Ayer, en La Coruña. 
 Gritos contra el Gobierno en el entierro del General González-Vallés  :   
 Grupos aislados de personas cantaron varias veces el "Cara al Sol" y dieron vivas al Ejército. 
 ABC.    26/09/1979.  Página: 9. Páginas: 1. Párrafos: 8. 

ABC. MIÉRCOLES, 36 DE SEPTIEMBRE DE 1979.

AYER, EN LA CORUÑA

GRITOS CONTRA EL GORIERNO EN EL ENTIERRO DEL GENERAL GONZALEZ-VALLES

Grupos aislados de personas cantaron varias veces el «Cara al Sol» y dieron vivas al Ejército

La Corana. (Agencias.) Los restos mortales del gobernador militar de Guipúzcoa, general de brigada

Lorenzo González-Vallés, recibieron cristiana sepultura en la mañana de ayer en el cementerio de San

Amaro, de La Corana. Previamente, a las once horas, se celebró una misa «corpore insepulto» en el

acuartelamiento de Atocha, acto «ue presidió el teniente general Gabeiras Montero, jefe del Estado Mayor

del Ejército, y a la que asistieron la viuda, hijos y demás familiares del general asesinado.

En la homilía, e] oficiante señaló que todos los presentes eran solidarios con la familia del fallecido, pues

si ella había perdido a un miembro, también lo había perdido la gran familia del Ejército. «Nos causa gran

tristeza —dijo— que un odio fanático manejado por una minoría produzca tanto dolor», y añadió que los

militares, aun sabiendo que se juegan la vida, aceptan sus puestos. «Así —dijo— van cayendo los

mejores.»

Tras la celebración religiosa en el acuartelamiento, el féretro, cubierto por una bandera nacional, salió del

cuartel a hombros de los (ios hijos de la víctima y otros militares y fue depositado en un vehículo del

Ejército, que lo transportó al cementerio. Detrás del vehículo, soldados portaban numerosas coronas de

flores.

A la entrada del cementerio, un grupo de personas comenzó a cantar el «Cara al Sol» y levantaron el

brazo. Al finalizar el himno se dieron gritos de «España una, grande y libre» y vivas al Ejército. Se coreó

el nombre del fallecido. Lorenzo González-Vallés, y se gritó «Presente».

Los hijos del general asesinado, ayudados por otros militares, llevaron el féretro hasta la tumba donde fue

enterrado. En el momento de la exhumación se cantó el himno de Infantería por la mayoría de los

presentís, y después, una vea finalizada la ceremonia, un grupo reducido entonó el «Yo tenía un

camarada» y el «Cara al Sol».

En las ceremonias de funeral y sepelio estuvieron presentes el capitán general de la VIII Región Militar,

teniente general Fernández Posse; general gobernador militar accidental de la plaza, comandante militar

de Marina, generales, jefes y oficiales de los tres Ejércitos y representantes de los Cuerpos de la Guardia

Civil y Policía.

Entre las autoridades civiles se encontraban el gobernador civil de La Coruña, presidente y fiscal jefe de

la Audiencia Provincial, presidente de la Diputación, alcalde accidental y posteriormente el alcalde de La

Coruña, que regresó ayer de Barcelona.

Tras el sepelio, un grupo de jóvenes volvió a entonar en el exterior del sagrado recinto el «Cara al Sol»,

gritando finalmente, y antes de disolverse pacíficamente, «ETA asesina», «Gobierno dimisión» y

«Ejército al Poder».

 

< Volver