El ataque se produjo anoche en un despacho laborista de la calle Atocha. 
 Ya han muerto cuatro de las personas ametralladas     
 
 Informaciones.    25/01/1977.  Página: 2. Páginas: 1. Párrafos: 21. 

EL ATAQUE SÉ PRODUJO ANOCHE EN UN DESPACHO LABORALISTA DE LA CALLE DE

ATOCHA

YA HAN MUERTO CUATRO DE LAS PERSONAS AMETRALLADAS

"HEMOS TENIDO UN ATAQUE DE LOS GUERRILLEROS DE CRISTO REY", DIJO UNO DE LOS

HERIDOS A UN TESTIGO.

MADRID, 25 (INFORMACIONES).

CON la muerte de Francisco Javier Sauquillo, ocurrida a las 9,3O de esta mañana en la Clínica de la

Seguridad Social Primero de Octubre, son ya cuatro las víctimas del atentado perpetrado en la noche de

ayer por dos pistoleros de la extrema derecha, aún sin identificar.

Los nombres de los otras fallecidos son Ángel Rodriguez Leal, Enrique Valdelvira y Luis Javier

Benavides Ordaz Otras cuatro personas más, todas ellas abogados del despacho de la calle de Atocha

número 55, fueron heridas de gravedad y algunos se encuentrán en estos momentos en estado critico. Son:

Luis Ramos Pardo, Serafín Holgado Antonio, María Dolores González Ruiz, Alejandro Ruiz Huerta

Carbonell y Miguel Caradia Gil. Los médicos y personal sanitario de. las clínicas Primero de Octubre,

Hospital Clínico y Francisco Franco, donde se encuentran los heridos, han intensificado sus esfuerzos por

salvar las vidas de las víctimas de uno de los mas sangrientos atentados políticos que se han producido en

este país.

A la información del trágico suceso, en ocasiones, se sumaban otros no menos trágicos rumores, sin

confirmación final. Hoy, los despachos de abogados laboralistas de Madrid permanecen cerrados en señal

de duelo.

AMETRALLADOS

En la noche de ayer, concluida una reunión que un grupo de abogados laboralistas había, mantenido con

unos ochenta trabajadores del transporte, los mencionados abogados se disponían a celebrar una reunión

con otros compañeros que trabajan en distintos barrios madrileños, para tratar, entre otras cuestiones, de

la legalización de diversas asociaciones de vecinos. En total el número de personas reunidas no

sobrepasaba las diez. Cerca de las doce de la noche sonó el timbre de la puerta, que fue abierta sin más

trámites por la ordenanza del despacho, Ángel Rodríguez Leal —antiguo empleado de la Telefónica, de

donde había sido despedido hace poco tiempo—, que inmediatamente fue empujado y tiroteado a

quemarropa por dos desconocidos, quedando en el suelo mortalmente herido.

Los asesinos recorrieron los despachos hasta llegar al lugar donde se celebraba la reunión de abogados, y

ante la impotencia de éstos. dispararon las metralletas, que llevaban silenciador, contra los Infortunados

abogados. Los individuos abandonaron rápidamente el lugar sin ser identificados.

Como consecuencia del tiroteo quedarían mortalmente heridos Javier Benavides Ordaz y Enrique

Valdelvira, y el resto de sus compañeros quedaron desangrándose en el suelo, pues hablan recibido la

mayor parte de las heridas en el abdomen y en la cabeza, ya que se encontraban sentados cuando re-

cibieron los impactos de las balas.

UN TESTIGO PRESENCIAL

Uno de los abogados que iba a asistir a la reunión y que salvó su vida por haber llegado con unos minutos

de retraso fue el primer testigo y espectador de la "massacre", que ha relatado en la siguiente forma a un

redactor de INFORMACIONES:

"Era la segunda vez que iba al despacho de la calle de Atocha; no conocía la casa con precisión y, por

tanto, no sabía dónde podría encontrarse el interruptor de la luz. Subí la escalera a oscuras y me pareció

que el ascensor estaba detenido entre dos plantas."

