Una gallega de unos cincuenta años compró el piso. 
 Un llavero publicitario sirvió para encontrar a Emilio Villaescusa     
 
 Diario 16.    15/02/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 16. 

Martes 15-febrero 77/DIARIO 16

Una gallega de unos cincuenta años compró el piso

Un llavero publicitario sirvió para encontrar a Emilio Villaescusa

MADRID, 15 (DI6).—El llavero publicitario con que la constructora FERSA obsequió a Aurora Pereira

Calda, "una gallega sin acento gallego" de unos cincuenta años, propietaria del piso del que fue rescatado

el teniente general Villaescusa, sirvió para que la Policía liberara al presidente del Consejo Supremo de

Justicia Militar.

La historia del último refugio de Villaeseusa comenzó el 7 de octubre pasado cuando Aurora Pereira Cal-

da, una cincuentona de aspecto discreto, que declaró ejercer Ja profesión de "casera", llamó al timbre de

las oficinas de FERSA, en la calle Orense, número 7, de Madrid, y preguntó: "¿Es aquí donde venden

pisos?".

Todavía pasó más de un mes hasta que Aurora Pereira Calda adquirió el piso bajo A del número 8 de la

calle Sierra de Alcubierre, en la urbanización Parque de Ondarreta, 2, en Alcorcen, donde Villaescusa

pasó la última semana de su secuestro.

El 7 de octubre, uno de los vendedores de FERSA advirtió a Aurora Pereira que no podría firmar el

contrato de venta si no venía su marido. La mujer, muy interesada en el piso, puntualizó que estaba

separada, a lo que el vendedor contestó que el contrato de compra-venta pediría firmarse sí traía un

documento notarial certificando la separación de bienes.

Mientras tanto se concertó la reserva de la opción de compra del piso previo pago de 10.000 pesetas.

El día 8 de noviembre, Aurora Pereira volvió a la sede

de FERSA con un documento autógrafo del notario del Colegio de La Cortina, Joaquín Serrano Valverde,

en el que se certificaba que la separación de bienes estaba consumada previo acuerdo con Ángel Caride

Corral, de profesión vidriero, marido de Aurora.

Aurora tan sólo cometió un fallo, un despiste irrelevante. Se olvidó presentar el carnet de identidad ante el

notario, quien lo hizo constar así en la escritura de separación de bienes.

Prohibido alquilar el piso

Ese mismo día, el 8 de noviembre, Aurora Pereira firmó el contrato de compraventa pagando por el piso

200.000 pesetas en concepto de entrada, más 30.000 pesetas para gastos de escritura y aceptó una

hipoteca de 500.000 pesetas. En el contrato constaba la prohibición absoluta de alquilar o vender él piso.

En estas condiciones la compradora firmó, pagó y no ha vuelto a ser vista por la empresa constructora.

Aquí se pierde el rastro del piso de Parque Ondarreta, que dos meses después fue utilizado por los

GRAPO para esconder a Villaescusa. Hace unas cuatro semanas, los vecinos de Parque Ondarreta

detectaron la presencia en el piso de la famosa "pareja", que lo habitó durante el secuestro.

El 9 de febrero por la noche treinta y seis horas antes de la liberación de Villaescusa, la Policía detuvo a

Enrique Cerdán Calixto, al que le ocuparon las llaves del piso colgadas del llavero publicitario de la

constructora con la Inscripción Ondarreta, 2. Inmediatamente la Policía investigó en la urbanización las

cerraduras hasta comprobar que las llaves correspondían al bajo A del número 8 de Sierra de Alcubierre.

Poco después de las dos y inedia de la tarde del viernes, día 11, ´la Policía, utilizando estas llaves, entró,

sin llamar, en el piso. Sus ocupantes, creyendo Que era el propio Cerdán, no tuvieron tiempo a reaccionar.

Abelardo Collazo no pudo siquiera utilizar su arma. En el piso, con un delantal puesto, al parecer por

estar cocinando, estaba también cuidando a Villaescusa la mujer de Cerdán, Encarnación Leonor

Martínez Santiago.

La rubia no está detenida

Esta mujer es "la rubia", la misma que los vecinos de Parque Ondarreta vieron varias veces las últimas

semanas acompañada de un niño y a la que identificaron como residente en el bajo A.

Encarnación Martínez Santiago no aparece en la lista de GRAPOS facilitada anoche por el director

general de Seguridad.

Cerdán tampoco aparece en la lista nominal >Je detenidos, aunque en la prolija explicación de la

operación policial de desarticulación de los GRAPO es citado varias veces como peligroso activista, autor

material de los asesinatos de cuatro policías armados el 1 de octubre de 1975, autor de la colocación en

Madrid de una serle de bombas el pasado 18 de Julio, de la colocación de explosivos en diversas

instalaciones de Televisión Española el 5 de diciembre último y de los secuestros de Oriol y Villaescusa.

Consultada la DGS sobre este tema, un portavoz declaró a D16 que "efectivamente se trata de una

omisión". Enrique Cerdán Calixto esta, efectivamente, detenido.

La Policía no ha ido todavía a la empresa constructora FERSA. "Quedaron en venir el viernes, pero no

aparecieron, y luego dijeron que vendrían el lunes a primera hora, pero tampoco vinieron", dijo a D16 un

empleado de la empresa.

 

< Volver