Tras el asesinato del capitán Herguedas. 
 Consternación en las Fuerzas de orden público     
 
 Informaciones.    28/09/1977.  Página: 3-4. Páginas: 2. Párrafos: 22. 

TRAS EL ASESINATO DEL CAPITÁN HERGUEDAS

CONSTERNACIÓN EN LAS FUERZAS DE ORDEN PUBLICO

• FUENTES OFICIALES DESMIENTEN LA CELEBRACIÓN DE UNA REUNIÓN DE

CAPITANES

• LA REUNIÓN DE ALTOS JEFES DE LA POLICÍA ARMADA ESTABA PREVISTA

CON ANTELACIÓN AL ATENTADO, SEGÚN EL MINISTERIO DE DEFENSA

• VARIAS MANIFESTACIONES DE PROTESTA CONTRA EL ATENTADO

MADRID, 28 (INFORMACIONES).

POCO después de las once de la mañana de hoy han recibido cristiana sepultura en el cementerio de

Carabanchel los restos mortales de don Florentino Herguedas Carretero, capitán de la Policía Armada,

asesinado ayer por desconocidos. Militantes de la llamada Organización Revolucionaria de España

Antifascista, organización desconocida para la Policía, reivindicaron al principio el atentado a través de

diversas llamadas telefónicas. También el G.R.A.P.O., en llamada al diario «Ya». Por el contrario —

siempre a través del teléfono—, el F.R.A.P, negó su participación en el atentado.

A las diez y media se ha oficiado en la Academia, Especial de la Policía Armada una misa de «corpore

insepulto» a cargo del vicario general castrense, monseñor Emilio Benavent, acompañado de los

capellanes de las distintas guarniciones de Madrid.

Ayer, poco después de las cinco de la tarde, los restos mortales del infortunado policía habían sido

conducidos a la Academia Especial desde el Hospital Militar Gómez mía, en la que quedó instalada la

capilla ardiente. El féretro estaba cubierto por la bandera nacional y fue recibido por el inspector general

de la Policía Armada, general Timón de Lara, que expresó su profundo pesar a la viuda del capitán

Herguedas, su hijo y demás familiares, que habían acompañado el féretro durante su traslado.

MANIFESTACIONES DE PROTESTA

Varias manifestaciones se produjeron ayer en Madrid en señal de protesta por el atentado que costó la

muerte al capitán de la Policía Armada don Florentino Herguedas.

Unas trescientas personas se concentraron a media tarde de ayer en el paseo de la Castellana, dirigiéndose

posteriormente hacia la plaza de Cibeles y Puerta del Sol. Los .manifestantes portaban banderas españolas

con crespones negros y proferían gritos de «Ejército, al Poder» y «Apala, asesino».

Sobre la» nueve, tras una invitación de la Policía a que los manifestantes se disolviesen, abandonaron el

lugar sin que se produjeran incidentes. Asimismo, se tienen noticias de otras movilizaciones en diversos

puntos, sin que en ninguna de ellas se hayan producido enfrentamientos.

DESMENTIDA REUNIÓN DE CAPITANES

Puentes cercanas a Presidencia del Gobierno manifestaron ayer a INFORMACIONES que es

absolutamente falso que se haya celebrado una reunión de capitanes en la antigua sede del Ministerio del

Ejército en Madrid. Según las mismas fuentes, las noticias aparecidas que apuntaban tal cosa «no tienen

ni pies ni cabeza».

Por otra parte, las mismas fuentes han señalado que en contra de lo que se dice, la reunión que ayer por la

mañana estaba prevista entre el presidente Suárez y varios de sus ministros, «catalogada erróneamente por

algunos como de Consejo de ministros extraordinario», no se celebró debido a la ausencia del país de dos

ministros y a otras cuestiones, sin que el atentado contra el capitán de la

Policía Armada haya sido el principal motivo, «aunque —señalaron las mencionadas fuentes— parece

lógico que el presidente Suárez quisiera estar pendiente de los acontecimientos en materia de orden

público».

En otro orden de cosas, desde las diez de la mañana de ayer permanecieron reunidos en Madrid los

mandos de las distintas circunscripciones de la Policía Armada de toda España con el director general de

Seguridad, señor Nicolás. Esta reunión estaba, al parecer, convocada desde hace algún tiempo, por lo que

de ninguna forma puede relacionarse directamente con e] atentado que causó la muerte al capitán de la

Policía Armada. Según fuentes cercanas al Ministerio de Defensa, prueba de la no relación entre el

atentado y la reunión de coroneles y generales de la Policía Armada es que la noche anterior ya se encon-

traban en Madrid varios de estos altos jefes. Sea como fuere, no se descarta la posibilidad de que durante

las tres horas que duró la reunión fuese abordado el tema del asesinato del capitán Herguedas.

DESCONOCIDA LA O.R.E.A.

La Organización Revolucionaria de España Antifascista (O.R.E.A.), que reinvindicó la primera el

atentado, carece de antecedentes de cualquier clase, desconociéndose hasta el momento a qué grupo o

grupos políticos están vinculada, según han manifestado fuentes policiales.

En una llamada al diario «Ya», el G.R.A.P.O. también se atribuye el atentado. Se ignora si la llamada es

auténtica.

