Autor: Ortega Bonilla, María Luisa. 
 Valencia. 
 Protesta por la suspensión de tres asociaciones familiares     
 
 Informaciones.    23/02/1974.  Páginas: 1. Párrafos: 2. 

Problemas municipales

VALENCIA

PROTESTA POR LA SUSPENSIÓN DE TRES ASOCIACIONES FAMILIARES

VALENCIA, 23.—Un grupo de Asociaciones de Cabezas de Familia de Valencia ha enviado un escrito al

ministro secretario nacional del Movimiento, al delegado nacional de la Familia, al jefe provincial del

Movimiento, alcalde y presidente de la Diputación de Valencia, expresando su sorpresa e inquietud por la

suspensión de tres asociaciones familiares valencianas, decretada el pasado día 7 por el jefe provincial del

Movimiento. (Ver INFORMACIONES de los días 8 y 9 de febrero.) «Estamos convencidos —dicen los

firmantes— de que las actividades realizadas por estas asociaciones eran de gran interés para sus

respectivos barrios, hasta el punto de ser consideradas como ejemplo a seguir por las demás.» Y añaden

poco después: «Es evidente también que las tres asociaciones sancionadas han servido, desde su creación

hasta su clausura, de cauce organizado y efectivo para. plantear ante las autoridades los problemas que

individual o colectivamente aquejaban a las familias de sus respectivos barrios. La obligada suspensión de

sus actividades crea, por tanto, un vacio de participación efectiva en la vida pública.» Tras recordar el

momento político que atraviesa el país, en el que el impulso al asociacionismo ha quedado patente desde

el discurso programático del presidente del Gobierno, los autores de la carta solicitan que la decisión de

cese sea reconsiderada y se restablezca la apertura a la mayor brevedad posible.

Conviene precisar que el pasado jueves el diario valenciano «Las Provincias» publicaba un despacho de

la agencia Logos recogiendo las palabras del señor Utrera Molina, pronunciadas en la reunión mantenida

con el Consejo Nacional de Asociaciones Familiares, quien, entre otras cosas, dijo: «En el asociacionismo

familiar se encuentra una de las claves mas importantes de la participación. La célula familiar nos puede

dar una línea de armonía, de congruencia, de auténtico equilibrio en el reto participativo.»

Por Marisa ORTEGA

 

< Volver