Autor: Conte, Rafael . 
   Falsa alarma de bomba en el tren París-Madrid     
 
 Informaciones.    12/01/1973.  Páginas: 1. Párrafos: 9. 

FALSA ALARMA DE BOMBA EN EL TREN PARIS-MADRID

Por Rafael CONTÉ

PARÍS, 12.—Alerta a la, bomba en el «Puerta del Sol», tí tren rápido que une diariamente París y Madrid.

Un alerta a la bomba que ha resultado falsa, afortunadamente, pero que ha provocado una larga noche de

suspense» para la Sociedad nacional de los Ferrocarriles Franceses, para la Renfe paro las autoridades de

vigilancia españolas y francesas y para el persona! y los doscientos viajeros que se habían embarcado

ayer en el citado tren.

La falsa alerté a la bomba —o más bien la alerta a la bomba íalsa, ya que el aviso del siniestro fue verdad,

mientras que la -existencia del ingenio explosivo parece haber sido un «bluff»— tuvo lugar ayer por la

tarde, unas dos horas antes de la salida del tren. El «Puerta del Sol» tenía prevista su salida a las cinco y

media de la tarde, de la estación parisiense de Austerliz, adonde llegan y desde donde salen todos los

tienes o procedentes de o con destino a España. Sobre las tres de la tarde, la dirección de la Sociedad

Nacional de los Ferrocarriles Franceses —la S. N. C. P.— recibió un aviso •anónimo et> el que se exigía un

rescate de medio millón de francos nuevos —cerca de siete millones de pesetas—, pues en caso contrario

una bomba haria explosión en el «Puerta del So).

PRIMERA CARTA ANUNCIADORA, DE LA OPERACIÓN.

En. realidad, la historia había comenzado hace quince dias, cuando la dirección -de la S. N. C. F. recibió una

carta anunciadora de la operación, pero en la primera carta no se especificaba cuál seria el tren «elegido»,

ni la cantidad exigida, ni el modo de entrega de la misma. En el aviso de ayer se concretaban ya los citados

detalles: el conductor -del tren, vería, en algún punto del trayecto. un aviso luminoso, ante el que debería

detenerse y arrojar por la ventanilla un maletín con la cantidad exigida.

MUNICIOSO REGISTRO DEL TREN

Naturalmente, la Policia, que ya estaba alertada por la dirección de la compañía, desplegó un enorme

esfuerzo de vigilancia y se -efectuó un minucioso registro, del tren durante- las dos horas que faltaban p-

ara su salida. Después un importante servicio de vigilancia fue instalado dentro del tren, en cada uno de

los vagones, aunque con tal discreción que en un principia los doscientos viajeras que embarcaron en la

(Puerta del Sol» no advirtieron nada. Pero poco tiempo después de la salida del tren, todavía en la región

parisiense, en las cercanías de Juvisy, el conductor advirtió una señal luminosa blanca, que nada tenia que

ver con el sistema de señales ordinario durante el trayecto. En conductor detuvo el convo y. de acuerdo

con las instrucciones de la Policía, fue arrojado un maletín con el rescate por una ventanilla.

Tras el rescate, fue la propía Poíicia quien salto inmediatamente del «Puerta del Sol» en persecución de los

posibles (piratas). pero ]a búsqueda :"fue infructuosa, pese a la ayuda de perros policías. Las versiones de

esta parte del hecho son confusa; hay quien afirma haber visto sombras fugitivas—a, la hora citada va ha

caído la noche en la zona de París en estas fechas del invierno—, mientras que otros testigos niegan haber

visto nada anemia!. Tras una media hora de esta búsqueda infuctuosa el «Puerta del Sol) volvió a em-

prender su camino.

INFORME A LOS VIAJEROS

A estas altura^ del trayecto ¡los viajeros fueron informados de lo que sucedía, y naturalmente se

intensificaron los registros. Ocultar una bomba en un tren no es demasiado difícil, desde luego, pero los

registros hablan sido muy minuciosos y no habían dado resultado alguno. De esta manera él tren llegó a la

frontera española con la citada media hora de retraso. pero sin ningún otro incidente. El servicio de orden

segula instalado a todo lo largo del convoy y todas las fuerzas de gendarmería de las localidades del

trayecto estaban avisadas. Lo que a estas alturas se desconoce todavía es si ls suma •exigida ha sido

entregada y si ha podido ser recuperada La compañía, francesa es de una absoluta discreción —más bien

de- un total mutismo— a este respecto, de la misma manera que lo fue al principio, cuando recibió hace

quince días el primer aviso de este extraño acto de pirateria Aunque este silencio puede ha-cer presagiar

que el rescate ha sido entregado, pero ello no está confirmado, desde luego.

NO EXISTEN IMPLICACIONES POLÍTICAS

Pese a toda esta discreción. se ´cree saber -que no -existen implicaciones políticas en este asunto, sino que

se trata •de un -simple acto crimina! El hecbo de que Jia^-a sido elegido precisamente el tren «Puerta del

Sol) puede deberse a que se trata de un tren internacional, muy frecuentado, compuesto exclusivamente de

vagones-camas y otros de literas. La Prensa "Francesa de la mañana, no ha recogido todavía el suceso,

excepto una breve nota informativa en la última edición de «L´Aurore». Las hipótesis de la policia son

varias->jue se trate de un atentado, el acto de un perturbado mental, o de una banda de delincuentes

perfectamente organizado, aunque desde luego esta hipótesis es la más verosímil.

Felizmente, en ningún momento- se produjo el menor indicio de pánico entre los viajeros y todo el mundo

conservó una perfecta presencia de ánimo. En París, un portavoz de la Policía ha afirmado que se trata del

primer acto de este tipo que se produce en Francia 7 en Europa.

Es una consecuencia —siguió diciendo el citado portavos— de los frecuentes secuestros de aviones, que

indudablemente incitan a una cierta imitación. Pero si bien resulta muy fácil —al menos re. latiramente—

colocar una bomba en un tren, lo cierto es que un tren no puede ser controlado por los «piratas» de la

misma e implacable manera que un avión .

Desgraciadamente, aunque haya habido un final feliz, ahora la preocupación de la Policía gala es la posible

extensión de este tipo -de crímenes.

ABSOLUTA NORMALIDAD EN EL TRAYECTO ESPAÑOL.

Puestos al habla con la oficina de Información de la, Renfe en Madrid, nos han comunicado que en cuanto

a territorio español no ha habido ningún problema en el trayecto del «Puerta del Sol», habiendo llegado a

su hora a la estación de Chamartín y sin que se tuviera que tomar ningún tipo de medidas.

 

< Volver