Tras dieciséis horas de conversaciones en la cumbre. 
 Pacto económico en la Moncloa  :   
 El próximo jueves, nueva reunión con temario político. 
 Hoja del Lunes.    10/10/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 36. 

Tras dieciséis horas de conversaciones en la cumbre

Pacto económico en la Moncloa

EL PRÓXIMO JUEVES, NUEVA REUNIÓN CON TEMAR! O POLÍTICO

MADRID. (HOJA DEL LUNES.)—A última hora de la tarde de ayer finalizó la primera ronda de

conversaciones Gobierno-oposición en lo que se ha venido en llamar "pacto de la Moncloa". A esta

reunión, que comenzó el pasado sábado por la mañana, asistieron, por parte del Gobierno, el presidente

Suárez, los ministros del equipo económico, Fuentes Quintana y Fernández Ordóñez. Asimismo Alberto

Oliart y José Manuel Otero Novas, ministros de Industria y Energía y de la Presidencia, respectivamente.

La oposición estuvo representada por Santiago Carrillo, Ramón Tamames y Tomás García, por parte del

PCE; Felipe González, Plácido Fernández Viagas y Joaquín Leguina, por el PSOE; por parte del grupo

mixto, y encabezacfos por el presidente del PSP, Enrique Tierno Salvan, estuvieron Raúl Morode,

Fernando Moran, Carlos Güell y Emilio Gastón. La minoría vasco-catalana tuvo sus portavoces en Juan

Ajuriaguerra Pedro Sodupe, Miguel Roca Jun y e n t Ramón Trías-Fargas, Jordi Pujol y Josep Verde i

Aldea. Los par lamen tarios vascos, que abandonaron la sesión en la tarde del sábado al recibir la noticia

del asesinato del presidente de la Diputación de Vizcaya, señor Unceta Barrenechea, para dirigirse a

Bilbao, regresaron a tiempo parta reincorporarse a las conversaciones en el palacio de la Moncloa.

Manuel Fraga, Laureano López Rodó y Federico Silva Muñoz hablaron en nombre de Alianza Popular, y

por los socialistas de Catalunya lo hicieron Joan Reventos, Ernest Lluch y Josep María Triginer. Con

ellos se encontraban también los representantes de la mayoría en las Corte s—UCD—, Salva d o r

Sánchez Terán, Leopoldo Calvo Sotelo y José Pedro Pérez Llorca.

CANSADOS, PERO SATISFECHOS

Los asistentes a la reunión fueron saliendo esca1onadamente para someterse a las preguntas de los

periodistas que se encontraban montando guardia, desde las primeras horas de la tarde, a las puertas de la

Presidencia del Gobierno. En sus rostros y en sus respuestas se reflejaba el cansancio de unas sesiones "a

tope" y la satisfacción de unos resultados esperanzadores.

El ministro de Hacienda, Fernández Ordóñez, v i s i blemente fatigado, declaró a HOJA DEL LUNES, en

torno a la marcha de las conversaciones, que "han sido dos jornadas intensas, de mañana y tarde,

presididas por la conciencia de la gravedad de la situación económica, y de la necesidad de buscar unas

líneas de consenso sobre las cuales instalar las posibles soluciones a la crisis. Esto ha sido el espíritu;

constructivo y de respuesta, dentro de una sociedad democrática de encontrar una solución a la crisis".

A la pregunta de si la crisis se vería pronto solucionada, declaró que "nos hallamos en el buen camino".

Por su parte, Ramón Tañíanles, del Comité Ejecutivo del PCE, manifestó a este periódico que "en la vida

hay pocas ocasiones de participar en reuniones como ésta. Cuando pase el tiempo recordaremos estas

jornadas como un jalón trascendental en la evolución política y económica del país.

