Guardia civil muerto en un atentado en Villafranca de Ordicia  :   
 Cuando procedía a retirar una bandera separatista vasca hizo explosión una bomba conectada con la misma. 
 ABC.    18/01/1976.  Página: 1,88. Páginas: 2. Párrafos: 20. 

GUARDIA CIVIL MUERTO EN UN ATENTADO EN VILLAFRANCA DE ORDICIA

Cuando procedía a retirar una bandera separatista vasca hizo explosión una bomba

conectada con la misma

La Oficina de Prensa de Va Dirección General de la Guardia Civil facilita la

siguiente nota:

«A las 13,50 horas de hoy un grupo de fuerza móvil de la Guardia Civil que

prestaba servicio en las proximidades de Villafranca de Ordicia (Guipúzcoa)

observó que en una finca a la altura del kilómetro 422 de la carretera genera!

radial 1 se hallaba colocado un mástil con una bandera separatista vasca. Al

proceder a su retirada hizo explosión una carga explosiva que so encontraba

conectada con e) mástil, causando la muerte Instantánea del guardia civil Manuel

Vergara Jiménez, de veintiún años, soltero, natural de Viso de Alcor (Sevilla) y

perteneciente a la plantilla del puesto de Villafranca.»

Madrid. (De nuestra Redacción.) Poco después de las cuatro menos cuarto de la

tarde de ayer, cuando el guardia civil de segunda don Manuel Vergara Jiménez

procedía a retirar una bandera separatista situada en una finca entre los

Municipios de Villafranca de Ordicia y Beasain, en Guipúzcoa, resultó alcanzado

por una carga explosiva que estaba conectada a la bandera, que le produjo la

muerte en el acto.

El hecho se produjo a la altura del kilómetro 422 de la carretera nacional

número 1, de Madrid a Irún, cuando un Land-Rover, en el que viajaba una patrulla

compuesta por un cabio y varios números de la Guardia Civil que prestaba su

servicio habitual de vigilancia por las inmediaciones dé la zona, divisó una

bandera separatista vasca en lo alto de una loma situada sobre un túnel.

Tras recorrer los sesenta metros que separan la carretera del punto donde estaba

situada la bandera, y al proceder el guardia civil don Manuel Vergara Jiménez a

retirarla, hizo explosión una carga de dinamita-goma que estaba enterrada en el

suelo y conectada a la bandera, que le lanzó a diecisiete metros de distancia y

le produjo la muerte instantáneamente.

UNA BOMBA SIMULADA Y OTRA REAL.— Fuentes próximas a la Guardia Civil informan

que junto al guardia civil muerto estaba en el momento de retirar la bandera el

cabo de la patrulla, que, por efectos de la explosión, sufrió heridas a

consecuencia de las cuales se encuentra hospitalizado.

El cuerpo sin vida de don Manuel Vergara Jiménez fue recogido por sus compañeros

y trasladado inmediatamente al cuartel de la Guardia Civil de Villafranca de

Ordicia, donde quedó Instalada la capilla ardiente.

La finca donde estaba situada la bandera, propiedad de un particular, dista

aproximadamente un kilómetro del cuartel de la Guardia Civil de Villafranca-

Beasain, y trescientos metros de la Escuela de Formación Profesional «Coyarri».

Según fuentes próximas a la Dirección General de la Guardia Civil, junto ala

bandera se hallaba una bomba simulada que fue retirada por el guardia civil

Vergara Jiménez antes de que al mover el mástil explotase la carga de dinamita.

Según distintas apreciaciones la bandera vasca habla sido colocada no mucho

tiempo antes de producirse la explosión. Estaba colocada en un pequeño palo, a

modo de guión y era de setenta por setenta centímetros, aproximadamente.

La Guardia Civil y la Policía Armada.han establecido I o s correspondientes

controles policiales.

VEINTIÚN AROS.—Don Manuel Vergara Jiménez, guardia civil de segunda, conductor,

era natural de Viso del Alcor (Sevilla) y contaba veintiún años de edad. El

próximo día 23 de enero habría cumplido veintidós años. Había ingresado en el

Cuerpo en febrero de 1974 y llevaba destinado nueve meses en el cuartel de la

Guardia Civil de Villafranca de Ordicia.

Tiene otro hermano que también es guardia civil y que está destinado en

Guipúzcoa y su padre, que también pertenece al Cuerpo, vive en Rota.

El oficial de servicio del cuartel de la Guardia Civil de Beasain, hablando

telefónicamente con un redactor de ABC, manifestó que Manuel Vergara Jiménez

"era un chaval normal, alegre, simpático» y que contaba con numerosas amigos en

Villafranca y Beasain.

El.ministro de la Gobernación, señor Fraga, que se encontraba en Niza tue

avisado inmediatamente de) atentado.

CAPILLA ARDIENTE

San Sebastián, 17. (De nuestro corresponsal, por teléfono.) En el cuartel de la

Benemérita de Villafranca de Ordlcia se ha instalado la capilla ardiente del

guardia civil don Manuel Vergara, siendo velado por sus compañeros de Cuerpo

durante toda la noche. Tan pronto se conoció e) suceso acudieron al cuartel para

testimoniar su condolencia y su indignación por el atentado el alcalde de fe

villa, asi como los de las localidades próximas.

Se espera que a primeras horas de la mañana lleguen a Villafranca los familiares

de la victima, cuyo padre también es guardia civil, con destino en Rola (Cádiz).

Por esta razón el funeral de cuerpo presente se celebrará a fas cinco de la

tarde, en la iglesia parroquial de ia Asunción, de Villafranca, y acto seguido

se procederá ai traslado de tos restos mortales de don Manuel Vergara a su

pueblo natal de Viso del Alcor (Sevilla).

RECIBIRÁ SEPULTURA EN SU PUEBLO NATAL

San Sebastián, 17. (Europa Press.) Los restos mortales det guardia civil don

Manuel Vergara Jiménez recibirán cristiana sepultura en su pueblo natal de Viso

del Alcor, en la provincia de Sevilla.

El cuerpo del señor Vergara Jiménez será trasladado posiblemente mañana, tras

permanecer en una capilla ardiente que ha sido instalada en el cuartel de la

Guardia Civil de Villafranca de Ordicia-Beasain.

TELEGRAMAS Y LLAMADAS TELEFÓNICAS PARA DAR EL PÉSAME

San Sebastián, 17. (Europa Press.) Se están recibiendo en el Gobierno Civil y en

la Comandancia de la Guardia Civil de San Sebastián numerosas llamadas

telefónicas y telegramas de pésame por la muerte del guardia civil don Manuel

Vergara Jiménez.

Asimismo, en el cuartel de la Guardia Civil de Villafranca se han producido

numerosas escenas de dolor y emoción entre fos compañeros del guardia civil

asesinado y numerosos vecinos de (a localidad, que han acudido a testimoniar su

pésame.

 

< Volver