Autor: Aizpún Tuero, Jesús. 
   A la conquista de Navarra     
 
 ABC.    12/07/1978.  Página: 3. Páginas: 1. Párrafos: 23. 

A LA CONQUISTA DE NAVARRA

Es conocido el comunicado hecho público por U. C. D., respecto de los luctuosos sucesos de Pamplona y de la situación tensa y grave que. lamentablemente, se mantiene.

En la sesión del Congreso de esta mañana, el ministro de] Interior se fia dirigido a la Cámara para explicar el acuerdo adoptado con la Junta de Portavoces acerca de estos sucesos, en el sentido de que, estando realizándose en estos momentos las pertinentes investigaciones, en un plazo inmediato, y tan pronto disponga de los Indispensables elementos de juicio, comparecerá personalmente ante 1» Comisión de Interior, -para dar cuenta de los resaltados de las ínvestigaciones y medidas adoptadas en so caso. En este sentido se ha pronunciado la Cámara, con el asentimiento de ti. C. D., en actitud, perfectamente coherente con el comunicado de U. C. D. de Navarra, en el que solicitaba precisamente la investigación pertinente, la delimitación de responsabilidades y la aplicación de la Ley a les responsables en su caso.

Pero queremos dejar bien claro que hay que llegar a la raíz de los hechos. Ciertamente que la actuación de la Fuerza Pública debe ser investigada:

¿Quién dio la orden de intervenir? ¿Cuáles fueron esas órdenes? ¿Cómo fueron interpretadas? ¿Cómo fueron "cumplidas?

Esto, que es indispensable, nos aclarará las eventuales responsabilidades de quien sea realmente responsable de una determinada actuación. Y si es procedente «ue caiga todo el peso de la Ley sobre quien proceda.

Pero no ereamoe. que con ello se han aclarado esto» lamentables sucesos ni, lo que es peor, que se han eliminado las cansas.

Porque parece claro que la Fuerza Pública actuó desafortunadamente, extemporáneamente y con Inusitada violencia. Las investigaciones que a todos los niveles se llevan a.cabo lo confirmarán o no. Pero sería cerrar los ojos a la realidad, con una ingenuidad infantil o quizá dolosa, el desconocer que la provocación d« este u otros incidentes de gravedad estaban perfectamente planeados, y la provocación habría de mantenerse hasta provocarlo. La intervención de la Fuerza Pública necesariamente ha de ser explotad», pero el más corto puede comprender que si sirve de pantalla no oculta la premeditación de loa hechos.

´T»~ algún día antes se había provocado un incidente al quemar una bandera española y resultar lesionados dos cadetes que pretendieron impedirlo.

La tensión en Pamplona, los días anteriores a San Fermín, era. tan evidente Que la Prensa se hacía eco de ella.

.Los sucesos del sábado se Inician con «fe*» acto de endenté provocación, que fue contestado por la mayoría del público. Pero es enormemente significativo, y la opinión pública tiene que conocerlo, que inmediatamente de iniciarse el lamentable incidente de la plaza de toros surgía la violencia en muy diversos y distantes puntos de la candad. Como es muy. significativo que sea asaltada e incendiada la Diputación Foral en forma que evidentemente solo lo hacen unos expertos.

Son demasiadas coincidencias para desconocer el origen y el signo de estos •hechos: Quema de bandera española, pancarta de «Presoak. Kaleras, Incendio de la Diputación de Navarra, coreo de «slogan» como «E. T. A., mátalos», etc.

Es-incuestionable «1 signo de tos sucesos y U rafa del problema.

Y no es otro que el intento de incorporar Navarra a esa ioaa de terrorismo separatista en que E. T. A. se mueve. No dudamos de sus el problema vasco necesita soluciones políticas, aunque no serán suficientes.

Pero el problema de Navarra no es el genérico del pueblo vasco, sino el especifico del pueblo navarro.

Navarra es una´unidad histórica, política y regional, que aspira a la plenitud de autonomía. Pero es, al mismo tiempo, un territorio integrante de España e Inseparable de ella. Y. por tatito, los problemas de Navarra son los problemas de España..

Si partidos reconocidamente separatistas están actuando sobre Navarra, están actuando sobre un trozo de España.

Esto nos autoriza a exigir del Gobierno una política clara, precisa y sin ambigüedades. Un» política de España para Navarra.

Sin abordar asi los problemas podrá resolverse sobre la responsabilidad de unos hechos concretos, pero no sobre la causa.

-... -

Las Fuerzas del Orden se equivocaron o no. Pero U Que es incuestionable es que el problema de la unidad de España pasa por Navarra.—Jesús AIZPUN TUERO, diputado de U. C. D. por Navarra.

 

< Volver