Los sucesos de Madrid. Comentarios en Francia. 
 "Frente común contra la violencia"  :   
 Sospechas de que los G.R.A.P.O. Están siendo utilizados por la extrema derecha. 
 Informaciones.    27/01/1977.  Página: 6. Páginas: 1. Párrafos: 7. 

«FRENTE COMÚN CONTRA LA VIOLENCIA EN ESPAÑA»

PARÍS, 27 (Corresponsal de INFORMACIONES).

Con mayor abundancia ahora de análisis y de comentarios que de información propiamente dicha, la

Prensa francesa sigue prestando gran atención a los recientes y trágicos acontecimientos en España. Un

breve resumen por tendencias puede dar una visión de las ideas que más se barajan en estos comentarios.

Para «Le Fígaro» (conservador), que trata, sobre todo, del comunicado conjunto Gobiernooposición

contra los terroristas, y de las tomas de posición de personalidades políticas, religiosas y militares, lo más

destacado es el "frente común -contra la violencia, frase con la que titula su primera página.

SOSPECHAS DE QUE LOS G.R.A.P.O. ESTÁN SIENDO UTILIZADOS POR LA EXTREMA

DERECHA

"Cuarenta y ocho horas —dice un comentario en el Interior— han bastado para poner en peligro catorce

mesas de esfuerzos pacientes para democratizar eí país." Trae hablar de los diversos grupos de extrema

derecha y extrema izquierda, el comentario centra «u atención en dos de ellos, toe Guerrilleros de Cristo

Rey y el G.R.A.P.O.

En cuanto al misterioso G.R.A.P.O., confirma el refrán de que toe extremos se tocan. Todo nace pensar

que se trate de militantes de extrema izquierda maniobrados bajo monge por fuerzas de extreme, derecha.

Para un régimen que no tiene más que catorce manee de existencia, ea una penada prueba —termina este

comentario— y la izquierda, que acaba de apoyarle en este momento dilícil, parece atrever aprovechar la

ocasión que w te «Crece para entrar plenamente en ed Juego político."

"La, izquierda en ayuda del Poder" titula "Le Quoctidien de Paris" (Independiente": ^La, aproximación

entre un Poder que tiene su origen en el franquismo y una oposición que nunca cesó de combatirlo,

dimensión de leus conmociones políticas en España. En España, más que en otra paste, * causa de

pasiones tenaces de un pasado pesado de combates nunca terminados y de crimenes inexpiables, la vía

intermedia es la mas difícil. Juan Carlos lo Babia cuando decidió insertar a España en el universo

democrático. Si se nace abstracción de loa actos de violencia no hay nada, en España que sea contrario a

un esquema válido para otros países en mutación. Le. firmeza del Rey es la única garantía contra el

peligro totalitario. Ceder al clima de violencia es traicionar la democracia. Resistir a él, es situar la

violencia como una peripecia sin futuro."

El diario comunista *L"Humanite» titula como «espasmos franquistas» su editorial de primera página:

«Nadie duda en Madrid de que los secuestradores del señor Oriol y el general Villaescusa), aunque se

proclaman de extrema izquierda, están en realidad manipulados por los ultras del franquismo. Las

extraordinarias facilidades de que han gozado, en una ciudad estrictamente vigilada, son, cuando menos,

inquietantes.»

«Unión sagrada contara el "bunker" franquista», titula, en el mismo sentido, «Liberation» (extrema

izquierda): «El comunicado conjunto Gobierno-oposición es, sin duda, un acontecimiento sin precedentes

desde la guerra civil. Hay que colocarlo en el activo de la oposición, que acaba de dar un gran paso ea el

proceso Iniciado, Que persigue su reconocimiento como fuerza responsable. Es, por otra parte, este

aspecío "responsable" lo que ha sido retenido por el Gobierno y basta, a1 parecer, por la jerarquía militar,

que sostiene en su mayoría el proceso iniciado por Suarez.t tSe insiste un poco fácilmente sobre estos

"activistas extranjeros", olvidando que la extrema derecha franquista, fulminada en el referéndum, sigue

intacta en sus organizaciones y posee cierta influencia en la Policía y el Ejército.»

Le Monde» (centro izquierda) subraya la extensión de la violencia: «Casi cuarenta muertos (desde hace

catorce meses) en el curso de manifestaciones, huelgas, atentados o represión de la Policía, es -decir,

cuatro veces más que en Portugal en dos años de revolución. La matanza de los abogados comunistas es

otra cosa. Es lo más Inquietante, la señal de que hay hombres en la sombra preparados a ir hasta el fin

para provocar un nuevo enfrentamiento generalizado, el recuerdo de un pasado que la mayoría de los

españoles, sea cual sea su edad o sus simpatías, rechazan con todas sus fuerzas. El cardenal Tarancón ha

resumido el sentimiento general: "Basta" Ahora, Gobierno y oposición se acercan un poco más, pero todo

el mundo mira hacia el Ejército.»

27 de enero de 1977.

 

< Volver