Hoy, aquí, se ha acordado algo muy importante por todas las fuerzas políticas del espectro parlamentario,

que es sencillamente una decisión de contribuir todos a poner en orden nuestra economía, a asentar las

bases de un desarrollo con nuevas formas de participación democrática. En resumen, yo diría que el

principio de acuerdo es muy importante"j El secretario general del PSOE, Felipe González, declaró que

"lo que habría que resaltar de todos los trabajos es el esfuerzo considerable de aproximación a la realidad

de la crisis y del reparto del coste de la misma de forma equitativa, lo cual quiere decir que paguen más

los que más tienen".

Poco antes de que el vicepresidente para Asuntos Económicos, Fuentes Quintana, diera lectura al

comunicado de la reunión, el preside nte Suárez abandonó p r e c i piladamente el palacio de la Moncloa

acompañado de su mujer para asistir a una cena oficial con el Presidente de Méjico, señor López Portillo.

El presidente, que mostraba una expresión s 9 n riente¡ únicamente declaró que estaba satisfecho de la

reunión.

Las reuniones, que estaban previstas en principio para finalizar ayer, recomenzarán para tratar de asuntos

estrictamente políticos el próximo jueves, a las diez de-la mañana, día y hora en que el caballo de batalla

será la anunciada ley de defensa de la democracia contra el terrorismo.

GRAVE SITUACIÓN ECONÓMICA

Este es el contenido integro de la declaración formulada al término de la reunión de ayer por todos los

partidos asistentes:

1. Durante los días 8 y 9 de octubre se han reunido en el palacio le la Moncloa los representantes de los

diversos partidos lamentaria con el presidente aeí políticos, con representación parGobierno y otros

miembros de éste, . a los efectos de conocer y examinar como primer punto del orden del día el programa

de saneamiento y reforma económica. Se ha producido un amplio y extenso debate sobre los objetivos,

instrumentos y medidas previstas en el referido programa, ha biendose aportado por los representantes de

los partidos

políticos presentes los motivos de discrepancia y de consenso.

2. Un primer aspecto en el que se ha alcanzado une. base de entendimiento ha sido en el diagnóstico de

la situación económica del pais, calificada como grave debido a la confluencia de diversas crisis.

La coincidencia en este diagnóstico debe servir, a juicio de los reunidos, de base para adoptar las

medidas que dentro del marco de una economía de mercado, resultan imprescindibles para sanear

y reformar ia actividad económica y que puedan permitir su superación y consiguiente relanzamíento.

3. Ha sido motivo de especial consenso la necesidad de que loe costes derivados de la superación de la

crisis sean soportados equitativamente por los distintos grupos sociales, así como ¡a exigencia de

democratización efectiva del sistema político y económico que ello habrá de comportar para, su

aceptación por el conjunto de la sociedad.

4. Todos los partidos políticos presentes en la reunión coinciden con el Gobierno en la necesidad

de una serie de medidas monetarias, financieras y de empleo, predominantemente a corto plazo, que

permitirían restablecer en un período de dos años los equilibrios fundamentales de la economía española,

aminorando la inflación, reduciendo el paro y mejorando la situación de la balanza de pagos. En el

sentido apuntado, los partidos políticos y el Gobierno expresan su consenso en los siguientes puntos

concretos:

A) Política presupuestaria.

— Limitación y ejemplaridad de log gastos consuntivos del Estado y de la Seguridad Social, revisando

todos aquellos cuya existencia no se justifique de modo estricto y en línea con el esfuerzo que se solicita a

todos los españoles.

— Orientación prioritaria del gasto público para el fomento del empleo, dedicando 100.000 millones de

pesetas como aportación al presupuesto de la Seguridad Social en 1978, dé los cuales 60.000 millones se

destinarán al seguro de desempleo.

— Clarificación del déficit presupuestario haciendo compatible su cuantía con la evolución monetaria.

— Progresividad del sistema tributario como consecuencia de la nueva ley de Medidas Urgentes de

Reforma Fiscal.

B) Seguridad Social.

— Reducción de los costes de trabajo para las empresas mediante un menor crecimiento de las cuotas

de la Seguridad Social y progresivo control social de las prestaciones con participación de ios

representantes de los trabajadores, de los empresarios y de las distintas fuerzas sociales.

C) Política monetaria.

