Autor: Criado, Carmelo. 
 Cotizó el "compromiso de la Moncloa". 
 Para arriba     
 
 Arriba.    12/10/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 17. 

Cotizó el «compromiso de lo Moncloa

PARA ARRIBA

Por fin, una sesión con resultado positivo. La semana, aunque corta por la festividad de hoy, ha

comenzado esperanzada... ¿Estaremos en el despuntar de una nueva singladura bursátil? La

trascendental importancia del «compromiso de la Moncloa» es motivo necesario para ello, pues

sólo con un pacto político se puede salir de la crisis que nos embarga. Pero me temo que no es

suficiente, a menos que sobrevenga de inmediato el otro gran pacto, el social —llámese como

se quiera—, entre las centrales sindicales, las patronales y et Gobierno. Esta va a ser la gran

prueba de madurez —o de fuego, si se prefiere— que está esperando el país.

Afortunadamente, ia Bolsa ha respondido tirando suavemente para arriba, después de

Incontables sesiones de hacerlo en dirección opuesta. Y aunque 64 centésimas no sea para

lanzar las campanas al vuelo, sí evidencia que la Bolsa no está tan muerta como parecía y que

el dinero sale cuando encuentra una coyuntura propicia. Ahora necesitamos que la

especulación no juege una mala pasada, desgastando este primer arranque Inversor cuando

las dosis de riesgos son todavía elevadas y evidentes.

Las tomas de posición del dinero fueron prácticamente generales desde el principio. Se notaron

más. como es lógico, en aquellos departamentos menos cargados de papel, como el eléctrico y

el químico

En Bancos, que arrastraba oferta desde hace días, las compras se han notado menos. Han

abundado las repeticiones y algún descenso.en valores punteros, sobre todo Bancos

industriales.

Telefónica gana dos enteros y cuartillo y como siempre es una destacadada responsable del

resultado global del día.

El cierre puede calificarse de sostenido y bastante equilibrado, si bien preponderaron tas

publicaciones de papel sobre las de dinero en la proporción de 12 contra 8.

Bases para el cambio de la Bolsa

La reactivación bursátil es fundamentalmente unq cuestión de confianza. Pero hemos salido de

una situación histórica y nos hemos metido en otra de moldes muy distintos. No es extraño que

a la Bolso le haya llegado también la hora del cambio. La comisión de reformo de) mercado de

votares puede ser un puntal para acometer las modificaciones técnicas y estructurales que

precisa. Recientemente, don Jerónimo Rincón, presidente de la Junta Central de los Colegios

Oficiales de Corredores de Comercio, ha realizado unas declaraciones a la revista «Bols-Eco»

en las que señala una serie de puntos para acometer una política de reactivación del mercado

de capitales. Estos puntos son:

— Necesidad de una normativa clarificadora de los distintos mercados financieros y sus

instituciones, con determinación expresa de sus competencias y órganos de funcionamiento.

— Establecer una regulación agilizada de toda la normativa de gestión de los valores

mobiliarios, tanto de aquéllos integrados en el nuevo sistema como de los otros no Incluidos.

— Establecer los adecuados cauces profesionales de gestión para que todo inversor, desde

cualquier lugar del territorio del país, pueda acceder con plenitud de conocimiento y máximas

facilidades a los mercados nacionales o regionales de contratación mobiliario.

— Potenciar al máximo todos los mercados de valores, tanto los de ámbito nacional como

los regionales o locales.

— Se hace necesario y urgente estudiar con gran detalle y realismo la rentabilidad de las

inversiones en valores mobiliarios.

— Establecimiento de una política a favor de la representatividad de tos accionistas en las

asambleas y consejos de administración de las grandes empresas.

— Supresión de todas las intervenciones extrañas al mercado.

— Posibilidad de un restablecimiento de las operaciones a plazo, que debería hacerse en una

o varías etapas.

En estado de excepción

Las opiniones sobre la Bolsa tienen matizaciones muy diversas, según el estamento o grupo de

opinión de donde procedan, dice el comentarista de Bolsa del Banco Pastor. Todas ellas son

muy respetables —prosigue—, aunque difícilmente se pueden admitir aquellas concepciones

que consideran que el actual estado del mercado de valores no muestra efectos caóticos. Nos

referimos concretamente a las declaraciones suscitadas en las discusiones de la ponencia

relativa ai impuesto sobre el patrimonio, en donde se interrelocionaban los tratamientos

preferenciales con una situación drásticamente negativa. Al no englobarse la situación bursátil

dentro de este término, desaparecía el proyecto inicial del Gobierno, batido por una mayoría

que encontró justificadísima la anulación de las escasas ventajas preferenciales con que se

Intentaba adornar la Inversión en títulos valores. En nuestro continuo empeño por dar a

conocer a la opinión pública los efectos matemáticos de ia evaluación bursátil, hemos

elaborado un cuadro que recoge el período 24-4-74/30-9-77, intervalo que engloba lo que

podíamos denominar etapa bajista de la Bolsa.

Carmelo CRIADO

 

< Volver