Consumo. 
 Otro punto negro  :   
 del escándalo del pan. 
 Ya.    27/08/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 17. 

OTRO PUNTO NEGRO del escarnidlo del pon: productividad operario-día

La productividad operario-dfa en jornada normal no es menor de 300 kilogramos • La tahona que funcione por debajo de esta productividad no es rentable • La repercusión dé la mano de obra en kilo de pan es, en el caso de los 300 kilos, 6,66 pesetas • El escandallo del sector da como coste de mano de obra 15 pesetas en concepto de taller, más dos pesetas y pico por mano de obra complementaria; o sea, 17,43

Algo realmente inaceptable

Mientras la Subcomisión de Industria de la Comisión Provincial de Precios Investiga el rendimiento harina-pan y, al parecer, va a llevar a caibo varias pruebas a nuestros lectores como a la más, ein contentarse con el re. aullado obtenido en la prueba hecha el jueves, ofrecemos tanto propia Subcomisión unos cuantos datos más que un Industrial madrileño no Integrado en la Asociación Nacional de Panadería nos ha proporcionado y que se refieren a ese otro punto negro del escandallo que es el coste de mano de obra por kilo de pan.

Este ea un punto negro que isa aclara con facilidad, Asegura nuestro interlocutor. Ed coate de la mano de obra no- debe ser más de cinco pesetas kilo. No las 17 pesetas que da «1 sector, ni siquiera las 11 pesetas que señala el escandallo que estudia la Comisión Provincial de Precios.

El industrial citado declara que la productividad operarlo-día en jornada normal está en loa 500 kilos, pero que la productividad de la que no se puede bajar, a modo de barrera, es la de 300 kilos. Las tahonas que tengan tal productividad operario - día no eon rentables, están encareciendo el pan a los consumidores y deben eliminarse.

Nos dice también que el «alarlo operarto-ano, Bastos d*. Seguridad Social inciuWOB, es os340.000 pesetas. Los días trabajados al año son doscientos setenta, cifra media, descontando mes de vacaciones, domingos, fiestas, «to.

Con estos datos y una senciila máquina calculadora se pueden obtener loa «ifnientes resultados:

Caso de los 500 kilogramos por día

Si un operarlo produce 500 kilo* dé pan-día (Jornada normal) jr trabaja doscientos setenta día», produce al año 135.000 kilos de pan. Como este hombre supone Un coste anual de salarlo de pesetas 640.000, resulta que el dividimos las 540.000 pesetas entre lo» 185,000 kilos, obtendremos el costo de mano de obra directa por kilo: cuatro pesetas.

Por este concepto de mano de obra directa el escandallo del sector pone 15 pesetas, al que añade dos pesetas más en concepto de mano de obra indirecta Olimpia» dora*, portero, contable, etc.), eme supone el 15 por 100 de tes 16 pesetas de la manó de obra directa. Podríamos añadir ese porcentaje del 15 por 100 a las cuatro pesetas y obtendríamos 4,60 pesetas coste de mano de obra directa e indirecta por kilo de pan.

La diferencia entre las 17 peseta» del escandallo del sector por mano de obra directa e indirecta y las 4,60 (redondeemos a cinco pesetas) de las cuentas que hademos aquí son 12 pesetas. Lo que significa que en cada 135.000 kilos hay una ganancia extra de pesetas 1.620.000, gi es que se repercuten las 17 pesetas en el precio del pan de* una fábrica con la citada productividad. Ésa ganancia extra es la que permite

crear luego comisiones que dota 1 a n los márgenes comerciales autorizados en la venta del pan.

Urgencia de la reestructuración

Estos datos hacen más palpa, ble la verdad del clamor que sobre la urgencia de un plan de reestructuración de la Industria (también del comercio) del pan se ha difundido tanto a nivel del gector¡ de consumidores y de prensa especializada.

En 1977 no podemos permitirnos el lujo de tener industrias panificadoras que elaboren en Madrid pan sin contar con las ventajas de la economía de escala, que supone abaratamiento de costes. Como el industrial a quien debemos la ba^e de esta información, tenemos que resaltar públicamente que no deben hacer pan las tahonas, que no tengan esa productividad, como no sea que hagan pan de lujo, y entonces habría que dar, al caso un diferente régimen de precios del que tiene el pan-pan tradicional.

Somos .conscientes que «sta puesta al día de los costes dej pan mediante la operación "cuentas claras" que el mismo sector patrocina para que se sepa toda la verdad y nada más que la verdad del pan va a crear un problema transferido desd» te ta-fcafaá%m aamyetp. La. industria no podrá, «I a* fin «e sitúa en justo lugar ea coste de la mano da obra y su incidencia en el kilo de pan, dar´a los vendedores de pan márgenes comerciales y comisiones tan sustanciosos. ¿Qué puede pasar? No debe pasar nada. Sencillamente, la re-ordenaclón del sector panadero ha de llevarse a cabo simultáneamente «n la industria y »n eJ comercio.

Coso de los 300 kilogramos por día

Analicemos el segundo caso, barrera ínfima de la que no debe pasarse, pues la tahona que trabaje con productividad Inferior no es rentable y debería eliminarse para evitar que a costa suya se encarezca el pan de los madrileños.

Si un operarlo produce 300 kilos-dia en jornada normal y trabaja doscientos setenta días, produce al año 81.000 kilos de pan. Como este hombre supone un coste anual de salario de 840.000 pesetas, resulta que si dividimos fas 540.000 pesetas entre los 81.000 kilos, obtendremos el coste de mano de obra directa: 6,6 peseta», y sumándole el 15 por 100 por mano de obra indirecta tendremos el coste de mano de obra en 7,59 pesetas kilo.

La prueba hecha de rendimiento harina-pan no debe servir

Opinan algunos industriales madrileños • Que la subcomisión vaya a una fábrica durante el trabajo normal

Hemos recibido varias llamada» de algunos Industriales de Madrid y provincia que se han enterado por la prensa de la prueba de rendimiento harina/pan efectuada por la subcomisión de industria de la Comisión Provin* clul de Precios. Consideran que tal prueba no es válida. Y nos dicen el porqué.

Se ha trabajado como antiguamente, no como, se> trabaja hoy sn panadería. Se ha hecho un i. i IIM wnlu, can rae» WM que requiere mucho tiempo dé fermentación.

Ahora se trabaja con amasado rápido, con más agua, eon levadura prensada y .con sólo cinco minutos de tiempo de firmen» táción. De otra forma.

La prueba hecha da un rendimiento harina pan de 118 por 100. ES tipo moderno de fabricación da pan da un rendlmiOTi-to ¿ea 188 por 100.

N. de la B.—Nos permitimos considerar de gran interés este Juicio emitido por industriales madrileños del sector, que ha sido posible gracias a la prensa y la» anuo u e Incompleta, información difundida por los medios de comunicación. Prueba evidente para el Gobierno Civil de to que puede colaborar en la resolución de los problemas del pan una política Informativa de absoluta transparencia durante todo el proceso de Investigación y no una información global al finalizar los trabajos de la Comisión Provincial dé Precios.

 

< Volver