Por otra parte, las mismas fuentes, tras señalar que diversos miembros de las fuerzas del orden han venido

siendo objeto últimamente de llamadas de amenaza, han declarado que por el momento no se han

efectuado detenciones y que continúan las investigaciones para esclarecer los hechos y dar con los autores

y responsables del mismo.

El mismo desconocimiento en cuanto a la citada organización viene apreciándose en círculos políticos y

periodísticos. Por el momento, los únicos indicios son, al parecer, que la muerte del capitán de la Policía

Armada se produjo por un disparo de arma corta y no de una escopeta de cañones recortados como se

especuló en principio. En este sentido, las investigaciones policiales llevadas a cabo en" relación con las

acciones :erroristas de los últimos mese; han señalado que todavía permanecen «perdidos» numerosos

uniformes militare, armas de distinto calibre, impresos de expedición del Documento Nacional de

Identidad y Pasaporte, así como una buena cantidad de explosivo del tipo «Goma-2», que no han podido

ser recuperados.

TESTIMONIO DE SU HERMANO

Según han manifestado fuentes cercanas al Ministerio del Interior, el asesinato del capitán Herguedas

ha causado amplia consternación entre sus compañeros, subordinados, superiores y demás gente que le

trataban. Las mismas fuentes han añadido que el policía muerto gozaba de gran prestigio y afecto entre

sus compañeros, no sólo por sus cualidades humanas, sino también por su ejemplar historial.

"Que la sangre de él sirva para que no mueran más".

(Pasa a la pág. siguiente.

INFORMACIONES

28 de septiembre de 1977

(Viene de la pág. anterior.)

manifestó don Pedro Herguedas, hermano del difunto, momentos después de tener noticias del asesinato.

Por su parte, una vecina del inmueble donde vivía el capitán manifestó que "era un hombre de lo más

bueno y, por confiado, le ha pasado esto", señalando a, continuación que "nunca le habían amenazado".

CONDENA UNÁNIME

Numberosas personalidades y todos los partidos políticos han expresado, a través de comunicados, su

repulsa y condena por el asesinato. "Se trata de eso, de un asesinato, no sólo contra la Policía Armada,

sino también contra el pueblo español", dijo don Antonio Fontán, presidente del Senado, una vez tuvo

constancia del hecho.

Por su parte, las centrales sindicales y partidos, así como los representantes parlamentarios se apresuraron

(ver INFORMACIONES de ayer) a expresar su indignación por el brutal atentado. En este sentido sé han

manifestado U.C.O., A.P.. Fuerza Nueva, P.S.O.E,, Partido Liberal Español, P. Carlista, Unión Nacional

Española, F. E. de las J.O.N.S. (auténtica), P.C.E., O.R.T., M.C, A.R.D.E., O.I.C., Unión de Juventudes

Maoístas, P.T.E., L.C.R., Esquerra Democrática de Cataluña, Izquierda Democrática, P.S.U.C.,

Convergencia Democrática, P.T.E. y una larga lista de partidos de todas las tendencias. Esta mañana

hemos recibido un telegrama de la Asociación de ex Presos y Represaliados Políticos expresando su

"repulsa y condena". La* céntralos sindicales —como decíamos anteriormente— también se han sumado

a la protesta unánime y a la exigencia al Gobierno de que adopte las medidas oportunas para dar con tos

responsables de la ola de violencia que, con intereses desestabilizadores, acecha al país. En este sentido,

han hecho públicos comunicados OC. OO., U.S.O., C.N.T., U.G.T. y otras,

LA C.N.T. DESCONVOCA UNA MANIFESTACIÓN

Por su parte, la Confederación Nacional del Trabajo ha desconvocado la manifestación que tenía

proyectada para el día 30 de este mes, "ante el hecho de indiscriminado terrorismo ocurrido está mañana

en Madrid". La C.N.T. tenía convocadas unas jornadas pro amnistía, durante la semana del 26 de

septiembre al 2 de octubre, y aclara el comunicado que la organización no se hace responsable de

cualquier acontecimiento violento que pudiera producirse en estas fechas. Para evitar posibles

provocaciones, desconvocan la manifestación proyectada para el próximo viernes en Madrid.

REACCIÓN DE LOS FAMILIARES

"No tenemos nada que decir", era el comentario unánime de los compañeros del capitán Herguedas, poco

después que la capilla ardiente quedase instalada en la Academia Especial de la Policía Armada.

Junto al féretro, números de la Policía Armada hacían turno de vela, mientras la mujer, el hijo, con

uniforme de soldado, y un hermano del capitán asesinado lloraban en silencio, acompañados de unos

pocos familiares. Ninguno quiso decir nada. "Estamos demasiados afectados, compréndalo", repetían

inconsolables.

A la puerta de entrada a la Academia, un capitán pedía el carnet de identidad. Solo se dejaba pasar a los

familiares y a la Prensa, a quien la Policía Armada atendía con toda amabilidad.

El hermano del capitán Herguedas declaró a TVE. que "lo que hace falta es que esta sangre sea la última

derramada; que todos los españoles podamos vivir en paz y en gracia de Dios, que es lo importante".

 

< Volver