El Sr. Solís Ruiz analiza la situación política, social y económica de España  :   
 Invita a mantener un optimismo responsable. 
 ABC.    16/07/1959.  Página: 36. Páginas: 1. Párrafos: 4. 

SR. SOLIS RUIZ ANALIZA LA SITUACIÓN POLÍTICA, SOCIAL Y ECONÓMICA DE ESPARA

Invita a mantener un optimismo responsable

E! ministro secretario general.del Movimiento, señor Sqlis Ruiz, acompañado del vicesecretario general, señor Jiménez Millas, y del delegado nacional de Provincias, señor Herrero Tejedor, presidió ayer tarde una reunión del Consejo Provincial del Movimiento de Madrid. En primer lugar, el ministro impuso al subjefe provincial, señor Sanano, la Encomienda de la Orden de Cisneros; que le ha sido recientemente concedida. Luego, el jefe provincial, señor Arámbum, se congratuló de la presencia en la reunión del señor Solís, cuyo dialogo directo con los mandos provinciales constituye un fuerte estímulo y una inequívoca norma para la labor que éstos han de desarrollar. Hizo después una exposición pormenorizada de la tarea llevada a cabo, durante el año político, por las distintas delegaciones y servicios del Movimiento, cuya intensidad y eficacia—dijo-ha servido pita robustecer los tíuadrós falangistas, que en los últimos meses Se han visto engrosados con la íncorpotaeión de cerca de dos mil nuevos afiliados.

Terminó diciendo que esta labor, tuyos frutos son bien notorios, no se ha limitado a la capital, sino que se ha extendido, en una eficiente misión de apostolado político, a. todos los pueblos de la provincia.

Habló a continuación el señor Solis Ruiz, quien hizo un detenido anáfisis de la situación política, social y económica de España. Dijo que, en estos tres aspectos, el panorama de la nación constituye, para quien lo considere con ojos e intención limpios, una invitación a un optimismo responsable. Sin fe y esperanza—afirmó—no se puede estar, en política.

Pasó después a considerar las medidas de carácter económico que serán adoptadas en breve, y dijo que no hay que considerarlas como un salto en el vacío, como un arbitrismo milagrero ni como una improvisación, puesto que son la consecuencia natural de un largo proceso de potenciación de nuestros recursos y posibilidades. Cualquier paso que se dé en este sentido—añadió el ministro— habrá sido muy calculado previamente y estará siempre dirigido a servir los intereses >íe la comunidad nacional. En servicio de estos intereses, que priman siempre en la preocupación de la política del Movimiento, España entrará en una etapa de amplia colaboración internacional en el terreno de la economía. Desde el interior, este movimiento hacia la cooperación tiene que ser secundado con una intensificación y un mejoramiento de la producción, que nos permita concurrir a la competencia en condiciones ventajosas. Tened la seguridad—dijo finalmente el señor Solís-—que el Caudillo, ante cada coyuntura, dicta e inspira la norma que mejor se armoniza con la conveniencia de la Patria.

Por último contestó a las preguntas que le fueren hechas en él curso de un animado coloquio.

 

< Volver