Autor: ;Hernández Rodero, M.. 
   ¿Se pudo evitar el motín?     
 
 Diario 16.    29/07/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 8. 

¿Se pudo evitar el motín?

Anabela Silva

Pilar Fernández

M. Hernández Rodero *

Los últimos sucesos ocurridos en numerosas prisiones del país pudieron ser evitados si:

1. El Ministerio de Justicia hubiera atendido las mínimas reivindicaciones, planteadas por el

movimiento de presos en numerosas ocasiones. A los mínimos derechos humanos, a la reforma de la

Administración de Justicia (Tribunales, Jurisdicciones especiales, etcétera), profunda reforma

del Código Penal y Reglamento de Prisiones. Ha sido necesaria la convulsión producida en los penales,

para que dicho Ministerio anuncie que ya existe un nuevo Reglamento, que puede ser que se vea en

próximos Consejos de Ministros. Un reglamento elaborado a espaldas de los propios interesados, de

abogados, de organizaciones de presos (como COPEL), según los viejos métodos de la dictadura.

2. Si la respuesta de la Dirección General de Prisiones a las reivindicaciones de los presos hubiera

sido otra, distinta a la de una sistemática, represión (traslados, celdas de castigo y malos tratos, que han

agudizado la tensión y el descontento de los mismos).

3. En cuanto a los hechos concretos sucedidos en Carabanchel se podría haber evitado

probablemente el saldo de heridos y destrozos materiales en las instalaciones carcelarias, si las

Fuerzas de Orden Público hubieran actuado de manera diferente a como lo lucieron y si se hubiera

facilitado, por parte de! Ministerio de Justicia, un verdadero diálogo para una solución pacifica del

conflicto, tal como estaba en el ánimo de los presos.

4. Si los partidos y organizaciones obreras hubieran asumido realmente la problemática de los

presos sociales, como victimas por un lado del sistema capitalista y, mas concretamente, como víctimas

de una legislación y un sistema penitenciario del régimen de Franco. Y además si hubieran

presionado a: Gobierno, dado su peso en la vida política del país, para que acelerara el proceso de

reformas urgentes planteadas por los presos.

5- Si el pueblo hubiera comprendido que la existencia de los presos sociales viene dada por las

contradicciones del sistema, que precisa para su supervivencia de la marginación y represión de amplios

sectores que lo cuestionan, siendo el producto de esta situación, y por tanto, presos de toda la sociedad.

Las últimas huelgas de los presos sociales son una etapa más de su lucha por las reivindicaciones;

reivindicaciones que de no ser satisfechas urgentemente harán más amplias las movilizaciones.

Exigir al Ministerio de Justicia una respuesta favorable a los presos sociales es una tarea de toda la

sociedad. Abogados finalista».

 

< Volver