El Lazio-Barcelona corre serio peligro     
 
 Informaciones.     Páginas: 1. Párrafos: 5. 

EL LAZIO-BARCELONA CORRE SERIO PELIGRO

ROMA, 8. (Resumen de ALFIL.)—

El presidente del Lazio, Umberto Lenzini, ha declarado que teniendo en cuenta el «lima político actual

contra España en toda Italia, sería preferible que no se celebrase el partido que debe disputar su club

contra el. Barcelona, valedero para la Copa de la U.E.F.A., y fijado para el próximo día 31.

EL PRESIDENTE ROMANO PREFIERE QUE NO SE JUEGUE, POR TEMOR DE «QUE

PUEDA PROVOCAR LAMENTABLES INCIDENTES»

«Yo soy presidente de un club de fútbol —dijo Lenzini— y deseo que en la cancha se juegue al fútbol y

no que se haga política.» Admite, sin embargo, que «existe el riesgo de que la presencia del Barcelona en

el estadio Olímpico pueda provocar lamentables incidentes, contrarios al buen nombre del deporte» Y aun

declarándose consciente de que al rehusar el partido, el conjunto romano deberá afrontar todas las

consecuencias —partido perdido, multa, descalificación—, insiste en que «no me atrevo a correr el

riesgo»

En todo caso, a juicio del presidente del Lazio, cualquier decisión al respecto debería ser adoptada por la

Liga Italiana (organismo que agrupa a los representantes de los clubs de Primera y Segunda División) y

también por la Unión Europea de Fútbol. Todavía hay quienes Tan más allá pidiendo que sea el Comité

Olímpico y el mismo ministro del Turismo y el Espectáculo (del que dependen las actividades deportivas

en Italia) quienes intervengan para exponer sus puntos de vista en una cuestión que desborda los límites

puramente deportivos y alcanza implicaciones claramente políticas.

AMENAZA DE LOS DOS EXTREMOS

Lo cierto es que el Lazio ha recibido amenazas, tanto de la extrema izquierda como de la extrema

derecha. Los primeros prometen que el partido no se jugará, porque ellos no lo permitirán; los segundos

aseguran que tomarán represalias si el equipo romano rehúsa jugar. Mientras tanto el lunes, el órgano

oficial de la Democracia, Cristiana —el mayor partido gubernamental ae había ocupado del conflicto

Lazio-Barcelona, pronunciándose abiertamente en favor del desarrollo normal del encuentro.

En todo caso, el Lazio ha establecido ya contactos con la U. E. F. A. pidiendo la exención de

responsabilidades subjetivas en caso de incidentes. Sin embargo, el máximo organismo europeo ha hecho

saber al club italiano que en ningún caso podrá gozar de inmunidad. En estas circunstancias, prosiguen

los contactos y reuniones de la Directiva del Lazio con sus organismos futbolísticos y de momento se da

como seguro que el partido al menos no se jugará de noche, para evitar que lo oscuridad pueda facilitar la

actuación de elementos provocadores y al mismo tiempo haga más problemática la prevención de

incidentes.

 

< Volver