No me dejará vivo, me va a matar     
 
 Ya.    07/07/1977.  Página: 33. Páginas: 1. Párrafos: 25. 

Pag. 33 ya

"No me dejará vivo. Me va a matar"

En dos ocasiones a lo largo de 5a noche consiguió hablar telefónicamente un redactor de ".Diario 16" con

el "grapo" cercado en la calle Antonio López, número 148. La primera conversación fue a las 2,10 de la

madrugada.

CONVERSACION MANTENIDA A LAS DOS Y MEDIA

—¿Cómo sabían donde estaban?

—Debe de ser porque la Policía detuvo esta mañana a alguno de nuestros compañeros.

—¿La localización de ustedes

puede tener alguna relación con la detención ayer de un militante del GRAPO en Sevilla?

—No; eso estaba cortado dijo secamente Luis Torrijo, como queriendo indicar que de allí no eran

posibles las filtraciones.

--¿Adonde se dirigían? -preguntó el redactor de "Diario 16".

—Nos dirigíamos a un Seat 127.

— ¿Era un coche robado? ¿Sabe la matrícula?

- No, no sé la matrícula. Creo que era alquilado y llevaba dos IBM expropiadas.

—¿Cómo?

—Sí, dos máquinas de escribir IBM que nos servirían para nuestro trabajo de propaganda.

— ¿Qué es lo que teme?

—La Policía trata de entrar y hacer una masacre. No me dejará vivo. Me va a matar...

A las cuatro y media de la mañana, "Diario 16" volvió a ponerse en contacto con Luis

Torrijo:

—¿La Policía acepta que Tierno entre en el piso?

—Sí, la Policia parece que ha aceptado, pero no me fío nada. Pueden aprovechar y entrar a saco. Están a

dos metros, tienen metralletas instaladas frente a mí. Esto es la guerra, y no creo que se solucione.

LO QUE QUIERE EL GRAPO

—En el fondo, ¿qué es lo que quiere el GRAPO? ¿Qué quieres tú?—preguntó el redactor de "Diario .16".

—Dar publicidad de los hechos que están sucediendo en este país, y demostrar la catadura de la

oligarquía que está enmascarando a la misma Policía de siempre.

—Pero yo creo que las cosas han cambiado después de las elecciones del 15 de junio. ¿No crees que ha

sido así?

—Sí, pero hablan de democracia y siguen masacrando y engallando al pueblo. Pero en realidad continúan

las mismas oligarquías, entre ellas la económica, la clerical, la financiera, la militar.

--Pero tú tienes siempre la pistola en la mano.

—Por supuesto, siempre, en cualquier momento.

--¿Piensas hacer uso de ella?

—Si entra la Policía, claro.

— Pero eso puede provocar una masacre. Hay otras personas ahí que podrían resultar heridas...

—Estas cosas hay que resolverlas de esta manera. En las guerras siempre hay gente Inocente que muere.

Temo que baya heridos. Temo y no puedo. Las cosas se tienen que resolver asi

 

< Volver