Recepción en el Palacio Real en la festividad de San Juan. 
 El Rey, satisfecho con la situación política     
 
 Informaciones.    26/06/1978.  Páginas: 1. Párrafos: 24. 

DECEPCIÓN EN EL PALACIO REAL EN LA FESTIVIDAD DE SAN JUAN

EL REY, SATISFECHO

CON LA SITUACIÓN

POLÍTICA

MADRID, 26 (INFORMACIONES y agencias).

CON motivo de la onomástica de don Juan Carlos 1, los Reyes de España fueron felicitados en la tarde del sábado último, en una recepción celebrada en el palacio Real, por el Gobierno, representantes de los partidos políticos, Parlamento, Cuerpo Diplomático, Administración del Estado, Ejército de Tierra, Mar y Aire, fuerzas de orden público y personalidades políticas y del mundo de la cultura.

INFORMACIONES

A las nueve menos cuarto de la noche comenzó él acto protocolario en la Cámara Oficial, en donde se encontraban los presidentes del Gobierno y de las Cortes, los ministros acompañados de sus esposas y las infantas doña Pilar y doña Margarita, así como otros miembros de la familia real.

Mas de una hora tardaron los Reyes en atravesar los ocho salones de palacio, en los que estaban distribuidos los invitados por sectores representativos afines.

El presidente Suárez —según Efe— se mostraba con una cara muy seria, manifestando que no estaba especialmente enfadado, aunque «naturalmente tengo muchas preocupaciones».

En cuanto a la situación política actual, el presidente manifestó que estaba satisfecho, y añadió: «Yo siempre he pensado que todo iba a ir bien, y así está ocurriendo, por ejemplo, el consenso. Yo creo que después del consenso seguirá el consenso, porque la democracia necesita años para consolidarse.»

Uno de los temas más comentados por los invitados fue la composición de las personas de uno de los salones, a donde los servicios de protocolo enviaron una representación de ex ministros de los Gobiernos anteriores al 15 de Junio y posteriores a esta fecha, desde Torcuato Fernández-Miranda a José María de Areilza, pasando por los señores Osorio, Solís, López Rodó, etc.

Mas tarde, en otro salón, le tocó el turno en el saludo a los Reyes a Santiago Carrillo, quien se interesó por el reciente viaje de los Monarcas a China, respondiendo don Juan Carlos que había sido muy interesante y que le habían regalado unas caricaturas en las que aparecían con los ojos oblicuos.

Finalmente, en el salón de alabarderos, los Reyes fueron saludados por los representantes de la Prensa, entre los que se encontraban los directores de varios periódicos madrileños.

Finalizados los saludos, loa Reyes de España pasaron al comedor de gala, donde se ofreció una copa a los Invitados.

En una conversación mantenida por don Juan Carlos, en tono informal, con los periodistas —según Europa Press—, el Rey expresó su satisfacción por la situación política, aunque lamentó los excesivos protagonismos que existen y manifestó su Interés por que el proceso constituyente culmine cuanto antes.

Al preguntarle por la posibilidad de que el consenso constitucional sea cuestionado en el Senado, el Rey señaló que debe oírseles a los senadores, para que así se expresen todos los miembros de las Cortes.

Sobre el mismo tema, el presidente Suárez afirmó que no ha dado instrucciones a los senadores de U.C.D. para que mantengan sin modificar e! texto constitucional elaborado por consenso.

CONCESIÓN DE LA

ORDEN DE CARLOS III

A SUÁREZ

Poco después de las once de la noche del sábado se hizo publico que con motivo de la onomástica de don Juan Carlos I, el Rey concedió la gran cruz de la Orden de Carlos III al presidente del Gobierno, Adolfo Suárez; asimismo, se concedieron las siguientes condecoraciones:

Grandes cruces del Mérito Civil a José María Callejas Peinado, Enrique Esteban Rodríguez, Luis Fernandez y Fernández-Madrid, Alfonso Gota Losada, Tomás Jaso Roldan, Sabas Antonio María García, Francisco de Asís Pastor Jiménez, Manuel Río Martín, José Antonio Sáez de Santamaría y Tinture, Miler Schiff y Gerard Veldkamp (estos dos últimos de nacionalidad extranjera).

De Alfonso X el Sabio a Miguel Allué Escudero, Manuel Fraga Iribarne, Antonio Hernández Gil, Salvador de Madariaga, Valentín Matilla Gómez, Gabriel Sánchez de la Cuesta y Gutiérrez, José Joaquín Sancho Oronda y Ángel Verdasco García.

De San Raimundo de Peñafort, a Manuel Amorós González, Fernando de Campos y salcedo, Luis Grande Muñoz (a título postumo) y Adolfo Miaja de la Muela.

Gran cruz de la Orden de Sanidad, a Abilio García-Barón García (a título postumo), Eduardo García del Real González, Francisco Orts Llorca y Emilio Zapatero Villalonga.

Gran cruz de la Orden Civil de Beneficencia, a Iñigo de Arteaga, Domingo Macías Miguel (a titulo postumo), Sixto Obrador Alcalde (a título postumo), Casilda de Silva y Fernandez de Henestrosa y a la Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Valencia.

Gran cruz de Isabel la Católica, a Emilio Atard, Gabriel Cisneros Laborda, Miguel Herrero de Miñón, Eduardo Navarro Alvarez, Gregocio Peces-Barba, José Pedro Pérez Llorca, Miguel Roca Junyent, Jordi Solé Tura, Miguel Alemán Valdés, Enrique Narciso Guerra y Jesús Vives Casanova, estos tres últimos de nacionalidad extranjera.

Gran cruz del Mérito Agrícola, a Luis García García, Rosendo García Salvador, Luis Jordana de Pozas, Sebastián María Llompart Aragues y Félix Rodríguez de la Fuente.

Placa de oro al Mérito Agrícola, para el Escuadrón 404 del Ejército del Aire.

CONDECORACIONES MILITARES

Gran cruz al Mérito Militar: Luis Durango Pardini, Miguel Fontenla Fernández, Manuel María Mejías, José Morillo Barberán, Ricardo Oñate de Pedro y Jesús Rojas Ladrón.

Del Mérito Naval, a Alfredo Caso Montaner, Emilio García Conde Cenal, Jesús Miguel Hadad Blanco (a título postumo), Manuel Mojado Aguirre y Alfredo Muinos Simón.

Del Mérito Aeronáutico, a Vicente Alberto Lloveres, Francisco Fernández-Mazaranbroz y Martin-Rabadán, Carlos Oliete Sánchez, Juan José Sánchez Caval, Manuel Sánchez-Tabernero de Prado y los extranjeros Alvaro Agustín Brachos Ríos y Heinz Puchs.

 

< Volver