Cinco millones de divisas     
 
    Páginas: 1. Párrafos: 7. 

Cinco mil millones de divisas

Don Fabián Estapé, catedrático de Política Económica de la Universidad de

Barcelona y ex comisario adjunto del Plan de Desarrollo, dice en "El Noticiero

Universal" a Augusto Valeri:

"—IMS reservas son necesarias por muchos motivos: porque necesitamos garantizar

las importaciones y la expansión, asi como una garantid para la inversión

extranjera. Diré que el funcionamiento "de caja da la economía española" puede

estar entre los 1.500 y los 2.000 millones de dólares-; a partir de estas cifras

se crea el problema de ver qué se hace con ellast ya que es un empleo de

recursos al que se le podría dar otro destino. Estas reservas no están como la

gente se cree "en un calcetín", sino invertidas en depósitos y fondos de.grandes

bancos internacionales, pero con rendimientos inferiores a los que se podrió

obtener dentro del país para utillar un sector, una región, etc. No nos podemos

olvidar de´ que a partir del cambio de Gobierno del 69, en que habíamos

descendido la cota de los mil, vino el crecimiento, pero cambiado de sentido por

la crisis monetaria internacional, y se movieron los que se llaman, en términos

económicos, "capitales calientes" en busca de rendimientos. Aquí acudieron

cantidades importantes, ya que la- peseta no corría peligro de devaluación; se.

recardará que en noviembre del 71 fue revaluada frente al dolar en un 8,57 por

100. Tenemos por tanto en nuestra masa dé reservas muchos factores a considerar,

unos necesarios, otros funcionales, otros que habría que emplear y otros que han

venido por los intereses privados que buscan lucro y que igual que han llegado

se. pueden marchar, y es/un problema que hay que contemplarlo con serenidad.

Diclio todo esto, aún nos quedan en las reservas unas sumas importantes que

deben empiparse estratégicamente ya. Lo han empezado a ser en.pequeña medida

desde noviembre con las disposiciones que autorizan al ministro de Comercio para

liberalizar ciertas importaciones privatisando gran parte del comercio de

Estado.

España - Mercado Común. ¿Qué pasará en la próxima negociación ?

Tengo mis grandes reservas y preocupación en el sentido de que en este plazo tan

breve, desde hoy a enero del 74, se consiga algo positivo que no sea un mero

aplazamiento. Ha sido todo tan´lento; el próximo 9 de febrero se cumplen once

anos desde que se iniciaron las negociaciones—carta Ae Castiella a Bruselas—y

estamos con un´ tratado preferen-cial firmado en el 70 que no es lo que se

pedía; que al pasar la Comunidad de los seis a los nueve ha habido que

establecer el "parche" de este año en el sentido do que de momento a los nuevos

lea podamos seguir vendiendo hasta el 1 de enero del 74. Tengo mis dudas de que

se pueda conseguir un acuerdo interesante en tan corto plazo.

Por otra parte, me parece totalmente oscuro´ el panorama para la exportación de

la agricultura española en el sentido de que si hay algo consolidado entre los

"Seis" es una política agraria proteccionista frente al resto del mundo. Durante

este año podremos seguir vendiendo a Inglaterra, pero recuerdo la frase dé José

Luis Cerón: "Que se tenga en cuenta que la política agraria del Mercado Común no

es materia negociable." Podemos encontrarnos con problemas para la eona de

Levante y Murcia. Estoy preocupado por lo que ellos llaman la política global

para los países mediterráneos, ya que nos están concediendo unos tratos

inferiores a los de Marruecos, Argelia y Túnez, y un poco mejores, pero muy

poco, a los que se dan a Israel. Eso hace ver con pesimismo el año final en que

podamos entrar por la puerta principal, no la de servicio.

La Ford.

La incidencia de esta inversión en cuanto a mano de obra directa se calcula

entre los siete y diez mil puestos de trabajo, cifra importante, sobre todo si

va a incidir en una región como el país valenciano, en donde van a crear

problemas de reconversión de actividades agrícolas e industriales. Ello se viene

a sumar a la inversión de,cíen mil millones de pesetas de la siderurgia. El país

valenciano puede, dar un cambio importante de aquí al ano 80. La Ford, viene a

potenciar este hecho. Por mis informes sé que el cálculo es llegar a una

exportación anual de 250 millones de dólares, cifra importante, que para dar un

orden de

magnitudes es dos veces y media el producto en divisas de la cosecha de agrios."

 

< Volver