Normas simplificadoras para el matrimonio civil entre no católicos  :   
 Para probar que los contrayentes no profesan la religión bastará su declaración expresa. 
   16/04/1974.  Páginas: 1. Párrafos: 3. 

NORMAS SIMPLIFICADOS PARA EL MATRIMONIO CIVIL ENTRE LOS NO CATÓLICOS

Para probar que los contrayentes no profesan la religión bastará su declaración

expresa

Para probar que los contrayentes de un matrimonio civil no profesan la religión

católica basta su declaración expresa, sin perjuicio de exigirse, en su caso, la

prueba de haber comunicado el abandono al párroco, según se señala en las

instrucciones que la Dirección General de los Registros y del Notariado publica

en el «Boletín Oficial del Estado» en torno al expediente previo a dicho

matrimonio.

El preámbulo de las instrucciones afirma que la aplicación del régimen de

expediente previo al matrimonio civil, sobre todo cuando uno o ambos

contrayentes son extranjeros, ha dado motivo en la práctica a un amontonamiento

de trámites y exigencias que deben obviarse, en lo posible. En ese sentido se

declara que en los expedientes en cuestión debe evitarse toda dilación o trámite

superfluo o desproporcionado con la causa y que la práctica de una diligencia no

paralizará las demás que sean compatibles. Asimismo, si el Juez municipal

escogido para la celebración del matrimonio no lo fuera a la vez de ambos

contrayentes, sólo se duplicarán los trámites y alegaciones que ordene

expresamente la Ley.

La soltería puede acreditarse por declaración jurada del propio sujeto y la

viudez de la misma forma, acompañando certificación de defunción del cónyuge.

No es necesaria traducción oficial, prosiguen las mismas instrucciones de

documentos extranjeros si al juez encargado le consta su contenido y así lo hace

manifiesto; los contrayentes que no sepan castellano podrán expresar el

consentimiento valiéndose de intérprete.

 

< Volver