Rueda de prensa en la Dirección General de Seguridad     
 
 Ya.    15/03/1977.  Página: 12,13. Páginas: 2. Párrafos: 15. 

Rueda de prensa en la Dirección General de Seguridad

Vos de los detenidos en relación con la muerte de los abogados laboralistas, José Fernández Cerra y

Fernando Lerdo de Tejada Martínez, parecen tener relación con el grupo político Fuerza Nueva, y, más

concretamente, el primero de ellos fue expulsado de dicha organización, según se ha manifestado en la

rueda de prensa mantenida en el mediodía de ayer con el director general de Seguridad, don Mariano

Nicolás García; el gobernador civil de Madrid, don Juán José Rosón Pérez; el director general de

Coordinación Informativa, don Gonzalo Rodríguez del Castillo y el jefe superior de Policía de Madrid,

don José María Callejas, que ha dirigido las investigaciones. La rueda de prensa se celebró en el salón

Canalejas de la Dirección General de Seguridad.

El director general de Seguridad comenzó señalando que la Policía ha desarrollado su labor con absoluta

objetividad y sentido profesional, sin que en ningún momento, como alguien podría pensar, la filiación

política de las víctimas o la relación de los autores con unas u otras ideologías hubiera significado

cortapisa alguna en las diligencias policiales. Añadió que esta labor podría calificarse, desde el punto de

vista profesional, como más importante que la realizada ante ]os secuestros del teniente general

Villaescusa y del señor Oriol. Informó que el ministro de la Gobernación había visitado la Dirección

General de Seguridad en la tarde del domingo para conocer directamente las gestiones y felicitar a los

funcionarios que las realizaron. UN SUBOFICIAL DE LA LEGIÓN

Después de que el Jefe superior de Policía diera lectura a la nota Informativa, se iniciaron las preguntas de

los periodistas, a las que se respondió con concreción a los siguientes puntos:

—Leocadio Jiménez Caravacá era el único que tenia antecedentes penales por haber sido detenido en

otras ocasiones por agitación política callejera de signo derechista. Este presunto implicado ha sido

suboficial de la Legión.

—No había ninguna metralleta entre las armas encontradas a los detenidos, ni, por supuesto, ninguna

Marietta. La confusión habida en los primeros momentos que siguieron a la comisión de los homicidios

parece debida a una de las pistolas empleadas para disparar sobre los abogados—una Browning del nueve

largo—, que admite dos cargadores, por lo que su tamaño es un poco mayor que las otras armas cortas

conocidas. No se utilizaron silenciadores.

—E] crimen no parece tener relación alguna con los secuestros ocurridos en aquellas fechas, sino

solamente con el conflicto laboral, tal y como se ha explicado en la nota oficial.

—El grupo agresor no tenía nombre, como tampoco lo tenía la operación en la que resultaron acribillados

los abogados y el empleado administrativo del bufete. El único móvil del heclio se centra, por el

momento, en don Joaquín Navarro. Los agresores buscaron a Navarro en el despacho de abogados porque

en dicho lugar había dormido varias noches, evitando permanecer en su domicilio, donde previamente a!

suceso le habían Ido a buscar los presuntos asesinos. ¡Navarro actualmente está libre.

Confesiones totales

— Los sobrevivientes de la masacre identificarán hoy a los detenidos, aunque con anterioridad ya

habían identificado sus fotos. Por otro lado, esta diligencia no se considera de mayor importancia,

ya que las confesiones de los encausados han sido totales. Por lo que hasta ahora se sabe, Albaladejo

actuaba de forma absolutamente particular.

— En un principio se Investigó la posible relación de este hecho con el homicidio de Arturo Ruiz

en la calle da la Estrella, aunque más tarde se abandonó dicha hipótesis por no existir evidencia ds la

posible conexión. No obstante, parece que el asesino de Arturo está también relacionado con Fuerza

Nueva. Todavía no se han hecho investigaciones en Fuerza Nueva ni en otros grupos políticos para

obtener nuevas pistas. Los detenidos, no han pasado todavía a la autoridad Judicial.

(Continúa en pág. siguiente)

Asesinato de los abogados laboralistas

(Viene de la página anterior)

Aparte de estos datos concretos, las autoridades gubernativas fueron reiteradamente preguilladas sobre

posibles implicaciones de este suceso con un plan de actuación política concreto, así como sobre el origen

de las armas empleadas, la pretendida relación de la muerte de Arturo Ruiz, el asalto al despacho

laboralista y el hallazgo de la fábrica de armas del señor Sánchez Covisa; la posible afiliación política

también a Fuerza Nueva de otros detenidos; la supuesta profesionalidad y experiencia terrorista de los

encausados; el alcance de la orden de "tomar represalias"; la desaparición de una importante suma de

dinero que presuntamente existía en el despacho de los abogados para financiar la huelga; la implicación

que pudiera tener la Triple A y su existencia real, así como otra serie de supuestos.

A estos planteamientos se respondió que después de las detenciones y de estas primeras Informaciones al

respecto se entra en una segunda fase de Investigación en la que todas estas hipótesis y cualesquiera otras

que puedan surgir serán debidamente estudiadas y contempladas. El director general de Seguridad afirmó

tajantemente que todas las incógnitas quedaban ahí y que más adelante se dará clara respuesta, a medida

que avancen las gestiones policiales, en las que no se Inmiscuirá ningún tipo de traba o condicionamiento.

La muerte de los laboralistas ya no es materia reservada

La Dirección General de Coordinación Informativa comunica en una nota oficial que de acuerdo en lo

dispuesto en la ley de Secretos Oficiales, el Ministerio de la Gobernación ha procedido a cancelar la

clasificación de materia reservada en lo que se reitere a las noticias, comentarios e informaciones sobre la

muerte de los abogados laboralistas ocurrida el 24 de enero pasado.

Hoy declaraba Blas Pinar en la DGS

Blas Piñar, líder de Fuerza Nueva, prestará hoy declaración en la Dirección General sobre hechos que

afectan a personas que, al parecer, han tenido o tienen relación con Fuerza Nueva, según han declarado

fuentes oficiales.

Respecto a Ignacio Fernández Guaza, presunto asesino de Arturo Kuiz, fuentes autorizadas de Fuerza

Nueva han declarado a Cifra que no es guardaespaldas de Blas Pinar, ni se le conoce en medio? cercanos

a este partido político.

Las mismas fuentes declararon a Cífra que Blas Piñar nunca lleva guardaespaldas y que cuando los ha

tenido fueron funcionarios del Cuarpo General de Policía que le puso e] Gobierno, como al resto de los

líderes políticos.

El portavoz de Fuerza Nueva añadió que tenían a disposición de los poderes públicos las fichas de los

militantes de Fuerza Nueva para demostrar que Fernández Guaza no pertenece a este partido. (Resumen

de agencias.)

 

< Volver