Aunque monseñor Cantero dimita como arzobispo de Zaragoza. 
 Continuará en el Consejo de Regencia y en el Consejo del Reino     
 
 El Alcázar.    10/02/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 7. 

NACIONAL

Aunque monseñor Cantero dimita como Arzobispo de Zaragoza

CONTINUARA EN EL CONSEJO DE REGENCIA Y EN EL CONSEJO DEL REINO

MADRID, (EUROPA PRESS).- El 23 de los corrientes cumplía los setenta y cinco

años el arzobispo de Zaragoza, don Pedro Cantero Cuadrado, este .prelado español

es procurador en Cortes por designación, directa del Jefe del Estado, y como

prelado de más jerarquía, en las mismas Cortes ocupa los cargos de miembro del

Consejo del Reino y Consejo de Regencia.

Según recomienda el Concilio Vaticano II, los obispos al cumplir los setenta y

cinco años deberán presentar al Papa la dimisión de su cargo y pastoral. Por eso

es muy posible que monseñor Cantero presente al Santo Padre la dimisión de su

cargo como arzobispo de Zaragoza, el 23 de febrero.

Sin embargo, aún en el caso de que el Papa aceptara la dimisión del arzobispo de

Zaragoza esto no afecta en absoluto a su condición de procurador en Cortes, ni

por tanto a sus cargos de miembro del Consejo del Reino y del Consejo de

Regencia.

De acuerdo con la ley Orgánica del Consejo del Reino, artículo cuatro, apartado

III, letra a) los consejeros natos por razón de su cargo dice que serán, entre

otros, "el prelado de mayor jerarquía y antigüedad entre los que sean

procuradores en Cortes", y en la Ley de Sucesión en la Jefatura del Estado,

artículo tercero, se cita como uno de los tres miembros del Consejo de regencia

también al "prelado de mayor jerarquía y antigüedad.

Todos estos extremos coinciden en el actual arzobispo de Zaragoza, además sus

cargos en las Cortes, Consejo del Reino y Consejo de Regencia son independientes

de su condición de arzobispo de la ciudad del Ebro..

Otro dato a tener en cuenta, es aún el caso de que un arzobispo cese en su cargo

pastoral no pierde su condición de arzobispo, e incluso continuará llevando el

título de la misma diócesis en la que fue residencial.

En síntesis, al menos mientras exista la actual Legislatura de las Cortes, el

arzobispo de Zaragoza, al margen de su dimisión o no como arzobispo de Zaragoza

continuará en todos sus cargos como procurador en Cortes, miembro del Consejo

del Reino y Consejo de Regencia.

 

< Volver