Autor: Martí, Ramón. 
   Un curso sobre marxismo y cristianismo en la Universidad de Santander  :   
 El padre Gabrile de Estal analizó lo que de conciliable e inconciliable hay entre ambos. 
 ABC.    05/08/1977.  Página: 23. Páginas: 1. Párrafos: 10. 

ABC. VIERNES, 5 DE AGOSTO DE 1977.

la Iglesia en el mundo de hoy

UN CURSO SOBRE MARXISMO Y CRISTIANISMO EN U UNIVERSIDAD DE SANTANDER

El padre Gabriel del Estal analizó lo que de conciliable e inconciliable hay

entre ambos

Santander, 4. (Servicio especial, por teléfono.) Ha dado comienzo en la

Universidad Internacional Menéndez Pelayo el curso sobre Política y Saciedad,

que a lo la reo de su duración .abarcará seis grandes ciclos temáticos: Marxismo

y cristianismo; Constitución; Modelos de sociedad en el mundo y proyección de

estos modelos en la política internacional; Relaciones económicas;

Comportamientos electorales, e Idea del nacionalismo. Cada uno de estos ciclos

está a cargo de destacados profesores especialistas.

El profesor Gabriel del Estal. de la "Universidad de El Escorial. Inició el

desarrollo ;del -tema marxismo y cristianismo -con una exposición en torno .a

los dos frentes de pensamiento y vida en que Aparece dividida la Humanidad, y

que son.el marxismo y cristianismo. Ambos .Intentan Interpretar la- Historia, la

sociedad y al hombre mismo. En esa primera conferencia,´ el profesor de El

Escorial se ciñó a la génesis del marxismo «orno producto de las circunstancias

socioeconómicas determlna-personales de carácter humano y 4e formación

universitaria de Carlos .Marx y circunstancias socieconómicas determinadas por

la revolución Industrial 7 la..revolución francesa. Todo esto .constituye el

contexto histórico del marxismo, perfectamente superable.

En la conferencia de hoy, el profesor Del Estal ha efectuado un detenido

análisis acerca de lo que de conciliable e Inconciliable existe entre marxismo y

cristianismo. A -partir de las encíclicas «Pacen in Terris>, de Juan XXIII. y

«Eclesiam suam», de Pablo VI, en las que sé contienen das diferencias entre lo

que son doctrinas -dé conceptos definidos y corrientes históricas cambiantes, ha

concretado lo que entre ambas -doctrinas hay de inconciliable y -conciliable. Lo

que se refiere a los conceptos definidos, es inconciliable; lo que afecta a las

corrientes históricas cambiantes >ES conciliable. Según -él conferenciante, -Jo

conciliable e inconciliable entre marxismo´ y cristianismo descansa en cuatro

Talares:

— Fundamento dogmático: materialismo dialéctico en el marxismo y

creacionismo teísta en el cristianismo: amóos .confluyen en el hombre, pero

.siguiendo .caminos distintos.

— Coyuntura real, que origina, por .una parte, el materialismo histórico como

fruto social del materialismo dialéctico- en el marxismo, y por otra, el

esplritualismo desinteresado como fruto de salvación en el cristianismo.´

— Estrategia operativa, consistente en la revolución violenta por parte ,del

marxismo y en la justicia social por parte del cristianismo.

— Clave escátológica: el terrenismo absoluto en la doctrina marxista y .el

providencialismo salvador en el cristianismo son Jos fundamentos de este

último pilar, que si para el marxismo reside .en el «aquí y ahora», con una

proyección unidimensional e inmanente, para el cristianismo se concreta con

bidimensionalidad como inmanente y trascendente en el -«allí y después».

EL CRISTIANO ANTE EL MARXISMO.—La tercera lección que ha .cerrado este ciclo ha

tratado acerca de la actitud política del cristiano ante el marxismo. «Es éste —

ha señalado el profesor Del Estal— un tema vivo que plantea problemas de

conciencia. Su solución supone caminar con criterios de convivencia, de

seguridad y de fe.» Estos criterios deben adquirirse medíante la lectura de las

obras fundamentales de autores marxistas y por criterios de la Iglesia, como

despositarla de autoridad para el cristiano. Seguidamente, ha efectuado un

análisis de la evolución experimentada por ambas doctrinas, cristianismo y

marxismo, ^a través de los tiempos y de las circunstancias históricas y

coyunturales que les han obligado :a revisar actitudes, posturas y

planteamientos. Los fenómenos correctores que la Iglesia .ha realizado no han

variado nunca en lo sustancial y han sido firmes y -concretos siempre en la

condena del comunismo ateo, materialista y anticristiano, :nunca del socialismo

legal. -Desde el Vaticano II. que representa el más grande -esfuerzo de

renovación dé la Iglesia, cobra vigor el diálogo cristiano-marxista .y es en la

«Gaudium et spes» donde se habla .ya sin rebozos de diálogo entre cristianos ,y

marxistas, de cara a la construcción de un mundo mejor. Los argumentos ´para una

bercera vida apuntan hacia actitudes de concordia y diálogo y se declaran

partidarios de limpiar a la Iglesia de la costra, la carcoma y la hojarasca y de

hacer surgir en ella la pureza evangélica.

El profesor Gabriel del Estal ha :recordado un artículo reciente del

«Obsservatore Romano», en el que se Distinguía entre el diálogo crtstiano-

marxista y la relación del primero con él segundo. «La -actitud del cristiano ha

de ser de coherencia entre su fe religiosa y la praxis política. No debe ser una

actitud de enfrentamiento, sino de diálogo, de .comprensión y de respeto que, en

definitiva, es una actitud de amor», ha terminado diciendo el conferenciante.

Por otra parte, se ha celebrado un coloquio sobre este tema que ha sido muy vivo

y auténtico y que se ha seguido con interés´ por parte de los asistentes.—Ramón

MARTI.

 

< Volver