Don Marcelino Oreja, a su regreso de Roma. 
 Dentro de dos años caerá el telón del Concordato  :   
 En las recíprocas cesiones de privilegios, solo gana la concordia. 
 Informaciones.    29/07/1976.  Página: 2. Páginas: 1. Párrafos: 6. 

DON MARCELINO OREJA, A SU REGRESO DE ROMA

«Dentro de dos años caerá el telón del Concordato»

EN LAS RECIPROCAS CESIONES DE PRIVILEGIOS, SOLO GANA LA CONCORDIA.

MADRID, 29 (INFORMACIONES).

EN un plazo máximo de dos años tendrá lugar la caída del telón del Concordato»,

aseguró ayer a su regreso de Roma, el ministro de Asuntos Exteriores, don

Marcelino Oreja, después de haber firmado junto al cardenal Villot el primer

acuerdo parcial de revisión del Concordato entre España y la Santa Sede.

Poco después de las siete de la tarde llegó al aeropuerto de Madrid-Barajas el

ministro de Asuntos Exteriores, don Marcelino Oreja, acompañado del embajador

español en el Vaticano, señor Fernández Valderrama, y varios directores

generales de su Departamento. En la sala de autoridades del aeropuerto esperaban

al señor Oreja el director general de Asuntos Europeos, don Nuño Aguirre de

Cárcer; el director general de Servicio Exterior, señor Abaroa; el director

general de Cooperación Técnica Internacional, señor Puig de la Bellacasa, y el

secretario general técnico del Ministerio, señor Arias Salgado.

El señor Oreja mantuvo una informal rueda de Prensa con los informadores, en la

que comentó los numerosos aspectos positivos del viaje «intenso y emocionante»

realizado en la jornada de ayer. Relató las numerosas actividades desarrolladas

desde su llegada a Roma hasta su regreso a Madrid, resaltando la audiencia

particular concedida por Su Santidad el Papa Pablo VI, de quien, al margen del

intercambio protocolario de obsequios, recibió un mensaje personal y otro

escrito para el Rey de España, como contestación a la carta enviada por don Juan

Carlos.

FINAL DE UNA ETAPA Y COMIENZO DE OTRA

«Ante la firma del acuerdo —señaló el señor Oreja— no ha habido ningún

problema., Ha sido el final de las gestiones decisivas llevadas a cabo por los

anteriores ministros de Justicia y Asuntos Exteriores, señores Garrigues y

Areilza, a quienes el actual titular reconoció su más sincero agradecimiento por

haber llegado a este momento «histórico y relevante» de la firma del acuerdo

inicial de revisión del Concordato.

«Esta sí que es la recta final», dijo el señor Oreja citando las palabras de

monseñor Casaroli en su encuentro de la mañana.

Sobre el contenido del acuerdo firmado ayer, el ministro destacó que se trata de

un primer instrumento jurídico que dará paso, en breve plazo, a una serie de

acuerdos previos sobre asuntos concretos, dentro de un marco jurídico nuevo en

las relaciones España-Santa Sede. «En las recíprocas cesiones de privilegios —

subrayó el señor Oreja— no hay perdedor ni ganador; sólo gana la concordia.>> Y

en este punto, el ministro señaló la decisiva intervención del Rey, a quien

calificó de promotor directo de la nueva situación, asi como la de los

colaboradores de los Ministerios de Justicia y Asuntos Exteriores y a los

antecesores en dichos Departamentos. «Todos ellos —dijo— han posibilitado y

agilizado las negociaciones que en un plazo máximo de dos años, harán caer el

anacrónico telón del Concordato.»

 

< Volver