La programación religiosa en el medio televisivo. Italia. 
 Católicos: dos horas semanales; protestantes y judíos: veinte minutos quincenales     
 
 Ya.    04/03/1982.  Páginas: 1. Párrafos: 5. 

Católicos: dos horas semanales; protestantes y judíos: veinte minutos

quincenales

Dos horas semanales, que ocupan cuatro programas fijos de argumento religioso,

emite la televisión oficial para los italianos de religión católica. Con destino

a los italianos de religión protestante la TV oficial dedica veinte minutos

quincenales, y otros quince minutos quincenales destina a los italianos de

religión judía. Veinte minutos que en ambos casos constituyen el único programa

fijo de esas dos confesiones religiosas. De.esta forma está estructurada en la

televisión oficial de este país la programación religiosa, según" ha explicado a

YA Lipiana Chiale, coordinadora de los programas religiosos de la TV italiana.

Hay que señalar que de esas dos horas semanales de programación fija religiosa

católica, sólo la retransmisión de la santa misa los domingos y días de fiesta

intersemanal, que sale a antena esos días a las once de la mañana y dura hasta

las 11,55, es programa fruto del acuerdo establecido entre.la TV oficial y el

Centro Católico del Espectáculo, que es el organismo de la CEI (Conferencia

Episcopal Italiana) para las comunicaciones sociales. Por ese acuerdo, la TV se

obliga a poner a disposición del Centro Católico del Espectáculo, medios

económicos y técnicos.Todo lo demás, elección de oficiante, iglesia o lugar y

coros, constituye responsabilidad del citado Centro.

: Los otros tres programas fijos de argumento católico que emite la televisión

italiana oficial, incluidos en la programación general oficial de la TV, no se

atienen a pactos o compromisos con la CEI y son realizados por un equipo de

profesionales de TV católicos, (cuatro personas). Equipo que está alerta a los

•temas anuales que la CEI propone a los católicos italianos.

En la misma situación de pacto que el Centro Católico del Espectáculo actuar),

para sus respectivos veinte minutos quincenales, la Federación de las Iglesias

Evangélicas Protestantes y la comunidad israelí italianas. Es decir, que la TVI

pone a disposición de esas dos entidades medios económicos y técnicos y luego la

realización es completamente cosa suya, con una exclusiva condición: «el respeto

a la Constitución del país». Esas dos confesiones religiosas citadas, que por

otra parte son las únicas que, además de la católica, disfrutan de programación

especial en la televisión, no cuentan con otros espacios fijos a lo largo de la

semana dentro de la programación general, cosa que sí ocurre con la religión

católica. Los programas protestante y judío son loa lunes en la red número dos,

a las 22,55, alternativamente, dado su carácter quincenal.

En cuanto a los otros tres programas fijos de argumento religioso católico, son

los siguientes: «Las razones de la esperanza», en la red número uno, todos los

sábados a las 18,15, durante doce minutos. Se trata de reflexiones sobre el

evangelio del día siguiente, presentadas por un sacerdote u obispo en diálogo

con los fieles. «Señales del tiempo», todos los domingos, durante veinte

minutos, en la red uno, a continuación de la santa misa. Tiene el aire de un

telediario de noticias católicas y ecuménicas y apenas da noticias del Papa,

pues la actualidad del Papa queda diariamente recogida en los telediarios de los

canales uno y dos. «Señales del tiempo», los días de fiesta intersemanal cambia

de nombre para llamarse «Experiencia religiosa», pero su duración es también de

veinte minutos. El tercer programa fijo se denomina «El octavo día», los lunes,

en el canal uno, a las 18,20, con una duración de treinta minutos. Es una

lectura de acontecimientos y preocupaciones de la cultura contemporánea bajo la

perspectiva católica.

Aún hay mas, nos dice la señora Chiale. Tenemos programas excepcionales, por

ejemplo, el efectuado con ocasión del centenario dé Sari Francisco de Asís, el

pasado 4 de octubre; se emitió un programa excepcional de cuarenta minutos. Y lo

mismo hicimos con el Papa Juan XXIII en el centenario dé su nacimiento. Ahora

estamos preparando algo similar destinado a Santa Teresa de Jesús, con motivo

también del centenario de su muerte. Estos programas excepcionales son

preparados autónomamente por la TVI.

 

< Volver