Cartas. 
 Movimientos feministas     
 
 Diario 16.    18/03/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 7. 

CARTAS

Movimientos feministas

Con referencia a la noticia "Disidentes feministas crean un nuevo grupo en Madrid" aparecida en D16 el pasad o día 16, la Asociación Democrática de la Mujer, que se considera tratada de forma totalmente impropia, aclara los siguientes aspectos:

"1. Que, efectivamente, han surgido discrepancias en la ADM motivadas por el desacuerdo de algunas socias respecto a que la ADM es ana asociación interclasista y estrictamente feminista y política, lo cual necesariamente conlleva:

A) La imposibilidad de que la Asociación como tal adopte una posición política de clase, o que entre sus objetivos programáticos figure la definición por una forma de Estado concreto.

B) La grave inconsecuencia que supondría por parte de la ADM el entrar a formar parte de organismos que. aunque formados por mujeres, y cuya existencia saluda y respeta esta Asociación, ni se definen como feministas ni defienden un mínimo programa feminista, como es el caso de la Plataforma de Organizaciones de Mujeres de Madrid. La ADM entiende como una obligación la defensa de la esencia de la lucha feminista, por ser ésta la única que conducirá a la plena liberación de la mujer, y no estamos dispuestas a difuminarla o a oscurecerla, pues consideramos que ello actúa en detrimento de los intereses de la mujer como sector oprimido que es.

C) Que la razón de ser de la ADM está basada en unos estatutos, una ideología y un programa unificadores. Sobre la base de esto, cualquier tendencia es admisible, pero no es lícito ni honesto pretender socavar los principios de la ADM argumentando la defensa de tal o cual tendencia.

Estos eran parte de los motivos esgrimidos por un grupo de socias para manifestarse en contra de la junta directiva de la ADM, que era —y es— la máxima defensora de estos criterios. Curiosamente, la nueva organización (ULM) surgida, al parecer, de una escisión de la Asociación Democrática de la Mujer, manifiesta ahora defender los mismos principios de la ADM sin hacer referencia para nada a los motivos que se citan más arriba y que sistemáticamente fueron esgrimidos .como básicos para estar en

contra de la junta directiva de la ADM, lo cual hace pensar que se trata de la maniobra de un partido político para formar su propia organización feminista y que tal maniobra pretende justificarse en el "funcionamiento antidemocrático de la ADM".

Este supuesto se refuerza aún más si tenemos en cuenta que de manera repentina se hicieron socias de la ADM más de doscientas mujeres, de las que la mayoria ni siquiera se han dado a conocer en la Asociación, excepto por un escrito solicitando la celebración de una asamblea con una urgencia inusitada en personas que se acaban de hacer socias."

 

< Volver