Añade el señor Menéndez que cuando subía la escalera creyó oír una especie de gemido, seguido de un

golpe seco y prosigue llegue al piso, llamé y me respondieron que quién era; di mi nombre y pregunté por

mi amigo, Luis Javier Benavides. Me abrieron la puerta. Creo que fue Alejandro Ruiz Huertas; lo hizo

con dificultad, arrastrándose y con sangre en la cara.»

Dice don Luis Menéndez que la primera frase que oyó al letrado herido fue: "Hemos tenido un ataque de

los guerrilleros de Cristo Rey. Estuvieron aquí y nos tiraron una bomba. Ya hay varios muertos y estamos

heridos."

Luis Menéndez de Luarca bajó inmediatamente a la calle, temiendo, según sus propias declaraciones, ser

igualmente victima de un atentado: "Creí que iba a encontrar a alguien esperándome en algún tramo de la

escalera o en el portal, pero no tenía más remedio que intentar salir a la calle. Desde la telefónica llamé a

la Policía. Yo no cuento más que lo que be vista No quiero hacer declaraciones falsas en ningún aspecto."

Un vecino, según testigos presenciales, avisó a la Policía, que se presentó de inmediato y que después de

subir al piso donde se encontraban los heridos, salió .a la calle solicitando la ayuda de los* viandantes y

vecinos que se habían estacionado en las inmediaciones, para trasladar a los heridos a taxis, coches

particulares y ambulancias. Los heridos fueron llevados al Hospital Clínico. Ciudad Sanitaria Francisco

Franco y Ciudad Sanitaria Primero de Octubre. Aunque los servicios médicos intervinieron con, toda

rapidez, nada pudieron hacer para salvar las vidas de Ángel Rodríguez Leal, Enrique Valdelvira y Luis

Javier Benavides Ordaz que fallecieron casi inmediatamente.

La noticia del atentado se difundió rápidamente por Madrid, y numerosas personas acudieron a los

distintos establecimientos sanitarios para interesarse por los heridos, produciéndose escenas dolorosos

entre los familiares y compañeros de trabajo. En la Clínica Primero de Octubre se personaron el

gobernador civil de Madrid y el presidente del Colegio de Abogados de Madrid, señor Pedrol Rius, segun

nuestras informaciones, algunos dirigentes de la oposición fueron aconsejados por alguna autoridad

gubernativa a no permanecer en sus domicilios durante la pasada noche, en previsión de que pudieran

reproducirse nuevos atentados. Por su parte, el señor Rosón manifestó a INFORMACIONES:

«He comunicado al director general de Seguridad que voy a llevar yo personalmente este caso. Me tomaré

mas interés que por todos los anteriores. Estoy dispuesto a negar hasta el final, caiga quien caiga.»

Se da la circunstancia de que el último de los abogados fallecidos, Javier Sauquillo, está casado con otra

letrado que resultó también herida en el atentado, María Dolores González Ruiz, que fue novia del

estudiante Enrique Ruano, muerto en extrañas circunstancias a raíz de los sucesos universitarios de 1969.

PARTE MEDICO

La Residencia Sanitaria Primero de Octubre ha facilitado un parte sobre el estado, a las once de la

mañana, de los heridos que se encuentran internados en dicho centro médico, victimas del

ametrallamiento ayer de un local de abogados laboralistas.

Serafín Holgado Antonio sigue muy grave. Presenta herida por arma de fuego en la región retroauricular

izquierda, sin salida. Herida en tercio medio del muslo por la cara externa izquierda, con hematoma. Otra

herida en región glútea. Está descerebrado.

Miguel Saravia Gil. Múltiples perforaciones afectando el sigma. Otra herida en recto y ocho heridas en.

intestino delgado. Ha sido trasladado de la sala de reanimación a la planta» lo que indica una cierta

mejoría, aunque sigue en estado muy grave.

