La figura del extrañamiento en el vigente código penal  :   
 Consiste en la expulsión del país por el tiempo de la condena. 
 ABC.    21/05/1977.  Página: 80. Páginas: 1. Párrafos: 10. 

LA FIGURA DEL "EXTRAÑAMIENTO" EN EL VIGENTE CÓDIGO PENAL

Consiste en la expulsión del país por el tiempo de la condena

Extrañamiento, destierro y confinamiento, según un trabajo del Servicio de Documentación de Cifra, son

tres especies de penas restrictivas de libertad admitidas por el Código Penal vígente.

El extrañamiento consiste en la expulsión del territorio español por el tiempo de la condena (artículo 86

del Código Penal!.

> No hay que confundir esta expulsión, aplicable tanto a los españoles como a los extranjeros, con la

expulsión de extranjeros que en ciertos casos se aplica como medida no penal.

La pena de extrañamiento existía ya en los primeros Códigos penales españoles, y hasta 1810 se dividió el

extrañamiento en temporal y en perpetuo (artículo 112 del Código de 1870). No obstante, este llamado

extrañamiento perpetuo era en dicho Código una figura superfina puesto que, como ha destacado «1

jurisconsulto Carlos lada, no estaba señalado en ningún artículo del Código, ni especialmente ni como

pena superior a otra determinada.

El Código de 1928 prescindió completamente del extrañamiento, el cual reapareció en 1932. pero ya con

la formulación que tiene en la actualidad, o sea, limitándose al extrañamiento temporal.

Se considera que. la pena de extrañamiento tiene cierta lógica cuando se trata de delincuentes extranjeros,

o bien de delincuentes políticos. Pero en general ha sido- una pena restrictiva de libertad que ha perdido

terreno en las codificaciones penales y que ha merecido críticas cuando no se aplicaba a los casos

concretos que hemos señalado. En España, pese a que el extrañamiento Sígue siendo admitido por nuestro

Código Penal, se ha hecho del misma escasa aplicación.

La pena de extrañamiento lleva consigo la inhabilitación absoluta durante el tiempo de la condena

(artículo 46 del Código Penal).

La duración prevista en el actual Código para el extrañamiento es de doce años y un día a veinte años

(artículo 30), de acuerdo con el criterio tradicionalmente seguido para el extrañamiento temporal.

Finalmente, la ejecución de la pena podrá llevarse a término dando orden a la Policía para que se haga

efectiva la expulsión.

 

< Volver