Parte médico     
 
 Pueblo.    25/01/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 6. 

PARTE MEDICO

MADRID, 25. (Europa Press.)-El parte médico facilitado ayer dice, entre otras cosas: «A las diecinueve y

cuarenta, el juez de guardia, que es el titular de] Juzgado número 16, ha ordenado el traslado del cuerpo

de María Luz Nájera Julián, fallecida esta tarde, tras ser herida cuando participaba en ´una manifestación

de protesta por la muerte del estudiante Arturo Ruiz, ocurrida el domingo.»

Médicos de la clínica de la Concepción han facilitado el parte médico. Según el doctor Boixados, jefe de

Neurocirugía de la citada clínica, tas lesiones que causaron la muerte de la joven fueron: traumatismo de

cráneo encefálico con fractura de base de cráneo y lesión de tronco cerebral con edema cerebral

irreductible y muerte por parada cardiorrespiratoria. El estado era de suma gravedad y lo único que se

pudo hacer con la paciente fue una transfusión de sangre. Va había entrado en coma. Una radiografía

mostró que tenia fractura craneal. No tema ninguna señal externa. Presentaba una hemorragia profusa

nasal y oral, que obligó a hacer taponamiento. En un estudio urgente hemorradíológico. se le practicó un»

parteriografia de la carótida derecha, que demostró existencia de un retraso de circulación cerebral como

signo de un gran edema cerebral, sin lesiones concretas de hematoma o hemorragia intracerebral, y, en

consecuencia, no era tratable quirúrgicamente, falleció a las dos horas de haber ingresado.

El doctor Boixados manifestó que la lesión fue producida por un objeto contundente y que forzosamente

tenía que haber correspondido a un golpe fuerte a distancia corta, aunque precisó que la autopsia revelaría

estos extremos.

En el examen de la enferma participaron unos 15 médicos de tres unidades diferentes.

La enferma fue ingresada en la Clínica de la Concepción por dos jóvenes, presuntos compañeros en la

manifestación.

Por su parte, un doctor de la sección de dudados intensivos, quien habló con la familia, manifestó que el

estado de los padres había sido de extrema excitación y dolor, hasta el extremo de que habían tenido que

tomar calmantes.

 

< Volver