Marta Dolores González Ruiz. Presenta herida de arma de fuego por ángulo maxilar inferior derecho,

atraviesa cuello y sale por región lateral medio cervical. 0tra en la cara posterior. Hematoma controlado.

Está en observación. Pronóstico, muy grave.

Alejandro Ruiz Huerta. Herida penetrante en muslo derecho con orificio de entrada y salida, que afecta a

partes blandas, sin interesar huesos. Presenta dos heridas tangenciales en la rodilla y una de proyectil en

rebote en región precordial.

LA CAPILLA ARDIENTE, EN EL COLEGIO DE ABOGADOS

Hacia el mediodía de hoy será instalada en el Colegio de Abogados de Madrid la

capilla ardiente dé los abogados asesinados anoche en el despacho laboralista de Atocha, 55.

Según se ha manifestado en la citada corporación, en estos momentos se está recabando el permiso de los

familiares para proceder al traslado de los cadáveres.

EL PRESIDENTE DEL TRIBUNAL SUPREMO SUSPENDE LOS JUICIOS EN SEÑAL DE DUELO

La Junta de Gobierno del Colegio de Abogados de Madrid se halla reunida en sesión permanente desde

las once de esta mañana para discutir la respuesta de loa letrados ante el atentado terrorista perpetrado

anoche en el despacho de la calle de Atocha.

Unos trescientos abogados M han reunido también en el Colegio de Abogados en un ambiente de gran

tensión, Por otra parte, el presidente del Tribunal supremo ha decidido suspender las vistas del día en

todos los juicios y audiencias en señal de luto.

Los partidos políticos condenan los sucesos de ayer

MADRID, 25 (INFORMACIONES).—Numerosos partidos politicos lian hecho públicos sendos

comunicados de protesta y denuncia por los trágicos sucesos de ayer en los que perdieron la vida cuatro

abogados de Madrid, y otros se encuentran gravemente heridos. Los comunicados recibidos hasta el

momentó son del P.S.O.E., P.T.E., P.C.U., O.R.T., M.C., CN.T, y CC.OO. Así mismo la Asociación de

Vecinos de Valdeacederas, en la que uno de Los abogados asesinado, Luis Benavides, desempeñaba su

trabajo asesor, ha hecho pública una nota de protesta.

Disparos, de madrugada, en tres bares y en la calle

RUMORES INFUNDADOS DE INCIDENTES DURANTE ESTA MAÑANA

MADRID, 25 (INFORMACIONES).

HACIA la una y veinte de la madrugada de boy, dos grupos de jóvenes de (rapos políticos de signo

contrario protagonizaron una pelea en el bar Junco y en el Pub de Santa Barban, así coma en la plaza del

mismo nombre y en la calle de Femando VI. Se escucharon algunos disparas, pero en D. G. S. notificaran

esta mañana a un redacto» de INFORMACIONES que este seceso «no tuvo importancia y que no había

detenidos».

Asimismo, en D.G.S. declaman a INFORMACIONES que «quizá con ánimo de que cuida d pánico en la

población madrileña se están propalando rumores completamente falsos».

TIROS EN UN BAR

Según informa la Policía Municipal, a las 6,45 de la madrugada de hoy, unos individuos se presentaran en

el bar Rublo, de la plaza Beata María Ana de Jesús, número 7, y tras insultar a las camareras que allí

prestan servicio, dispararon un tiro al aire, dándose a la fuga inmediatamente.

Las camareras fueron llamadas a declarar a la Comisaria de la calle de la Escuadra., en el distrito del

Centro.

A primeras horas de la mañana, voces anónimas comunicaban por teléfono al periódico que había

estallado una bomba en la calle de López de Hoyos, que había disparos en La Cibeles y que en una

cafetería de Antón Martín había entrado un hombre con una ametralladora, disparando sobre los que se

encontraban en ese momento en la cafetería, produciendo algunos muertos.

Según D.G.S., se ha confirmado que todos estos hechos son completamente falsos.

 

< Volver