Monseñor Montero: Independencia de la Iglesia no es hostilidad     
 
 ABC.    20/09/1972.  Páginas: 1. Párrafos: 7. 

MONSEÑOR MONTERO: «INDEPENDENCIA DE LA IGLESIA NO ES HOSTILIDAD»

«Independencia sin servilismos ni hostilidad» es la base para la renovación de

la Iglesia española, según unas declaraciones del obispo auxiliar de Sevilla,

don .Antonio Montero, a la revista «Incunable».

Frente a esta independencia de la Iglesia, dice el prelado que en la España de

los años 70 no faltan reticencias sobre el llamado «desenganche político» de la

Iglesia y sobre sus nuevas alianzas. Opina que sobre este punto es menester

observar lo siguiente:

1. Que la Iglesia española no va contra nadie, sino que actúa con fidelidad

al Concilio Vaticano II.

2. Que la actitud de independencia de la Iglesia no es confundible con ningún

oportunismo o cuquería humana, sino un postulado inherente al Evangelio.

3: Que «independencia» de la Iglesia no significa hostilidad ni apoyo a grupos

opuestos, ni ofensa a personas.

AI referirse a la independencia que debe mantener la Iglesia de toda clase de

«poderes», afirma que por estos «poderes» se entiende el dinero, la cultura

monocolor, las dictaduras: la del proletariado, la de las minorías no

representativas, la de los grupos de presión de las clases altas d medias.

Termina diciendo que «es, sin duda, in-viable la renovación conciliar mientras

no acabe la ignorancia religiosa, plaga endémica del catolicismo español, v

mientras no termine la incultura teológica de los hombres cultos, que les aferra

a interpretaciones infantiles o rutinarias de la fe cristiana».Europa Press.

 

< Volver