Autor: Cortés-Cavanillas, Julián (ARGOS). 
   El primer viaje de Alfonso XII a Barcelona     
 
 ABC.     Páginas: 1. Párrafos: 2. 

A VUELA PLUMA

EL PRIMER VIAJE DE ALFONSO XIII A BARCELONA

El 6 de abril de 1904.

El joven Rey Don Alfonso XIII hace su primer viaje oficial a Barcelona, primera

etapa de un largo viaje de más. de un mes en que el Soberano visitó

sucesivamente Lérida, Gerona, Tarragona, las islas Baleares —en sus tres

capitales de Palma, Mohon e Ibiza—, y posteriormente Almería, Málaga y Granada.

En Málaga volvió a embarcar en el yate (Giralda», visitando Melilla y Ceuta, y

regresando a Madrid por Cádiz, Sevilla y Córdoba. Pese a los graves problemas

que pesaban sobre España, el joven Monarca obtuvo en todas partes, y muy

particularmente en Barcelona, acogidas triunfales, en contacto directo con el

público. La gran capital catalana ante la fascinadora simpatía de Alfonso XIII

volcó vibrantes entusiasmos que nunca en los posteriores viajes dejaron de

faltar, porgue, además, nunca olvidó el Rey de España de ser en todo momento el

Conde de Barcelona.

Aquel año de 1904 lo fue Je agudas preocupaciones de todo orden, pero el Rey,

que acababa de desprenderse de la adolescencia. Infundía amor, respeto y

confianza a las gentes españolas, y le ofrecía, a la par, optimismo frente a las

huelgas, los mítines y hasta los gritos republicanos. En Madrid el 6 de febrero

se presenta de improviso Don Alfonso en la Universidad y se sienta en varias

cátedras junto a Azcárate, Piernas Hurtado, Ortega Rubio y Vadillo, auténticas

eminencias intelectuales. Es el año en que se entrevista en Vigo con el Kaiser

Guillermo II; que muere su abuela Doña Isabel II; que recibe las credenciales ¿e

los nuevos embajadores de Inglaterra e Italia, y que se firma el convenio entre

España y la Santa Sede, reformando y aclarando al Concordato, problema muy

complejo y hondo en aquellos momentos. Pero, sobre todo, es el año del triunfal

viaje a Cataluña, visita que hoy su nieto el Rey Don Juan Carlos repite con los

mejores augurios.

ARGOS.

 

< Volver