Autor: Moreno, Amado. 
 Las Palmas. 
 Robo de veinticinco kilos de goma-2 y un aparato explosor     
 
 Informaciones.    31/08/1977.  Página: 6. Páginas: 1. Párrafos: 4. 

LAS PALMAS

Robo de veinticinco kilos de ((Goma-2» y un aparato explosor

LAS PALMAS, 31 /INFORMACIONES, por Amado Moreno).

Un importante robo de explosivos ocurrido en las últimas horas ha conmocionado a toda la isla. Los

ladrones, cuya, identificación se desconoce de momento, mientras prosiguen las pesquisas de la Policía y

de la Guardia Civil, se nevaron 25 kilos de goma-2 y un aparato explosor que sirve para accionar cargas a

distancia. El robo de uno y otro material se cometió en la misma madrugada, pero en distíntas localidades.

La «goma-2» fue sustraída de un depósito de herramientas (no de un polvorín.) situado en Montaña

Pelada, municipio de Galdar, a unos 39 kilómetros de la capital. Los ladrones forzaron la ventana del

pequeño depósito para penetrar en su interior y apoderarse de una caja- de «goma-2», fabricada por

Explosivos de Río Tinto; también se llevaron unos cuarenta detonadores. Dado que el valor de la

mercancía no supera las 3.500 pesetas, se descarta el afán de lucro de los autores, y comienza a

especularse con la posible utilización terrorista del material sustraído. La «goma-2» iba a ser empleada al

siguiente día para la extracción de rocas de una cantera que hay muy cerca del mismo sitio.

La preocupación insular ha íubido de tono cuando se ha tenido conocimiento de que en otro punto de la

isla, en Aguimes, a unos 20 kilómetros de Las Palmas, durante !a misma madrugada del lunes, fue

perpetrado otro robo de material reí acionado con explosivos. Los ladrones se llevaron de un almacén un

aparato explosor que permite accionar a distancia diversos explosivos. Se interpreta en Gran Canaria que

los autores de ambos robos pertenecen quizá a la misma organización y que su propósito sea originar una

auténtica catástrofe de impacto internacional, como desgraciadamente ocurrió, por ejemplo, ¿tinque de

manera fortuita, con el accidente de Los Rodeos. A nadie se le esconde que con 25 kilos de «goma-2» se

puede volar fácilmente un edificio de 15 plantas. Este material, colocado y accionado en la planta de un

hotel, por ejemplo, produciría una catástrofe, cuya resonancia internacional y negativa sería muy difícil de

apagar.

Aunque nadie ha reivindicado el robo de dicho material, ha empezado a especularse igualmente con la

probabilidad de que fuesen elementos adictos al M.P.A.I.A.C., asesorados qui-zá por otros del

G.R.A.P.O.

Sin embargo, tanto la Guardia Civil (que no descansó siquiera en la noche del lunes) como la Policía,

rastrean las zonas y continúan sus investigaciones e interrogatorios para dar con el paradero de los

delincuentes, autores de estos robos de material explosivo.

 

< Volver