Autor: Carandell, Luis. 
   Un futuro mixto     
 
 Diario 16.    17/05/1980.  Página: 2. Páginas: 1. Párrafos: 4. 

CARANDELARIO

Un futuro mixto

Luis Carandell

Se está viendo clarísimo que el grupo parlamentario que verdaderamente tiene

futuro es el «grupo mixto».

Originalmente «vaciadero» de políticos a menudo irreconciliables, parece tener

hoy asegurado un engorde automático.

Luis Solana escribía recientemente que si se lograba desgajar de UCD a los

socialdemócratas se podría montar con el partido socialista un grupo dominante.

Gómez Llórente le advertía, sin embargo, en otro artículo, que, si eso

sucediera, significaría igualmente la ruptura del grupo socialista. En el fondo,

Luis Solana propugnaba la creación de un «grupo mixto» y la advertencia de Gómez

Llórente venía a demostrar los peligros de que eso ocurra.

Hoy en la Cámara todo es mixto en potencia, excepto dos cosas: el Partido

Comunista, que sigue siendo monolítico, y el señor Fraga, que está solo y es un

señor irrompible e imposible de mezclar con nadie. El señor Senillosa, por su

parte, y el señor Areilza, cuando está en Bruselas, se rebelan contra el

liderazgo de Fraga y desean convertir su Coalición Democrática en un «grupo

mixto», vistas las posibilidades que tiene.

El otro día, en la Cámara, alguien afirmaba que la próxima vez se presentaría a

las elecciones directamente por el grupo mixto. El futuro, como se ve, es mixto

y las posibilidades de que los diputados se vayan como un solo hombre al grupo

mixto, cada vez mayores. Un diputado ucedista de alto rango arrimaba el ascua a

su sardina en la conversación que sosteníamos sobre este tema: «Estoy de

acuerdo, el futuro está en el grupo mixto. Pero, ¿queréis un grupo más mixto que

el de UCD?»

 

< Volver