Es una palabra nueva. No había entrado en el lenguaje corriente hasta hace poco. Desde la llegada de la

democracia, parecía imposible el riesgo de su aparición por estar reñida con los principios que inspiran la

Constitución: la libertad, la justicia, la igualdad y el pluralismo jurídico. Y de repente, se ha multiplicado

su uso. Se lee a diario en los periódicos, se oye en todas las conversaciones y, siempre, referida al mismo

sujeto, el Gobierno socialista.

Un fenómeno así responde a una realidad. El Partido Socialista ha confundido la mayoría absoluta con el

poder absoluto y ha caído en un uso desmesurado de su poder. Y los casos y los ejemplos se multiplican.

Es prepotencia despreciar a

El camino de la victoria

No hay nada como una prima buena para llegar al quinto.

YUKEL

las minorías, sean de izquierda, de centro o de derecha, calificarlas de «ensaladilla rusa» a aquéllas, o a

éstas de no ser alternativa, y en cualquier caso menospreciarlas a todas, presentando como única

posibilidad al partido del Gobierno, aunque sea como mal menor. Como si una democracia tuviera que

depender de un solo partido y no existir posibilidad de alternancia.

Es prepotencia amenazar a los periódicos que no se pliegan a la línea del Gobierno con ejecutarles por sus

deudas fiscales o de Seguridad Social, cuando las empresas públicas no se hallan tampoco al corriente, o

inducirles a cambiar su posición respecto al referéndum con la apenas velada coacción de perder toda

esperanza de presencia en la TV privada. Y no hablemos de la desgraciada frase de Várela, secretario

general del portavoz del Gobierno, que llegó a decir que se debería ajus-tar la Prensa libre a la posición

del Gobierno y llegó a hablar de utilizar las subvenciones a la Prensa para forzarla a ello.

Es prepotencia el asalto sistemático a los centros de poder de la sociedad que no tienen que ver con la

Administración o el Poder del Estado, como son las Cajas de Ahorros, las Cajas Rurales, las instituciones

financieras, las federaciones

 

< Volver