Información religiosa; El director general de Asuntos Eclesiásticos advierte:. 
 Para iniciar negocios civiles los clérigos precisan autorización del obispo     
 
 Informaciones.    20/03/1974.  Página: 7. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

Información religiosa

EL DIRECTOR GENERAL DE ASUNTOS ECLESIÁSTICOS ADVIERTE:

Para iniciar negocios civiles los clérigos precisan autorización del obispo

LOGROÑO. 20.

(EUROPA PRESS.)

El Boletín Oficial del Obispado de Calahorra-La Calzada-Logroño publica una

carta del director general de Asuntos Eclesiásticos, don Antonio Olí Casares,

dirigida al obispo de la diócesis, monseñor Abilio del Campo, en la que se

contienen unas orientaciones normativas para los entes eclesiásticos

comprendidos en el párrafo segundo del articulo cuarto del vigente Concordata.

El texto de la carta es el siguiente:

«Como sin duda sabe V.E.R., de acuerdo con el articulo 2.º del decreto de 12 de

marzo de 1959, "los entes eclesiásticos comprendidos en el párrafo 2.º del

citado articulo del Concordato, acreditarán el reconocimiento de su personalidad

mediante un certificado expedido por el Ministerio de Justicia, en el que conste

que han recibido la comunicación escrita de la autoridad eclesiástica

competente, con el testimonio literal del decreto de erección o aprobación".

No obstante, ocurre en ocasiones que entre eclesiásticos de esa naturaleza, que

no tienen reconocida su personalidad Jurídica de acuerdo con la regulación

citada, pretenden llevar a cabo negocios Jurídicos civiles como si gozasen de

tal reconocimiento de su existencia por parte del ordinario de la diócesis en

que la entidad cumple sus actividades. Conviene advertir que en tal supuesto no

sólo se comete una Irregularidad, sino que, además, se podrían acarrear graves

perjuicios para la entidad que obre asi al resultar anulable el acto jurídico

civil en que naya intervenido, como titular de derechos y obligaciones, siendo

así que no tiene reconocido tal carácter.

Todo lo cual me honro en transmitir a V. E. R. al tiempo que le sugiero la

posibilidad de que, cuando se presenten casos como los apuntados, se advierta a

los interesados que el procedimiento es irregular y se les señale el camino para

actuar conforme a las normas vigentes.»

 

< Volver