— Moderación paulatina de los ritmos de aumento de la masa monetaria para conseguir una

desaceleración del proceso inflacionista.

— Limitación del nivel de nuevas dotaciones del crédito oficial, atendiendo preferentemente a las

actividades de exportación agrícolas, construcción de viviendas y pesca, y reforzando asimismo la

atención a la pequeña y mediana empresa.

D) Precios y salarios.

— Actuación dirigida a contener el alza de los precios de los productos más importantes « efectos del

coste de la vida, con el objetivo de que el índice dfe precios de consumo no aumente durant* 1978 más de

un. 22 por 100 en promedio anual.

— Crecimiento de la masa salarial en cada empresa hasta un 20 por 100 durante 1978, de forma que,

computando los aumentos por antigüedad y ascensos, se llegue a un incremento total del 22 por 100,

con un tratamiento favorable de los salarios más bajos. Esta norma podrá revisarse si el índice de precios

expresado en el apartado anterior supera el nivel anual medio previsto. Para garantizar el cumplimiento de

esta norma se estudiarán y concretarán las posibles medidas que permitan retirar las ayudas crediticias y

fiscales a las empresas donde no se respete, así como para autorizar, en su caso, la reducción de la

plantilla hasta en un 5 por 100 de sus efectivos en aquéllas en que se superen los niveles salariales

antes indicados.

E) Empleo.

— Se adoptarán las medidas paralelas que aseguren una prestación eficaz y rigurosa del seguro de

desempleo y un tratamiento prioritario de las modalidades de creación de puestos de trabajo,

atendiendo especialmente al empleo juvenil; contratación temporal de los acogidos al subsidio de paro

sin pérdida de sus derechos y a las áreas geográficas de mayor índice de desempleo.

TRANSFORMACIONES DE FONDO

Asimismo el Gobierno y los partidos políticos consideran que la superación de la criéis se verá facilitada

al introducirse simultáneamente con las medidas antes enunciadas una serie de transformaciones de fondo

en el sistema económico referente´s a las siguientes áreas:

1. Reforma fiscal ya iniciada

2. Perfeccionamiento del control del gasto público.

3. Creciente participación de la sociedad en las decisiones y en el funcionamiento de la Seguridad Social.

4. Programa educativo con la creación del número de puestos escolares que sean necesarios para

asegurar la plena escolarización.

5. Medidas dirigidas a impedir la especulación en materia de suelo urbano y urbanizable y

conducentes a facilitar el acceso al disfrute de la vivienda.

6. Transformación del marco actual de relaciones laborales por medio del desarrollo de la acción

sindical y de un código de derechos y obligaciones de los trabajadores en la empresa.

7. Reforma del sistema financiero, con liberalizaron progresiva en lo que afecta al sector privado

y con una democratización efectiva de las instituciones financieras públicas.

8. Modernización agraria, con revisión en las leyes de desarrollo agrario, arrendamientos rústicos y

fomento del cooperativismo.

9. Estatuto de la empresa pública.

TOMA DE CONCIENCIA

Los representantes del Gobierno y de los distintos partidos políticos coinciden en que los objetivos

anteriormente, descritos resultarán inalcanzables si el país no toma conciencia de la gravedad dé la

situacóin, y entienden que si las acciones expuestas se cumplen señalará, el punto d´e partida de una

nueva etapa que conducirá al asentamiento de un sistema económico estable que reduzca gradualmente

las tensiones hoy existentes en la sociedad española.

Sobre estas bases de entendimiento temporal, y respetando la autonomía de los diversos partidos políticos

y de sus correspondientes programas, proseguirán los contactos entre los reunidos a los niveles

convenientes, de tal manera que en el plazo de diez días se concrete el alcance de las medidas que deban

adoptarse para superar la crisis económica en relación con los temas tratados, lo cual dará lugar, en su

caso, a un proceso de flexible y dinámica negociación, todo ello sin perjuiciot en ningún caso, de la

soberanía que a las Cortes corresponde para el debate y aprobación de tes disposiciones legislativas que

pudieran derivarse de las medida, de referencia.

 

< Volver